jueves, 18 de octubre de 2018

PGM: La Campaña en el África Oriental (Parte 6)


La Campaña en el África Oriental

Parte 1 | Parte 2 | Parte 3 | Parte 4 | Parte 5 | Parte 6




A la defensiva 
En el sur, el África Oriental Alemana limitaba con Rhodesia, Nyasaland y con territorios belgas y portugueses. En este sector choques esporádicos se produjeron a través de 1915. La región era una de las más inhóspitas y desoladas del continente africano. La ventaja de poseer mejores líneas de comunicación, permitió a los alemanes controlar el lago Nyasa. Los británicos estaban en clara desventaja en este sector. La única guarnición de importancia era la de Abercorn, cerca del villorio homónimo, pero aún estas tropas no eran suficientes para patrullar la frontera o prevenir una invasión de Rhodesia por parte de von Lettow.

Por lo tanto, las autoridades británicas ordenaron la construcción de un puesto cerca de la frontera designado Fuerte Saisi. El fuerte fue erigido en un mamelón de roca solida, y debido a la escasez de explosivos, las rocas fueron quebradas mediante un proceso milenario: calentándolas con enormes fogatas y enfriándolas bruscamente con baldes de agua fría. Una linea exterior de forma circular de trincheras y barricadas de espinos completaban las defensas. Guarnecían este fuerte unos 400 policías del Norte de Rhodesia y tropas belgas.

En Julio de 1915, von Lettow despachó un destacamento de 300 hombres y dos piezas de artillería de campaña a tomar Saisi. Las tropas alemanas cavaron trincheras y por tres días bombardearon Saisi. Al tercer día se les agotaron los alimentos, como no había pozos de agua, la guarnición sufría de sed. Al día siguiente, el sonido distante de fusilería indicó a los defensores que una fuerza de relevo se hallaba en camino, pero sólo un minúsculo destacamento de 34 tropas belgas logró ingresar al fuerte. El sitio continuó por otros tres días, cuando ya no había una miga de pan o una gota de agua en Saisi. Los alemanes exigieron la rendición, demanda que fue rechazada. Por error, los alemanes abrieron fuego sobre los oficiales ingleses que fueron a reunirse con los parlamentarios alemanes.
Al día siguiente el jefe del destacamento alemán envió una nota formal a los británicos, pidiendo disculpas por el error. Luego de un impetuoso ataque sobre las trincheras que fue rechazado, los alemanes se retiraron de Saisi.

El gobierno británico envió una nota al gobierno belga destacando el heroísmo de las tropas belgas en Saisi pero, en esa fachada de cordialidad, la desconfianza primaba las relaciones entre esos gobiernos. Los británicos por un lado sospechaban que si los belgas lograban capturar parte del África Oriental Alemana, lo anexarían a sus colonias. Cuando a fines de 1915, las tropas belgas regresaron a su territorio para luchar contra los alemanes en el Congo, las autoridades británicas designaron al Brigadier E. Northley comandante en jefe de la Región Sud. Northley, había comandado un batallón en la batalla de Mons, era un soldado eficiente y con capacidad ejecutiva.



Mientras tanto, el General Louis Botha puso fin a la campaña en el África Occidental Alemana al derrotar a una pequeña fuerza alemana. Pero, una columna integrada por alemanes y Boers rebeldes intentó irrumpir a través de Bechuanlad y Rhodesia para unirse a las fuerzas de von Lettow.
En un largo tren de carretas y llevando gran cantidad de animales la columna se abrió paso hasta las Cataratas Victoria, perseguidas por tropas sudafricanas. Luego de una tenaz persecución, en gran parte a través de desiertos jamás atravesados por el hombre blanco, la columna llegó al África Oriental Portuguesa, donde fue internada.

El Mayor R. Gordon logró cierta notoriedad luego de perseguir y capturar a una pequeña partida de alemanes que pretendía realizar hacer junción con von Letow. Gordon los rastreó por ocho días a través del desierto, cubriendo un trayecto de 217 km. hasta que logró apresarlos y llevarnos a Livingstone, a una distancia de 653 km.

Meinerthagen dedicó el año 1915 a perfeccionar su servicio de inteligencia. Cuando llegó a Mombassa, los residentes alemanes allí se hallaban en libertad. Menertzagen pidió a Betfield que los arrestara y detuviera a todos ellos. Betfield le respondió tensamente: 


"Considero que sólo la urgencia más extrema ameritaría semejante accion de mi parte!".

Previa a la llegada de Meinerthagen, el Departamento de Animales de Caza era responsable por las tareas de inteligencia. Meinertzhagen se dedicó a formar y organizar un reducido pero notable departamento de inteligencia. En poco tiempo desenmascaró y arrestó a dos agentes nativos en Mombasa, los que en poco tiempo fueron juzgados y fusilados.

Meinerthagen realizaba excursiones frecuentes, a menudo en la zona fronteriza con el África Oriental Alemana, observando posiciones alemanas. En una ocasión, mientras se hallaba observando un puesto alemán desde la cima de un cerro y tomando notas, cuando divisó a un oficial alemán caminando hacia él, lentamente. En algo típico de Meinertzhagen y la campaña en el África Oriental, ambos descubrieron que inexplicablemente, estaban desarmados. Meinertzhagen apuntó en su diario: 


"¿Debo quedarme oculto y dejarlo pasar, o caerle encima y estrangularlo? O simplemente decirle " ¿Cómo esta Ud.?" Permanecer oculto era ya imposible. Asesinar al alemán a sangre fría me pareció algo innatural. Me puse de pie y lo saludé "Guten Tag!"

El alemán y el inglés mantuvieron una conversación afectada y breve y luego se echaron a correr tan rápido como le permitían las piernas en direcciones opuestas.



El Coronel von Lettow-Vorbeck (segundo a la derecha) huésped en una plantación cerca de Moshi, 1914

El capitán R. Meinertzhagen, Jefe del Servicio de Inteligencia británico, Nairobi, 1915

Destacamento Militar alemán

En poco tiempo, Menertzhagen logró reunir 100 agentes en Mombasa. Estos agentes, entraban y salían de territorio alemán como Pedro por su casa, especialmente en zonas costeras. A mediados de 1916, el número de agentes ascendía a 3.000. Tierra adentro, alistó los servicios de 20 europeos, en su mayoría cazadores, para observar movimiento de tropas en la frontera uno de los cuales se convirtió en toda una leyenda. Sus mejores agentes eran los Swahilis, que recorrían todo el África Oriental Alemana, haciendo diligencias para Meinertzhagen.

En estas "diligencias" agentes Swahilis realizaban visitas furtivas a letrinas de oficiales alemanes, y el material que obtenían, aunque sucio era valioso. Esto era lo que Meinertzahegm denominaba su sistema DPM (Dirty Paper Method, Método del Papel Sucio). Dada la escasez de papel higienico en el AOA, este fue remplazado por documentos oficiales descartados. Entre ellos, Meinertzahagen obtuvo mensajes, notas y detalles sobre códigos, movimientos de tropas y la firma de todos los jefes alemanes en la región.

El rival más peligroso de Meinertzhagen era un árabe educado que habia provisto a los alemanes de mucha información exacta y precisa. Este agente también se dedicaba a sabotear el FFCC de Uganda. Meinertzhagen intentó contrarrestar sus actividades, pero en vano. Por lo tanto, decidió aplicar una simple triquiñuela. Le envió una carta agradeciéndole por la valiosa información que había logrado obtener como doble-agente, adjuntando una buena suma de dinero. Entregó esa carta al peor de sus espías, con instrucciones de entregárselas al árabe en su residencia, en Mombasa. El mensajero fue capturado por los alemanes, quienes descubrieron la carta. El rival de Meinertzhagen fue sentenciado y fusilado.

En un intento de desestabilizar la economía del AOA, los agentes de Meinertzhagen introdujeron moneda falsa. Cuando un periódico de Nairobi publicó un artículo que afirmaba que la derrota en Tanga se atribuía al hecho de que Meinertzhagen era un judío alemán. Ofendido profundamente, Meinertzhagen, que era de origen dinamarqués, mandó arrestar al editor y clausuró el periódico por siete días.




Major General R. Wapshare

Mayor General M.J. Tighe

Las nuevas responsabilidades agobiaban al Mayor General Tighe, que de por si consideraba a su comando una carga enormemente pesada. Las aventuras del Brigadier General Mallerson eran un irritante más. Luego de recibir innumerables quejas, Tighe ordenó a Mallerson presentarse en Nairobi. Al llegar a su destino, Mallerson decidió que se era un buen día para ir a cazar leones. Veinticuatro horas después, su ausencia provocó alarma. Resultó ser que Mallerson no había logrado siquiera ver un león y había pernoctado en una granja, y la hija del granjero era bonita. Mallerson, quien la noche anterior había ordenado a su chofer de regreso a Nairobi, hubo de realizar el trayecto a lomo de mula.


Otro incidente que puso a prueba la paciencia y nervios de Tighe fue el del "Gran Cañón". Engendro diseñado por uno de los Guardias Montados de la Frontera, y ex-general en el ejército hondureño. El artefacto fue construido en los talleres del FFCC de Uganda,. Para someterlo a pruebas, fue transportado a un llano a 1.6 km de Nairobi. Un blanco de madera y lona fue erigido a 1.600 metros. El proyectil, una bomba de dinamita fue insertado en el tubo de la pieza con sumo cuidado. El inventor, a distancia prudencial tiró del cordón. La explosión resultante fue tremenda, una espesa nube de humo y de gases cubrió totalmente a la pieza. Al disiparse esa nube, poco quedaba del cañón.

Tighe se dio a la bebida, y por consiguiente se convirtió en una persona irritable y nerviosa. Meinertzhagen apuntó en su diario


"¡Un buen soldado, derecho como poste que se mata con la bebida en medio de la guerra mas grande de la historia! ¡Que Triste!"

von Lettow desarrolla la economía del AOA 

En vivo contraste, von Lettow apuntaló la economía del AOA y reforzó a sus Schutztruppen, al tiempo que hacia todo lo posuble para destruir el FFCC de Uganda. Los medios de transporte eran una de sus mayores dificultades, pues los dos FFCC en el AOA solo servían parte del territorio. Transportar arroz desde el Distrito del Lago Victoria a Moshi demoraba más de un mes, y un portador, que sólo podía llevar a cuestas 25 consumía un kilo de este valioso cereal por día.

Una línea para conectar el FFCC Central con el FCC de Usambara fue tendida. Más de 8.000 portadores fueron empleados en este proyecto, divididos en grupos grandes para cubrir etapas. Un equipo de médicos viajaba a lo largo de la línea haciendo lo posible para aliviar el tifús y la disentería que afectaban a los portadores. Varios puentes fueron construidos a lo largo de la nueva línea férrea, inclusive uno de piedra y cemento.

Von Lettow experimentó dificultades para lograr voluntarios para atacar al FFCC de Uganda. El terreno sobre el cual corrían las vías de este FFCC era en gran parte desértico o de escasa vegetación. Muchos integrantes de estos grupos de ataque, extraviados, murieron de hambre y de sed. En su documentación, von Lettow registró casos de europeos que se vieron obligados a beber sus propios orines en estas salidas.


Una compañía de Schutztruppe parcialmente obscurecida por el humo de la pólvora de los Mauser mod. 1871 de 11 mm 

En general, la moral entre las tropas y civiles del AOA era altísima, a pesar del bloqueó marítimo y la falta de comunicaciones con Europa. Von Lettow se esforzó en animar una atmósfera de camaradería entre sus oficiales y sub-oficiales. Las medallas y premios eran prácticamente desconocidas. El rango era mucho menos importante en el AOA que en el resto de las fuerzas armadas alemanas.Todo hombre apto era reclutado para el servicio, incluso algunos mayores de 60 años. Von Lettow era no solo un excelente administrador, y talentoso conductor, sino un improvisador brillante. Sus intentos para mantener a la economía sobre ruedas evocaban, lo que el describió años después como "La industria de la Familia Suiza Robinson".

Von Lettow supo unir el talento y esa industriosidad rayana en la religión que parece brotar de los alemanes cuando están afligidos por la ambición industrial y económica. Viejos libros con informaciones sobre técnicas de hilar a mano olvidadas fueron requisados. En poco tiempo, en talleres improvisados comenzaron a fabricarse ruecas de hilar y telares. Las amas de casa y varios establecimientos particulares hilaban a mano, justo a tiempo, ya que loas reservas de telas de algodón se habían agotado, aunque en la región abundaban los campos sembrados de algodón.

Luego de varios ensayos, los técnicos hallaron que la raíz de un arbol lugareño producía la mejor de las anilinas, de un color marrón-amarillento, similar al khaki. El caucho recolectado en varias plantaciones, una vez vulcanizado al fue empleado en toscas cubiertas para automóviles y bicicletas. Un grupo formado por dueños de plantación logró elaborar un combustible para vehículos automotores, muy similar a la bencina a base de cocos. Con sebo y cera se producían velas y jabones. Bolsas para cereales y otros productos fueron elaboradas utilizando hojas de palmeras. Utilizando tabaco producido en la región, se manufacturaron tabaco y cigarrillos, también se destilaban ron y whiskey. Casi todas las fábricas y plantaciones de la colonia fueron requisadas por von Lettow para asistir en la guerra. Cueros de vaca y de fieras fueron empleados en la fabricación de botas, las primeras producidas en gran numero provenían de Tanga. Las granjas del Killimanjaro se especializaban en producir queso y mantequilla. Las salchichas y carnes ahumadas venían de Wilhemstal. Telas, sogas e hilos eran elaborados en Morogoro a base de ananás y sisal. Los jugos de fruta y las mermeladas se elaboraban en Sar-es-Salaam.


Von Lettow forja la industria y crea un Ejército 
Las reservas de quinina,de gran importancia para salvaguardar la salud de los europeos prácticamente se habían agotado, pero el Instituto Biológico en Usumbara comenzó a producir esta droga utilizando la corteza de los árboles. Aquellos pacientes que recibieron una dosis de este menjunje, conocido popularmente como "Schnapps de von Lettow" juraban que los efectos eran peores que los de la malaria. El Instituto Biológico, ente gubernamental que en la pre-guerra era considerado inútil y costoso por los colonos también producía aceite de castor, chocolate, mangueras de goma y hasta chupetes para mamaderas, un artículo sumamente escaso. Estos productos y otros, como munición de armas de infantería, minas y granadas de artillería no habían sido fabricados en el A.O.A previamente. Muchos de estos artículos no se producen en Tanganyka hoy en dia.

En un discurso al pueblo de Far-es-Salaam, en el dia de cumpleaños del Kaiser, el gobernador Schnee anuncio con gran orgullo:


"El enemigo no podrá aplastarnos económicamente. Obtenemos todo lo que necesitamos en estas tierras, hallamos todos nuestros suministros de alimentos, materiales y necesidades en nuestra África Oriental Alemana. El valor de nuestra colonia brilla en esta guerra. Creo que muchos de aquellos familiares con estas tierras desde hace varios años, dudaban si tendríamos éxito en cumplir con los requerimientos de la población, blanca y de color. Sin embargo, debo decir este país posee riquezas que ni hubiéramos soñado en el pasado..."

 En lo que respecta a la Schutztruppe, von Lettow logró remontar 60 compañías, el máximo número posible, debido la corta cantidad de oficiales europeos disponible, pero los efectivos de esta compañías fue elevado de 160 hombres a 200. A fines de 1915, von Lettow contaba con un ejército de 14,.298 hombres (2.998 europeos y 11.300 askaris)

Sin embargo von Lettow temía una invasión de sus territorios, invasión que vendría desde el Norte, por lo tanto en agosto de 1915 comenzó a evacuar abastecimientos y materiales hacia el sur. Una línea ferroviaria que llegaba hasta Handeni fue tendida especialmente para estos fines, estos fines a un promedio de 2 kilómetros por día. Von Lettow quedó perturbado al descubrir que el enemigo observaba sus movimientos desde el aire, con aeroplanos recientemente traídos desde Sudáfrica. Los nativos, que consideraban a estas máquinas una nueva especie de dioses fueron sorprendidos cuando uno de estos aparatos fue derribado, y aún más al ver que de sus restos, emergió un hombre blanco. En Junio, von Lettow dirigió el desmantelamiento de las líneas de telégrafo en territorios ingleses y en re-instalar sus propias lineas.

Confirmando las sospechas de von Lettow, el 22 de Noviembre de 1915 el General Sir Horace Smith-Dorrien hasta entonces en el frente Occidental fue designado comandante de una nueva expedición contra el A.O.A. Las tropas, en gran mayoría serían sudafricanas. La campaña en el África Oriental entraba en una nueva fase.



miércoles, 17 de octubre de 2018

EA: Argentina compra un (1) sistema Oerlikon Skyguard III, si... uno


El Gobierno compró un sistema de defensa misilística para el operativo de seguridad de la cumbre del G20

Se trata de un equipo de última generación fabricado por una empresa alemana a un costo de USD 1,5 millones




Por Martín Dinatale | Infobae




Con la intención de dar mayor seguridad en el operativo dispuesto para la cumbre de presidentes del G20 el Ministerio de Defensa compró por contratación directa una unidad de tiro Skyguard a una empresa alemana que al parecer es la única que fabrica este sistema de defensa misilística.

Por medio del Decreto 1698/2018 que se publicó hoy, el ministro de Defensa Oscar Aguad confirmó la compra por 3.448.500 marcos suizos, que son unos USD 1,5 millones de un escudo misilístico que se pondrá en actividad para fines de noviembre cuando se realice en Buenos Aires la cumbre de jefes de Estado del G20.

Para justificar esta compra directa el Ministerio de Defensa sostuvo en el decreto interno que el Estado Mayor del Ejército solicitó el inicio del procedimiento de selección pertinente para adquirir la unidad dirección de tiro Skyguard y cargadores de programas para DT B/M pero sostuvo que "la empresa alemana Rheinmetall Air Defense es la única fabricante del material requerido, que garantiza la calidad de sus repuestos y componentes, no existiendo otros proveedores que pudieran cumplir con las mismas condiciones de calidad y seguridad, así como tampoco un sustituto que satisfaga las exigencias técnicas y de mantenimiento del mismo".

Según señalaron a Infobae fuentes calificadas del Ministerio de Defensa, el sistema adquirido "era una necesidad porque la Argentina tenía material de defensa misilística vencido". Las mismas fuentes aclararon que todo este material servirá para brindar "mayor protección y seguridad" en la cumbre del G20.

Según lo señala el Decreto 1698/2018, el Estado Mayor del Ejército "cuenta con el crédito presupuestario suficiente para atender el gasto que demande la contratación en cuestión".

De esta manera, Aguad habilitó la compra para la seguridad del G20 a una empresa que se especializa en defensa aérea terrestre y naval. Sus productos incluyen sensores de búsqueda y rastreo, cañones de defensa aérea de 35 mm, puestos de comando y control, manejo de batalla y sistemas de combate basados en barcos.

El Oerlikon Skyguard III adquirido es una versión modernizada del sistema de defensa antiaérea / cañón doble Skyguard I. Fabricado por Rheinmetall Air Defense, el avanzado Oerlikon Skyguard III pone a disposición de los usuarios de Skyguard los últimos avances en tecnología, al tiempo que mantiene el concepto de transporte existente.

 

Según los especialistas del Ministerio de Defensa, estos sistemas de defensa antiaérea están diseñados para operaciones durante todo el día, habilitadas para la red en todos los climas y es una respuesta perfecta para la defensa aérea escalonada, que ofrece una excelente protección contra un amplio espectro de amenazas aéreas, incluidos aviones de ala fija, helicópteros, misiles, vehículos aéreos no tripulados y misiles guiados de precisión.

El Oerlikon Skyguard III se caracteriza por un alto grado de capacidad de conexión en red. En el nivel táctico y operativo, las unidades de fuego Skyguard III se pueden vincular a estructuras de comando de más alto nivel. Se pueden vincular hasta tres unidades de incendio para formar su propia red, intercambiando datos casi en tiempo real y generando una imagen de situación de aire uniforme.

Además, un sistema de gestión de batalla asegura tiempos de reacción y compromiso extremadamente cortos. Este programa de modernización de cañón doble / Skyguard III de 35 mm también incluye todas las funciones de control de fuego necesarias para el enfrentamiento anticipado.

El Skyguard III presenta dos cañones antiaéreos GDF 007 de alto rendimiento de 35 mm para enfrentamientos de corto alcance y dos lanzadores de misiles guiados, que le dan al sistema un mayor alcance. La ametralladora antiaérea de 35 mm es el arma que se utiliza para la defensa aérea de corto alcance contra combatientes, bombarderos y helicópteros. También se puede usar contra objetivos aéreos no tripulados como drones, misiles de crucero, dispensadores, misiles guiados y bombas guiadas. La ametralladora doble Oerlikon de 35 mm está controlada por una unidad de control de incendios (FCU), pero también puede ser operada por un artillero en el modo autónomo. La ráfaga normal, ya sea de dos pistolas dobles GDF 005 de 35 mm o dos pistolas 35/1000, consiste en 25 rondas y se dispara en aproximadamente 0,7s. Estas 25 rondas contienen más de 3.800 subproyectiles.

martes, 16 de octubre de 2018

Invasión de Afganistán: USA logró muchos objetivos

América está ganando en Afganistán

Pero eso no significa lo que crees.


Andrew Dobbs | War is Boring




En la parte superior: un 28 de mayo de 2018, un A-10 Thunderbolt II de la Fuerza Aérea de EE. UU. asignado al 163º Escuadrón de Combate vuela en una misión en Afganistán.


Octubre de 2018 marcó el 17 aniversario de la guerra de Estados Unidos en Afganistán. A pesar de la casi unanimidad cuando comenzó la guerra, la opinión política general ahora parece ser que Estados Unidos ha "perdido" la guerra.

"Diecisiete años después de la misión militar de EE. UU. en Afganistán, los estadounidenses siguen siendo pesimistas sobre los esfuerzos de EE. UU. en el país", reveló un nuevo estudio del Centro de Investigación Pew en septiembre de 2018. Alrededor de la mitad de los adultos dice que Estados Unidos no ha logrado sus objetivos. allí, mientras que alrededor de un tercio dice que en su mayoría ha tenido éxito, según el estudio.

Esta es la conclusión de los estadounidenses a través de la división partidista. El Washington Examiner, de la derecha, calificó la guerra en Afganistán como una "pesadilla de 17 años", mientras que el Guardian del centro izquierdo describió el conflicto como "La guerra que Estados Unidos no puede ganar".

Este acuerdo es aún más sorprendente ya que está totalmente equivocado. La guerra de Afganistán ha sido un gran éxito para los Estados Unidos. Una discusión franca sobre los objetivos y resultados reales de la política de seguridad de los Estados Unidos y lo que realmente está sucediendo en Afganistán desde 2001 hace que esto sea innegable, aunque aún no haya sido reconocido.

Inicialmente conocida como Operación Libertad Duradera, los objetivos de la guerra eran destruir la infraestructura de Al Qaeda en Afganistán, capturar a líderes terroristas clave y ayudar a los afganos anti-talibanes a derrocar al régimen.

La operación logró en gran medida todos estos objetivos antes de fines de 2001. Al Qaeda no ha podido entrenar ni lanzar operaciones desde Afganistán desde incluso antes de que las bombas comenzaran a caer el 7 de octubre de 2001, y el gobierno talibán cayó en noviembre y diciembre. de ese año.

Entonces, ¿por qué Estados Unidos aún mantiene hasta 14,000 soldados en Afganistán 17 años después? La respuesta, por supuesto, es que a pesar de la caída de su gobierno, los talibanes como una fuerza de combate siguen siendo un problema. Esta es razón suficiente para que muchos sientan que la guerra ha sido un fracaso.

¿Pero qué tan opuesto a los talibanes es Estados Unidos, en realidad? Antes de los ataques del 11 de septiembre, los observadores describían con más frecuencia al régimen como un cliente de los servicios de inteligencia ISI de Pakistán, aliados cercanos de la CIA. Los talibanes fueron el legado de los conflictos guerrilleros liderados por los Estados Unidos y Arabia Saudita contra la Unión Soviética en la década de 1980, y más tarde actuaron como representantes contra los grupos de apoyo iraníes a principios de la década de 1990. Sus opiniones religiosas y políticas los colocaron firmemente en el campo saudí, aliados oblicuamente con los Estados Unidos.

Los líderes de los Estados Unidos los culparon por los ataques del 11 de septiembre, pero ahora sabemos que los ataques fueron, de hecho, el trabajo más directo de los elementos saudíes. Sin embargo, Estados Unidos no iba a declarar la guerra a un aliado importante como Arabia Saudita. Los Estados Unidos necesitaban un enemigo diferente para lanzar una guerra real, y los talibanes fueron fáciles de sacrificar para este propósito.

Esto planteaba el problema de la importante inversión de Pakistán en el régimen; acabar con los talibanes habría sido una gran pérdida material para este aliado de los EE. UU. La solución fue el llamado "Airlift of Evil" de Kunduz en noviembre de 2001. Estados Unidos y sus aliados se retiraron, mientras que la inteligencia pakistaní transportó a más de 5,000 combatientes, incluyendo a Al Qaeda y militantes talibanes, fuera del país.

Estos luchadores escapados se convirtieron en el núcleo del grupo que lleva a cabo la insurgencia allí hoy. Nuestra situación no es un fracaso de las operaciones allí, sino su resultado fácilmente previsto.

El verdadero objetivo de los Estados Unidos con respecto a los talibanes también es claro. Que logre una abrumadora victoria militar para satisfacer las prioridades políticas internas sin socavar las relaciones estratégicas en la región. Si los talibanes regresaron o no realmente no importaron, siempre y cuando podamos reclamar una respuesta al 11 de septiembre mientras evitamos cualquier daño a Pakistán o Arabia Saudita, las verdaderas fuentes del terror del 11 de septiembre, la guerra fue un éxito.

En este contexto, Estados Unidos ha logrado sus objetivos en Afganistán.

Arriba: Fuerzas especiales del ejército de los Estados Unidos y Controladores de combate de las fuerzas aéreas de los Estados Unidos con tropas de la Alianza del Norte a caballo en 2001. Foto a través de Wikipedia

Estabilidad

Entonces, ¿por qué permanecer en Afganistán en absoluto? El objetivo oficial es “desarrollar la capacidad de los Ministerios de Defensa e Interior del Afganistán y capacitar, asesorar y asistir a las fuerzas de seguridad afganas” para establecer “fuerzas de seguridad y defensa nacionales afganas autosuficientes y ministerios de seguridad que juntos busquen mantener la seguridad en Afganistán ".

La mayor parte de esta “capacitación, asesoramiento y asistencia” está a cargo de contratistas privados, con un total de al menos 26,000 empleados privados en 2016, con un costo total durante la vida de la guerra de más de $ 107 mil millones. Los costos generales de la guerra se estiman en $ 45 mil millones al año.

A pesar de la retórica de los expertos, este dinero no está pasando por un agujero negro. Se coloca en bancos en los Estados Unidos y en el extranjero, pasando por las manos de soldados, contratistas, fabricantes de armas, señores de la guerra, delincuentes y políticos, después de haber sido sacados de un agujero negro por el Tesoro de los Estados Unidos. El Congreso nunca ha impuesto impuestos para pagar la guerra; Es un programa masivo de estímulo fiscal global dirigido al complejo militar-industrial y jugadores bien conectados en intrigas criminales internacionales.

Para decirlo sin rodeos, ha hecho que los principales aliados de los niveles superiores del imperialismo estadounidense sean muy ricos. Si alguna vez reinara la estabilidad en Afganistán, no habría más justificación para el flujo de dinero, por lo que las vagas promesas de "desarrollar capacidad" y tolerar la inestabilidad tienen sentido. Estados Unidos está logrando este objetivo con gran éxito. Estamos ganando en Afganistán.

Es importante que aquellos de nosotros que queremos revertir las injusticias del imperialismo estadounidense tengamos la vista abierta en temas como este. No podemos dejarnos engañar para apoyar nuevos reinicios y "aumentos repentinos" que profundizan las inversiones en irregularidades globales, todo en nombre de "ganar" algo que ya se ha ganado. No podemos esperar a que se demuestre lo correcto cuando los imperialistas obtienen exactamente lo que quieren.

Si seguimos cayendo en esta trampa, seguiremos obteniendo lo que hemos tenido durante las últimas dos décadas. Soldados muertos, países devastados y política arruinada. Ese es el legado para recordar, ya que los aniversarios vuelven a aparecer este año y en muchos años previsibles. Todos son perfectamente compatibles con la victoria para el establecimiento imperial de los Estados Unidos, independientemente de lo que digan cuando las cámaras estén rodando.

lunes, 15 de octubre de 2018

SGM: Cazadores nocturnos de la Luftwaffe (Parte 3)

Guerreros alemanes de la noche

/ k / Planes

Parte 1 | Parte 2 | Parte 3

Dornier Do 217



El próximo intento de Dornier de producir un caza nocturno sería la conversión de su bombardero Do 217. Debido a la escasez de Bf 110s y Ju 88s, se tomó la decisión de experimentar con una variante de caza nocturna del Do 217E. Tomando forma como el Do 217J, el avión recibió una nueva nariz sólida con cuatro ametralladoras delanteras complementadas por cuatro cañones de 20 mm colocados en la góndola ventral. La torreta dorsal del bombardero se mantuvo, al igual que las bahías de bombas, lo que significa que el caza nocturno todavía podría llevar una carga útil de ocho bombas de 50 kg. A medida que el prototipo, convertido de un E-2, tomó forma a principios de 1942, también montaría un radar FuG 202 y una mira infrarroja Spanner-Anlage. El bajo rendimiento del sistema IR llevó a su omisión en las primeras series Do 217Js y, debido a problemas de disponibilidad, el FuG 202 no lograría ingresar a la primera serie de producción, pero en general, el prototipo tuvo un desempeño lo suficientemente bueno como para que la producción comience. Marzo de 1942.



El primer Do 217J-1 alcanzó 4. / NJG 1 poco después de que comenzara la producción. A pesar de que llevaba un armamento formidable, no era popular entre las tripulaciones. Se encontró que el Do 217J era demasiado pesado y difícil de manejar, con una tasa de ascenso pobre y características de despegue y aterrizaje insatisfactorias. Debido a la decisión de conservar gran parte del equipo de bombardeo, el Do 217J fue significativamente más pesado que el Do 217E del que se derivó. Sin embargo, la producción continuó hasta 1942. Debido a que el caza conservó su bahía de bombas, recogieron la misión nocturna de intrusos que se había detenido en 1941, interceptando y acosando a los bombarderos de la RAF cuando regresaban a casa. Sin embargo, este rol fue de corta duración y, cuando la Luftwaffe abandonó de nuevo las misiones nocturnas de intrusos, se dio la orden de detener la producción de Do 217J. Dornier mantuvo las líneas de producción, pero a fines de 1942 solo se habían construido 130 Do 217J-1.



El J-1 fue seguido por el J-2, cuyo objetivo era abordar algunas de las deficiencias del diseño. El Do 217J-2 instaló el radar FuG 202 en la nariz del caza y cruzó la bahía de bombas, mientras que el cañón MG FF / M fue reemplazado por cañones MG 151/20. Desafortunadamente, estos cambios hicieron poco para aliviar las quejas, y en mayo de 1942, Erhard Milch le ordenó a Dornier que dejara de trabajar en cazas nocturnos. Sin embargo, Dornier continuó refinando el diseño, produciendo el Do 217N. El Do 217N abordó el lento rendimiento de la serie J con motores DB 603 más potentes y, como las pruebas del Do 217J con el armamento Schrage Musik fueron prometedoras, la serie N se equipó con pistolas de tiro ascendente. Los tanques de combustible llenarían la bahía de la bomba, aunque se mantuvieron los mecanismos de lanzamiento de la bomba, y se instaló una gran cantidad de equipos avanzados de navegación, incluido el radar FuG 202.







La serie Do 217N entró en servicio en enero de 1943. La N-1 resultó tan decepcionante como la serie J anterior, con su alta resistencia a costa del bajo rendimiento, pero con la llegada de la N-2, Dornier finalmente Tenía un luchador nocturno viable. El N-2 finalmente eliminó el armamento defensivo y los mecanismos de lanzamiento de bombas del diseño, disminuyendo el peso en dos toneladas y permitiendo importantes mejoras en el rendimiento. Sin embargo, incluso con los cambios, el servicio del Do 217N fue breve. La Luftwaffe comenzó a eliminar el tipo poco después de entrar en servicio, y parece que ninguno duró más allá de mediados de 1944. A pesar de los informes desfavorables, el Do 217 es bastante útil para los cazas nocturnos. Se construyeron más de 300 Do 217 cazas nocturnos, y el avión voló con 11 Gruppen, aunque nunca lo equiparon completamente. Su alta resistencia les dio una ventaja de nicho, haciéndolos particularmente útiles cuando se desplegaron en Italia o en el Frente Oriental. Sin embargo, cuando volaron directamente en defensa del Reich, se encontró que eran menos capaces que los otros cazas nocturnos en los que servían y, aparte de un par de pilotos notables como Rudolf Schoenert, las tripulaciones tendían a preferir otros aviones.


Schrage Musik




En 1941, Oberleutnant Rudolf Schoenert de IV. / NJG 2 comenzó a experimentar con un nuevo diseño de armamento en su Do 17. En lugar de agregar cañones adicionales disparando hacia adelante, montó dos cañones de 20 mm detrás de la cabina en ángulo hacia arriba. Aunque lejos de ser un diseño convencional, ofrecía el beneficio de permitir que el caza nocturno atacara a los bombarderos británicos desde abajo, donde carecían de armamento defensivo. A pesar del escepticismo, Schoenert modificó su Do 17Z-10 a fines de 1941 para pruebas operativas. Después de varios meses de experimentación, Schoenert presentó la idea al general Kammhuber, quien autorizó la conversión de tres Do 217J-1 para ensayos adicionales. Equipadas con cuatro o seis pistolas de tiro ascendente, las máquinas realizaron innumerables pruebas hasta finales de año, lo que permitió a la Luftwaffe refinar el diseño. Instalado en un ángulo entre 60 y 75 grados, la disposición permitiría que la aeronave atacante realice maniobras modestas mientras mantiene al objetivo en la mira.



Después de que las pruebas demostraron que el arreglo era sólido, Schoenert fue puesto a cargo de II./NJG 5, donde comenzó a modificar los Bf 110 del Gruppe con el nuevo arreglo de armas, ahora conocido como Schrage Musik (Jazz Music). La conversión para el Bf 110 fue bastante simple: se montó un par de cañones MG FF / M de 20 mm en la parte trasera del compartimiento de la tripulación, que se extendía a través de los orificios cortados en la parte superior de la cubierta. El propio Schoenert llevó el sistema a los cielos, afirmando su primer asesinato con él en mayo de 1943. Mientras tanto, también se desarrollaron kits de conversión para los otros luchadores nocturnos de la Luftwaffe. En junio de 1943, se produjeron kits para el Ju 88 y el Do 217N y, en agosto, se equiparon suficientes cazas con el sistema para que finalmente haga su debut operativo. Como era de esperar, el propio Schoenert se convirtió en un experto en el sistema, y ​​registró 18 muertes desde agosto de 1943 hasta finales de año utilizando el sistema Schrage Musik.



El primer uso operacional del sistema Schrage Musik por pilotos distintos de Schoerner se produjo en agosto de 1942 cuando la RAF bombardeó Peenemunde. Aunque las tácticas de distracción evitaron que los cazas nocturnos interceptaran las dos primeras oleadas de los bombarderos, la tercera oleada fue capturada por los cazas nocturnos equipados con Schrage Musik con resultados devastadores: 40 bombarderos se perdieron. El éxito del sistema provocó más conversiones, y en 1944, un tercio de los luchadores nocturnos montaron armas Schrage Musik. Aún mejor, el acuerdo fue diseñado en la nueva variante de Ju 88, el Ju 88G, y el nuevo He 219. En general, el sistema Schrage Musik fue devastadoramente efectivo. Para el invierno de 1943-44, los cazas equipados con Schrage Musik estaban infligiendo tal daño a los bombarderos de la RAF que las pérdidas ya no eran sostenibles. Aún mejor, debido a que el perfil mantuvo a los aviones atacantes fuera de la vista de los artilleros del bombardero, el Comando de Bombarderos tardó en reconocer la amenaza, pensando que era un disparate inusualmente preciso.





Una vez que la RAF finalmente se dio cuenta de dónde venían los ataques, se hicieron varios cambios. Algunos bombarderos fueron modificados en el campo con montajes de armas ventrales improvisados, y otros recurrieron a posiciones de observadores para permitir a los artilleros dorsales vigilar a los cazas nocturnos debajo de ellos. La decisión de mezclar a los cazas nocturnos de Mosquito con los bombarderos también ayudó, ya que el lento y dócil perfil de vuelo requerido para los ataques de Schrage Musik dejó a los cazas nocturnos en una posición en la que no podían defenderse. Aun así, el Schrage Musik nunca fue contrarrestado completamente, y siguió siendo un arma efectiva hasta el final de la guerra.


La corriente del bombardero


Con la Línea Kammhuber infligiendo pérdidas cada vez mayores a los bombarderos de la RAF, se necesitaba un cambio importante en las tácticas. En las primeras etapas de la guerra, las prácticas de la RAF exigían que los bombarderos volaran individualmente, con cada bombardero navegando solo para evitar colisiones en el avión y permitirles maniobrar mejor alrededor de las defensas aéreas. Sin embargo, esto hizo que los bombarderos fueran blancos fáciles para los luchadores nocturnos de Kammhuber. El desarrollo del sistema de radionavegación GEE ofreció parte de una solución al permitir que los bombarderos volaran juntos en formaciones en la noche, pero las prácticas estándar aún significaban que las formaciones de bombarderos serían vulnerables a los cazas enemigos. A fines de 1941, los oficiales de la RAF, siguiendo las recomendaciones del estratega R. V. Jones, investigaron un nuevo concepto. Conocida como la "corriente de bombarderos", la práctica era menos una contramedida que un enfoque de fuerza bruta. La corriente de bombarderos aprovechó las limitaciones de la Línea Kammhuber, que solo podía manejar seis intercepciones por celda por hora, al concentrar los bombarderos en una sola celda y abrumar las defensas locales. Al concentrar cientos de bombarderos a lo largo de la misma corriente, los bombarderos no solo pudieron reducir las pérdidas y abrumar las defensas, sino también reducir el tiempo en que los bombarderos estuvieron sobre sus objetivos desde una ventana de cuatro horas (con los enfoques individuales más antiguos) hasta un período de 90 minutos .



The Bomber Stream debutaría en Colonia la última noche de mayo de 1942. Bajo el nombre en clave de la Operación Millennium, Bomber Command lanzaría la redada más grande que el mundo había visto. Cada uno de los aviones disponibles estaba destinado para el ataque, con aviones y tripulaciones extraídas de las unidades de entrenamiento y repuestos. Al hacerlo, Bomber Command pudo desplegar 1,047 bombarderos, más del doble de su fuerza "normal" de solo unos 400. Aunque "solo" 868 aviones estaban dirigidos a Colonia en sí, la nueva táctica fue tremendamente efectiva. Se lanzaron 1.455 toneladas de bombas sobre Colonia, dos tercios de las cuales fueron incendiarias. Cerca de 13,000 edificios fueron destruidos, matando a casi 500, hiriendo a 5,000 y desplazando a 45,000. Y por todo el daño causado, las pérdidas fueron leves: solo 43 bombarderos se perdieron, y solo cuatro fueron derribados por cazas nocturnos. Con una tasa de pérdida de menos del 4% y un daño devastador en Colonia, el Bomber Stream había demostrado su eficacia.



Después de la devastadora incursión en Colonia, Kammhuber se quedó luchando para volver a trabajar en el sistema de caza nocturno. Claramente, el sistema rígidamente estructurado no era capaz de lidiar con redadas masivas como las que los británicos habían llevado a cabo. La única solución, romper la estructura rígida y desviar a todos los cazas nocturnos disponibles a la corriente, fue en sí misma ampliar las habilidades de la Línea Kammhuber y, para implementarla, Kammhuber necesitaba una importante expansión de la red de defensa aérea. Se incorporaron sets de Wurzburg más poderosos para ampliar el tamaño de las cajas de luchadores nocturnos individuales, y las cajas se expandieron hacia atrás varias líneas de profundidad para permitir a los cazas nocturnos seguir la corriente hacia Alemania. Las nuevas tácticas funcionaron, aunque tomó tiempo para que los cambios surtan efecto. Las pérdidas volvieron lentamente a las tasas en que se encontraban antes de que se implementara el flujo de bombarderos, lo que obligó a la RAF a desarrollar nuevas soluciones.


Erhard Milch lo arruina todo

Tras el desastre que fue la redada de 1.000 bombarderos en Colonia, Kammhuber comenzó a buscar un nuevo caza nocturno dedicado para complementar sus fuerzas. La aparición del Mosquito de Havilland ese mismo mes establecería los requisitos de facto para el nuevo caza nocturno de Kammhuber. Se necesitaba una nueva máquina de alto rendimiento, capaz de transportar todo el equipo de combate nocturno para rastrear y matar a los bombarderos, a la vez que sigue siendo lo suficientemente rápido como para interceptar al Mosquito. A pesar de la constante discusión con el jefe de RLM, Erhard Milch, la necesidad de tal aeronave fue generalmente aceptada. El tema vino en la contratación. A Kammhuber le interesó mucho el diseño que Heinkel había propuesto, llegando al orden de ponerlo en producción sin consultar al RLM después de ver el avión en noviembre de 1942. Milch, quien personalmente había rechazado el diseño de Heinkel ese mismo año, había favorecido un diseño competitivo de Focke Wulf. Indignado de que Kammhuber se pusiera detrás de él, Milch fue reasignado a Luftflotte 5 en Noruega mientras intentaba cancelar el diseño ganador de Heinkel en repetidas ocasiones. Solo después de que el contendiente de Focke Wulf resultó poco práctico y el Ju 388 terminó siendo un fracaso, Milch finalmente cedió, pero cuando se permitió que la producción se reanudara, ya habían pasado dos años y el nuevo caza no podría tener un impacto significativo en la guerra. .

domingo, 14 de octubre de 2018

AShM: CSS-C-2 Silkworm

CHETA HY-1 / CSS-C-2 Silkworm

CHETA SY-1 / FL-1 Flying Dragon / CSS-N-1 Scrubbrush

Australian Air Power



Buque de guerra de la AELP lanzando un misil HY-1.

El HY-1 es un P-15 Termit / SS-N-2 Styx de ingeniería inversa. El desarrollo de este clon comenzó a principios de la década de 1960, después de la división sino-soviética, utilizando muestras de armas suministradas por los soviéticos. El misil finalmente fue certificado para producción en 1974. El SY-1 se lanza como el Styx desde un lanzador de tubo en un barco misilístico, el HY-1 desde un lanzador elevador en un plato giratorio, ya sea transportado por un buque de guerra o remolque en baterías costeras . El misil es transportado en los DDG de la clase Luda y los FFG de la clase Jianghu, así como en los barcos misiles rápidos.


El HY-1A es una variante mejorada con una ojiva más compacta y una carga y alcance de combustible ligeramente mayor.

Mientras que la familia Styx de misiles de crucero es ampliamente considerada como obsoleta hoy en día, y demasiado grande y lenta para penetrar las defensas modernas en los buques de guerra, el misil sigue siendo estratégicamente importante, debido a su letalidad y amplio despliegue. Utilizado contra transportes, tanques, barcos anfibios y otros objetivos sin sistemas defensivos, el misil es altamente letal. No solo lleva una gran cabeza de guerra, sino que el combustible hipergólico no quemado produce un considerable efecto incendiario.

Batería de defensa costera del ELP Silkworm (Styx).

CHETA C-201 / HY-2 / CSS-N-2 / CSS-C-3 Seersucker / "Silkworm"




Alimentando un misil HY-2. La mezcla tóxica y corrosiva del propulsor AK-20F / TG-02 requiere el uso de trajes químicos, un grave estorbo operacional para esta familia de misiles.

Comúnmente etiquetado como "gusano de seda", el HY-2 Seersucker es un gusano de seda HY-1 rediseñado y estirado, y sigue siendo uno de los sistemas de armas más exportados de China. La extensión del fuselaje de ~ 1.5 metros proporciona ~ 700 kg de capacidad de combustible más grande que la serie Styx, aproximadamente el doble de rango a ~ 110 NMI. El arma conserva la cabeza de carga de 513 kg de diámetro del fuselaje completo del Styx original. El misil navegará a 300 - 1,000 pies AMSL hasta que su buscador adquiera el objetivo, sobre el cual desciende a ~ 25 - 100 pies AMSL, dependiendo de la variante, para el abordaje de retorno del objetivo al objetivo.

Las variantes conocidas incluyen:

  1. HY-2A: el buscador de radar activo conscan fue reemplazado por un buscador de terminal infrarrojo de escaneo.
  2. HY-2A-II - HY-2A mejorado.
  3. HY-2B: el buscador de radar activo conscan fue reemplazado por un buscador de monopulso mejorado con una mejor resistencia al atasco y rechazo de ecos parásitos.
  4. HY-2B-II - HY-2B mejorado.
  5. HY-2C: el buscador de radar activo conscan fue reemplazado por un buscador de terminal de televisión.
  6. HY-2G: se empleó un altímetro de radar mejorado para un control de altitud más preciso.
  7. HY-2J: variante exportada a Iraq durante los años ochenta.
Se informó que el arma se exportó a Egipto, Iraq, Irán, Albania, Zaire, Pakistán, Bangladesh, Myanmar y Corea del Norte, y se informó que este último posee capacidad de fabricación para el arma. Hay afirmaciones de que los HY-2 de Irán fueron suministrados a través de Corea del Norte. Numerosas fuentes también afirman que Irán está fabricando sus propios misiles HY-2, utilizando una planta de producción suministrada por la República Popular China.

Mientras que la familia Styx de misiles de crucero es ampliamente considerada como obsoleta hoy en día, y demasiado grande y lenta para penetrar las defensas modernas en los buques de guerra, el misil sigue siendo estratégicamente importante, debido a su letalidad y amplio despliegue. Utilizado contra transportes, tanques, barcos anfibios y otros objetivos sin sistemas defensivos, el misil es altamente letal. No solo lleva una gran cabeza de guerra, sino que el combustible hipergólico no quemado produce un considerable efecto incendiario.


Modelo final HY-2J operado por el régimen baathista en Iraq, capturado por las fuerzas de la coalición. Tenga en cuenta los paneles de acceso (US DoD).


Variante HY-2G


Lanzador remolcado iraní de la batería costera HY-2 (FARS).

sábado, 13 de octubre de 2018

Primera invasión a Afganistán: La ocupación soviética y los encuentros con la PAF

Afganistán, 1979-2001;

Contribuido por Tom Cooper y Khan Syed Shaiz Ali
ACIG

Resumen detallado de las operaciones aire-aire en Afganistán desde el período 1979-1988.
Fuerza Aérea Afgana a fines de la década de 1970



La historia de los vuelos en Afganistán es muy larga: el primer avión militar llegó al país desde la Unión Soviética ya en 1921, y la primera fuerza aérea se estableció oficialmente solo tres años después. Este joven servicio fue completamente destruido en una revolución de 1929, y no fue antes de 1937 que se estableció una nueva Fuerza Aérea Afgana.


Durante los años 1920 y 1930, la mayoría de los aviones afganos eran de origen ruso, y esto se mantuvo en los tiempos modernos, especialmente desde que los soviéticos se volvieron más influyentes en Afganistán, en 1973. Durante la década de 1970, la Fuerza Aérea de la República Democrática de Afganistán (DRAAF) ) se desarrolló en un brazo relativamente poderoso, y en 1978 se jactó de la fuerza de unos 180 aviones de combate, incluidos 80 MiG-17 y MiG-15UTI, 35 MiG-21, aproximadamente 20 Su-7BMK y 30 bombarderos ligeros Il-28. Además, operaba un total de alrededor de 19 Mi-4 y Mi-8, así como 12 helicópteros Mi-24 recién lanzados, que a mediados de 1979 se vieron reforzados por 18 Mi-25D. La DRAAF tenía varios aeródromos bien desarrollados, incluyendo instalaciones principales en el AI Baghram, Kabul, Shindand, Kherat, Mazar-e-Sharif, Jalalabad y Qandahar, así como campos de aviación menores en Ghurian, Farah, Zaranj, Ghazni, Kunduz y Bazai. -Bumgaz.

Las unidades de combate principales de la DRAAF eran el 321. Regimiento de Bombarderos, equipado con Su-7BMKs y basado en Shindand, el 322. Regimiento Interceptor, equipado con MiG-21MF y con base en la BAM Baghram, 393. Regimiento de Bombarderos, equipado con MiG-17 y basado en Mazar-e-Sharif, el 355. Regimiento de Bombarderos, equipado con Il-28 y basado en Shindand, así como dos unidades de helicópteros, uno de los cuales era el Regimiento 232.

Los pocos informes disponibles de fuentes rusas indican que los afganos eran excelentes voladores, pero los pilotos y oficiales terribles e indisciplinados que no se preocupaban demasiado por las tácticas o los parámetros de las armas. Cierto es que después de una serie de golpes y purgas de la DRAAF durante la década de 1970, la fuerza aérea se debilitó hasta el punto de necesitar un apoyo soviético serio para funcionar correctamente. Sin embargo, la DRAAF aparentemente nunca careció de pilotos de aviones rápidos calificados.


Hasta 80 MiG-17F y MiG-15UTI formaron la columna vertebral de la DRAAF durante los años 1960 y 1970. Operado por el 393 Regimiento de Cazas y Bombarderos, con base principal en Mazar-e-Sharif, un número suficiente de MiG-17 sobrevivió para ser visto con una nueva marca nacional, aplicada desde 1983. En general, sin embargo, el MiG-17 demostró tener capacidad y maniobrabilidad insuficientes para pelear lo que era esencialmente una guerra de COIN contra los muyahidines ligeros y altamente móviles en Afganistán. Los últimos MiG-17F afganos fueron retirados a mediados de la década de 1980, siendo reemplazados primero por MiG-21 en el 393 FBR, y luego por los L-39 en unidades de entrenamiento. (Todas las obras de Tom Cooper)


Durante mucho tiempo, los informes sobre las entregas de Su-7 a Afganistán permanecieron sin confirmar. De hecho, la DRAAF recibió unos 24 "Fitter" (designación ASCC) ya en la década de 1970, y el Regimiento de Bombero 321 (con sede en Shindand) los explotó hasta la década de 1980. Este Su-7BMK fue visto después de un aterrizaje de vientre aparentemente bajista en Baghram AB, a veces a mediados de la década de 1980; el tipo fue reemplazado posteriormente por un número considerable de Su-22Ms, Su-22M-2Ks y Su-22M-4Ks, que formaron el pilar de la fuerza aérea afgana a fines de los años ochenta y principios de los noventa. Al principio de DRAAF Su-7s no estaban camuflados, sino que se los dejaba en "metal desnudo" en general, y usaban seriales en el rango de 401 a (al menos) 420, aplicados en naranja y delineados en negro. Este camuflaje parece haber sido aplicado durante una gran revisión en la URSS, y luego "modificado en el campo" por aerosoles frescos de color amarillo, que posteriormente se ensuciaron y se deslavaron en el duro sol afgano.

Invasión soviética

A fines de diciembre de 1979, la Unión Soviética invadió Afganistán en respuesta a lo que Kremly vio como un peligro de que un régimen prooccidental llegara al poder en Kabul. En el contexto de la Guerra Fría, este movimiento causó inicialmente una considerable sorpresa y excitación en Occidente, ya que fue visto como una amenaza indirecta para la situación en el Golfo Pérsico, especialmente después de que EE. UU. Perdió a su aliado más importante en el área, el Sha de Irán, que fue derrocado en febrero del mismo año. Inmediatamente después, sin embargo, a excepción de las protestas diplomáticas, las potencias occidentales no emprendieron acciones directas contra la Unión Soviética, y fue el pueblo afgano el que organizó una resistencia contra el agresor.

Inicialmente, el ejército pakistaní estaba muy preocupado por la movida soviética, pero el análisis posterior de los despliegues de las fuerzas soviéticas mostró que no había una amenaza inminente para Pakistán. En cambio, durante los primeros años de la guerra en Afganistán, los soviéticos se dedicaron predominantemente a establecer bases y mantener las áreas urbanas bajo control.

Un total de cuatro unidades del V-VS (Voenoe Vazdushny Sily - Fuerza Aérea), una equipada con MiG-21 y Mi-24, y dos con Mi-8, se pusieron bajo el mando directo del 40 Ejército Soviético. (Cuartel general en Termez, en la República Soviética de Turkmenistán), y desplegado en Afganistán. De hecho, los pakistaníes aprendieron rápidamente que los pilotos que volaban con el 40 Ejército Soviético solo tenían autorización para volar en misiones de combate dentro del espacio aéreo afgano y no se acercaban a menos de 15 km de la frontera con Pakistán. En cambio, los soviéticos en Afganistán estaban inicialmente preocupados por una posible intervención iraní y esta fue también una razón para que desplegaran fuertes unidades de defensa aérea en la zona.

Sin embargo, después de establecer sus posiciones, colocaron sus fuerzas en posiciones defensivas, ocupando solo las ciudades más importantes y las comunicaciones principales, ofreciendo a su vez a los rebeldes, que ya estaban activos desde 1979, una brillante oportunidad para comenzar una insurgencia seria. Muy pronto, se hizo evidente para Pakistán, que no solo no había una amenaza militar convencional de la URSS, sino que, en cambio, Pakistán estaba en condiciones de organizar una campaña contra los soviéticos sin temor a serias consecuencias organizando y equipando a los afganos. rebeldes - el llamado "Mujaheddin" - para luchar contra el invasor.


Docenas An-24, An-26 y An-32 soviéticos de la DRAAF volaron todos los días sobre los peligrosos cielos de Afganistán. Sus vuelos de suministro fueron fundamentales para la supervivencia de varias guarniciones gubernamentales en todo el país. Desde finales de 1986 comenzaron a sufrir mucho con los Stingers FIM-92A entregados a los Mujaheddin desde los EE. UU. a través de Pakistán. Este An-26 detecta la versión anterior de las marcas de la DRAAF, tal como se utilizó a fines de la década de 1970. (Colección Tom Cooper)


Desde principios de 1981, el número de unidades aéreas despegadas al 40 Ejército Soviético se incrementó, y sus aviones y helicópteros comenzaron a patrullar a lo largo de las fronteras pakistaníes, o incluso detrás, en busca de Mujaheddin. Inicialmente se realizaron operaciones de reconocimiento, pero muy pronto se emprendieron los primeros ataques contra campamentos para refugiados afganos en suelo pakistaní, ya que estos eran lugares donde los muyahidines solían retirarse para descansar y entrenar, y donde los servicios militares paquistaníes reclutaban combatientes para la guerra en Afganistán . Inmediatamente, Pakistán recurrió a los EE. UU. Con una solicitud de armamento moderno, incluidos nuevos aviones (el principal LTV A-7 Corsair II), SAM, radares, así como equipos ECM y ELINT. Reconociendo la posibilidad de convertir a Afganistán en "Vietnam soviético", el Pentágono respondió ofreciendo aviones de combate Northrop F-5E Tiger II y Fairchild A-10A Thunderbolt II a la Fuerza Aérea paquistaní (PAF). Sintiendo que esa "baja tecnología" era insuficiente para contrarrestar la amenaza soviética, los paquistaníes rechazaron esta oferta, en lugar de intentar iniciar nuevas negociaciones. A saber, en el momento en que el FAP estaba equipado principalmente con combatientes chinos y franceses, como los simples interceptores Shenyang F-6 (copia china de MiG-19S) y Dassault Mirage III / 5, y ni el F-5E ni el A- 10A podría ofrecer un aumento significativo en sus capacidades.

A fines de 1981, la situación cambió hasta el momento, y los servicios militares paquistaníes se involucraron directamente en la organización, el apoyo y la "gestión" de los mujaidines afganos. Con el tiempo, Estados Unidos se unió a Pakistán para apoyar este esfuerzo. Inicialmente, Estados Unidos estaba suministrando armas, municiones y equipos a diferentes comandantes muyahidines. Muy pronto, sin embargo, el control de toda la "ayuda" de los EE. UU. Fue entregado a la CIA, que a su vez canalizaba todos los envíos al Servicio de Inteligencia Interservicios (ISI) paquistaní, el "Buró afgano" del cual era efectivo dirigiendo el levantamiento en Afganistán desde 1984 en adelante, y suministrándolo a los comandantes Mujaheddin preferidos a su propia discreción.

Mientras tanto, el V-VS comenzó a operar en las fronteras de Pakistán de manera más agresiva, y finalmente se tomó la decisión de reabastecer al FAP de los combatientes de Halcón F-16 Fighting de General Dynamics. En diciembre de 1981, se firmó una carta de acuerdo entre Pakistán y EE. UU., Preparando el camino para que la Fuerza Aérea paquistaní adquiera 40 combatientes F-16. Los EE. UU. Originalmente ofrecieron 32 F-16A y ocho F-16B a Pakistán; sin embargo, preocupados por las posibles necesidades futuras de entrenamiento, el PAF cambió el orden a 28 F-16A y 12 F-16B (todos al nivel del Bloque 15). En octubre de 1982, los primeros dos F-16A y cuatro F-16B estaban listos para ser entregados a sus nuevos propietarios, mientras que el primer grupo de pilotos paquistaníes estaba terminando su entrenamiento con el 421st TFS, en Hill AFB, en Utah. Los aviones se volaron a MacDill AFB, Florida y luego a través de Atlantic, a través de Azores a Dhahran, en Arabia Saudita. Allí, los pilotos estadounidenses fueron reemplazados por paquistaníes, que los entregaron a Pakistán.


F-6s del 15 Sqn PAF en vuelo (Peter Steineman)

Primeros compromisos prudentes

Mientras la adquisición de nuevos aviones estaba en marcha, el PAF y el ejército pakistaní ya estaban comprometidos organizando sus posiciones a lo largo de la frontera afgana, lo cual era una tarea particularmente problemática teniendo en cuenta el terreno accidentado y los movimientos problemáticos de unidades y suministros. Pasó algún tiempo hasta que se seleccionaron los sitios adecuados y se estableció una red satisfactoria de estaciones de radar, así como puestos de detección y observación, necesarios para obtener un mejor control del espacio aéreo. Finalmente, dos estaciones de radar de alerta temprana, # 4084 y # 4102, se colocaron en Landikotal y Aravali, mientras que se instalaron radares adicionales pertenecientes al Escuadrón 483 en la zona entre Swat y Miranshah, junto con varios radares móviles de bajo nivel y unidades de observadores móviles. Estas estaciones, junto con otros dos radares PAF situados cerca de Machlak y Khojal, no solo supervisaban los movimientos de los aviones soviéticos y afganos, sino también los interceptores PAF, desplegados en las bases aéreas de Peshawar y Samungli.

El Peshawar AB inicialmente albergó F-6 del Escuadrón No. 15, desplegado allí ya desde finales de 1979. Esta unidad voló numerosas, pero no muy intensas, Combat Air Patrols (CAP) a lo largo de la frontera a principios de la década de 1980. Sin embargo, como en ese momento el PAF todavía tenía problemas para detectar y rastrear aviones soviéticos y afganos (pero también porque la mayoría de las incursiones en el espacio aéreo paquistaní no duraban más de dos o tres kilómetros, mientras que el alto mando paquistaní tenía mucho cuidado de no provocar Soviéticos) operaron bajo reglas de compromiso muy estrictas. Según los informes pakistaníes entre 1981 y 1986, los pilotos de PAF nunca obtuvieron permiso para atacar o disparar contra intrusos, sino solo para escoltarlos fuera del espacio aéreo pakistaní. De hecho, en la mayoría de los casos, los F-6 PAF apenas se acercaron a sus oponentes: a pesar de tener una buena relación empuje-peso y ser más maniobrables, los F-6 fueron más lentos que la mayoría de los tipos que encontraron. Sin embargo, el 1 de marzo de 1980, dos F-6 interceptaron un Il-76 ruso y lo escoltaron de regreso al espacio aéreo afgano.


Dos MiG-23MLD preparados para una patrulla y armados con misiles aire-aire R-24. (Avijatsija y Vremja)

El Escuadrón No. 15 pronto fue seguido por el 23er Sqn, que inicialmente estaba basado en Samungli. A su vez, en mayo de 1983, el Escuadrón Nº 23 fue reemplazado por el 17º Sqn, y en octubre de 1984 llegó el Escuadrón Nº 26, también equipado con F-6. En ese momento, el control del espacio aéreo por parte de los PAF era mucho mejor, pero los soviéticos y los afganos también fueron mucho más agresivos, y se produjeron numerosas confrontaciones, aunque sin ningún despido. Todas estas unidades simultáneamente proporcionaron también destacamentos a Minhas / Kamra AB, pero la situación aún permanecía así, que el comando superior del PAF era reacio a permitir que sus unidades atacaran aviones soviéticos o afganos. Debido a los problemas de detección y alerta temprana sobre un terreno tan accidentado como en la frontera con Afganistán, en ese momento, el PAF no pudo interceptar oportunamente los aviones de la DRAAF, que volaron a Pakistán al desertar los pilotos afganos. En tales casos, como el 20 de noviembre de 1983, cuando un DRAAF Su-22 se estrelló en Dal Bandin AB, o el 25 de marzo de 1984, cuando un MiG-17 se estrelló en Mushcab AB, o el 16 de julio de 1984, cuando La tripulación afgana aterrizó su Mi-25 detrás de la frontera pakistaní, cerca de Miranshah, los interceptores PAF no estaban cerca.

Llegada de Mirages y F-16Ds MiG-23MLD preparados para una patrulla y armados con misiles aire-aire R-24. (Avijatsija y Vremja)El Escuadrón No. 15 pronto fue seguido por el 23er Sqn, que inicialmente estaba basado en Samungli. A su vez, en mayo de 1983, el Escuadrón Nº 23 fue reemplazado por el 17º Sqn, y en octubre de 1984 llegó el Escuadrón Nº 26, también equipado con F-6. En ese momento, el control del espacio aéreo por parte de los PAF era mucho mejor, pero los soviéticos y los afganos también fueron mucho más agresivos, y se produjeron numerosas confrontaciones, aunque sin ningún despido. Todas estas unidades simultáneamente proporcionaron también destacamentos a Minhas / Kamra AB, pero la situación aún permanecía así, que el comando superior del PAF era reacio a permitir que sus unidades atacaran aviones soviéticos o afganos. Debido a los problemas de detección y alerta temprana sobre un terreno tan accidentado como en la frontera con Afganistán, en ese momento, el PAF no pudo interceptar oportunamente los aviones de la DRAAF, que volaron a Pakistán al desertar los pilotos afganos. En tales casos, como el 20 de noviembre de 1983, cuando un Su-22 de la DRAAF se estrelló en la BAM Dal Bandin, o el 25 de marzo de 1984, cuando un MiG-17 se estrelló en la BAM Mushcab, o el 16 de julio de 1984, cuando La tripulación afgana aterrizó su Mi-25 detrás de la frontera pakistaní, cerca de Miranshah, los interceptores PAF no estaban cerca.

Llegada de Mirages y F-16

La situación cambió considerablemente en noviembre de 1985, mientras, mientras tanto, la guerra en Afganistán alcanzó su pico con varias ofensivas soviéticas, en las que unidades soviéticas y afganas intentaron destruir a los rebeldes en la provincia de Paktia. Estas operaciones contaron con el apoyo de aviones tácticos, y los muyahidines se vieron sometidos a una fuerte presión, perdiendo una posición y base tras otra. Incluso una intervención del ejército pakistaní, que desplegó una pequeña unidad armada con Blowpipe MANPADs no pudo evitar la situación, ya que Blowpipes demostró ser muy problemático para operar en determinadas circunstancias. Durante un solo enfrentamiento, al menos una docena de ellos fueron disparados sin un solo golpe, y varios oficiales pakistaníes resultaron heridos en el contraataque soviético.Sin embargo, el V-VS y la DRAAF también sufrieron pérdidas considerables, ya que no menos de 15 aviones y helicópteros fueron derribados por Mujaheddin en dos días de enfrentamientos a principios de noviembre de 1985, y cuatro helicópteros el 13 de noviembre. Incluso esos voladores experimentados, como el coronel Leonid Fursin, comandante de la 190. IAP (equipado con MiG-21) fueron derribados durante este período. Sin embargo, a la vez que dañaron gravemente el sistema de bases de suministros rebeldes a lo largo de la frontera paquistaní, los soviéticos ejecutaron una serie de ataques en la zona adyacente a Miranshah, Parachinar y Peshawar, y aumentaron los ataques contra los campamentos dentro de Pakistán
La situación cambió considerablemente en noviembre de 1985, mientras, mientras tanto, la guerra en Afganistán alcanzó su pico con varias ofensivas soviéticas, en las que unidades soviéticas y afganas intentaron destruir a los rebeldes en la provincia de Paktia. Estas operaciones contaron con el apoyo de aviones tácticos, y los muyahidines se vieron sometidos a una fuerte presión, perdiendo una posición y base tras otra. Incluso una intervención del ejército pakistaní, que desplegó una pequeña unidad armada con Blowpipe MANPADs no pudo evitar la situación, ya que Blowpipes demostró ser muy problemático para operar en determinadas circunstancias. Durante un solo enfrentamiento, al menos una docena de ellos fueron disparados sin un solo golpe, y varios oficiales pakistaníes resultaron heridos en el contraataque soviético.

Sin embargo, el V-VS y la DRAAF también sufrieron pérdidas considerables, ya que no menos de 15 aviones y helicópteros fueron derribados por Mujaheddin en dos días de enfrentamientos a principios de noviembre de 1985, y cuatro helicópteros el 13 de noviembre. Incluso esos voladores experimentados, como el coronel Leonid Fursin, comandante de la 190. IAP (equipado con MiG-21) fueron derribados durante este período. Sin embargo, a la vez que dañaron gravemente el sistema de bases de suministros rebeldes a lo largo de la frontera paquistaní, los soviéticos ejecutaron una serie de ataques en la zona adyacente a Miranshah, Parachinar y Peshawar, y aumentaron los ataques contra los campamentos dentro de Pakistán.

Hasta ese momento, el PAF operaba de acuerdo con los procedimientos de identificación / participación aérea en tiempo de paz, siempre que su aeronave permaneciera dentro del espacio aéreo paquistaní, y tenía una orden de identificar primero cualquier avión extranjero dentro del espacio aéreo paquistaní, y luego pedir permiso para participar. Esas peticiones luego subirían por la cadena de mando, por encima del Comandante de Sector, el PAF del Comando Aéreo del Norte, al Jefe Adjunto del Estado Mayor Aéreo. Por supuesto, debido a este procedimiento, se perdió mucho tiempo valioso y no fue posible ningún enfrentamiento exitoso de aviones soviéticos o afganos. Operar bajo tales condiciones era frustrante y problemático para los pilotos y oficiales paquistaníes, especialmente a medida que aumentaba el número de incursiones soviéticas y afganas en el espacio aéreo paquistaní, mientras que había una considerable presión pública para hacer algo en contra de esto. Finalmente, la situación se degradó hasta el punto, donde el PAF se vio obligado a desplegar Mirages a Kamra, y F-16 a Samungli y Peshawar, en febrero de 1986, y adaptar sus RoE hasta ahora, que ahora permitían más libertad de operación. tanto para los operadores tácticos en las estaciones GCI locales, como para los pilotos. Pronto, numerosos incidentes serios seguirían.

Sin embargo, antes de que llegaran los Mirage o los F-16, los F-6 continuaron cargando con los CAP, y el 11 de febrero de 1986 tuvieron su primer compromiso serio. Dos F-6, volados por Flt.Lt. Anwar Hussain y Flg.Off. Amjad Bashir estaba en un CAP, cuando el GCI les avisó de dos contactos NE de Parachinar. Hussain y Bashir fueron vectorizados en el área, y pronto detectaron cuatro MiG-23. Cerrando a una velocidad de Mach 1, dos F-6 se colocaron rápidamente justo detrás de la aeronave soviética que dio la vuelta y volvió a entrar en el espacio aéreo afgano. El GCI aconsejó a Hussain y a Bashir que también cambiaran, pero el líder de la formación ignoró la orden de continuar la persecución hasta que aparecieron cuatro MiG-23 adicionales. Ambos F-6 inmediatamente dieron la vuelta, y regresaron a su base a alta velocidad y bajo nivel. Este breve compromiso ciertamente no ha tenido ningún efecto en los soviéticos, luego, el 19 de marzo de 1986, varias oleadas de Su-22 afganos, escoltados por MiG-23MLD de los 120. IAP bombardeó los puestos fronterizos pakistaníes. Estos ataques fueron el preludio de la próxima ofensiva soviética y de las tropas del ejército afgano, iniciada el 2 de abril, cuyo objetivo eran las bases de suministros rebeldes en torno a Tani y Zhawar. Para el 10 de abril de 1986, los soviéticos y los afganos llegaron a Tani, y posteriormente los Su-24 y los Su-25 volaron una serie de ataques con bombas guiadas por láser. Los muyahidines se vieron obligados a organizar una defensa frontal y luchar en circunstancias en las que carecían del entrenamiento y el poder de fuego.

Independientemente de estos desarrollos, el PAF aún se retenía, y el siguiente compromiso serio no se produjo hasta el 12 de abril de 1986, cuando el GCI vector tres F-6, volados por Gr.Capt. Shahid Kamal, Sqn.Ldr. Rahat Mujeeb y Sqn.Ldr. Khalid Chaudry, para interceptar dos contactos en el área de Parachinar. Gr.Capt. Kamal cerró con éxito en el rango de sus misiles AIM-9P y disparó un Sidewinder, pero no se observó ningún golpe. Mientras tanto, tanto los objetivos como toda la formación pakistaní giraban hacia el oeste, y el GCI aconsejaba a los pilotos que el enemigo aún no los había notado. Por lo tanto, Kamal volvió a cerrar y disparó otro Sidewinder, que falló de nuevo. El plomo entregado a Sqn.Ldr. Chaudry, quien identificó los objetivos como dos Su-25 y disparó un AIM-9P. El misil inicialmente guiado perfectamente, pero luego se convirtió en el sol y se perdió. La posterior reconstrucción del compromiso mostró, que Grp.Cpt. Kamal disparó sus dos misiles fuera del sobre para blancos que volaban lejos de él.


GD F-16A 82701 fue el primer Fighting Falcon producido y entregado al PAF (P. Steineman)

Batallas aéreas con manos limitadas

A principios de 1986, los enfrentamientos entre aviones pakistaníes, soviéticos y afganos demostraron claramente que los F-6 del PAF fueron superados por la mayoría de los tipos soviéticos modernos. En consecuencia, durante la primavera de 1986, los Mirages de los 5tos y 18tos Escuadrones, estacionados en Kamra, se hicieron cargo. No se sabe mucho sobre las operaciones llevadas a cabo por estas unidades, pero, según informes de prensa de esa época, anotaron su primer homicidio, un MiG-21 de la DRAAF, el 16 de abril de 1986, seguido de otro MiG-21 el 10 de mayo. El PAF nunca confirmó ninguna de estas afirmaciones. Teniendo en cuenta las circunstancias en ese momento, es posible que estos enfrentamientos hayan sucedido, pero, debido a los RoE, influenciados por la política, el PAF no estaba listo para confirmar las muertes de aeronaves cuyos restos cayeron dentro de Afganistán. El - probablemente - tercer enfrentamiento de los espejismos pakistaníes ocurrió el 14 de mayo de 1986, alrededor de las 11:00 AM, cuando a las 11:00 AM del 14 de mayo de 1986, Sqn.Ldr. Ro Qamar Sulemany y Flt.Lt. Los Nawaz del 18º Sqn estaban en un CAP SE de Parachinar, cuando el GCI los dirigió hacia varios objetivos de vuelo lento que se cerraban en la frontera. Cerrando a gran velocidad, ambos pilotos de Mirage experimentaron el dilema de muchos aviones veloces cuando se enfrentan a helicópteros de ataque lento pero fuertemente armados. Girando varias veces alrededor de sus objetivos, Sulemany finalmente se enganchó y atacó desde una distancia de 1,4 kilómetros, presionando el gatillo a una distancia de 900 metros. Las armas no dispararon, y Sulemany hizo un lugar para este wingman. Nawaz también intentó abrir fuego desde una distancia de 800 a 900 metros, pero sus armas no dispararon nuevamente. Finalmente, ambos Mirages regresaron directamente a su base. La inspección posterior mostró que el disyuntor de la pistola del avión de Sulemany se abrió debido a un atajo en el paquete de la pistola, mientras que su compañero de ala olvidó quitar el pestillo del gatillo de la pistola antes de disparar. Los problemas técnicos y la inexperiencia de los pilotos paquistaníes los privaron de anotar dos muertes.

En ese momento, después de un entrenamiento intensivo y preparativos, dos unidades del PAF comenzaron a funcionar con los F-16. El escuadrón de élite No. 9, dirigido por Wg.Cdr. Abdul Razzak, tenía 16 pilotos y debía asumir una carga de operaciones, volando más de 2.200 vuelos durante los siguientes cuatro años. De vez en cuando, también el PAF F-16 OCU, el Escuadrón No. 11, debía desplegarse en el área e iniciar patrullas aéreas de combate si era necesario. Sin embargo, los informes sobre los compromisos asumidos por esta unidad son diferentes: algunos dicen que la unidad tuvo varios enfrentamientos, pero ninguno tuvo éxito debido a la falta de competencia con los Sidewinder de todos los aspectos AIM-9L recién adquiridos. Sin embargo, hay otros informes que indican que los pilotos del N. ° 11 Sqn también anotaron al menos una muerte. La tercera unidad, el Escuadrón No. 14, dirigido por Wg.Cdr. Amjad Javed, se desplegaría en Kamra en septiembre de 1986 y volaría más de 1.800 incursiones antes de 1989.
Bajo condiciones de operaciones tan intensas dentro de Afganistán emprendidas por los soviéticos a principios de 1986, y debido a la falta de efectividad de los RoE, no tardó mucho hasta que los F-16 anotaron su primera muerte. A principios de mayo de 1986, la aeronave de la V-VS y la DRAAF voló una serie de ataques contra las bases muyahidines en el valle de Panjshir, y en la madrugada del 17 de mayo también se bombardearon campamentos dentro de Pakistán. Poco después del primer golpe, sin embargo, dos F-16As, volados por Sqn.Ldr. Hameed Qadri y Sqn.Ldr. Mohammed Yousaf, llegó a su estación de CAP sobre Parachinar, cuando el GCI les avisó de dos aviones que se acercaban a esa área a más de 500 nudos y ya casi diez kilómetros dentro del espacio aéreo pakistaní. Mientras se cerraban para participar, los pilotos pakistaníes hicieron varios barridos de radar para asegurar que ningún otro avión soviético o afgano estaba cerca, luego prepararon sus misiles y atacaron. Cerrando a una distancia de seis millas, Qadri logró un lock-on en uno de los oponentes, e inmediatamente recibió una señal, que el misil rastreó. Poco después, disparó un Sidewinder, que falló. Al pasar junto a los enemigos, ambos F-16 iniciaron un duro giro de 180 ° y se enfrentaron nuevamente: "Observé mi N ° 2 cruzar a mi lado derecho y llamé tanto visual como recuento. Llamé 'comprometido' y rápidamente me puse en contacto con uno de los sukhois. Obtuve todos los parámetros en uno de ellos, desencapsé la cabeza del buscador de misiles y disparé mi segundo misil AIM-9L. Con la columna de fuego y humo, el misil de mi riel derecho corrió en un amplio semicírculo a la derecha. Tomando una tremenda ventaja, pronto se invirtió hacia el objetivo en una serie de correcciones y explotó al impactar con el giro del Su-22. "Qadri miró hacia atrás para despejarse, mientras seguía manteniendo el segundo avión en la mira y preguntando a su compañero de ala para mantener su cola clara: "Busqué a tientas mi switchology mientras trataba de seleccionar AIM-9L en el Sistema de Administración de Tiendas y HOTAS. La silueta del primer avión era visible. El otro avión estaba en un giro a la izquierda. Su radio de giro y mi estado de energía me dieron la suficiente confianza de que podía lograr fácilmente los parámetros de muerte tanto con misiles como con pistolas. Durante el turno, me encontré golpeando los bordes del misil AIM-9P. Tiré un yo-yo alto ya que estaba en una posición totalmente ofensiva. Mi objetivo ahora estaba en una nariz baja y se dirigía hacia el territorio afgano. Después de apexing, retrocedí rápidamente y disparé una ráfaga de tres segundos sobre el Su-22 que salía. Dejé de disparar cuando un rastro de humo y destello de su avión confirmó una muerte letal. A través de una 'S' dividida, me dirigí al este de Parachinar. "Por su exitoso compromiso y logro, Qadri fue galardonado posteriormente con el Sitara-i-Basalat.

Los soviéticos posteriormente confirmaron la pérdida de uno de los Su-22M-3K de la DRAAF, pero su reacción fue rápida, sobre todo por las preocupaciones, de que los F-16 PAF podrían intentar interceptar algunos de los bombarderos Tu-16, que ahora operan regularmente sobre NE Afganistán y relativamente cerca de Pakistán. Todas las operaciones detrás de la frontera pakistaní fueron canceladas, mientras que el 120. IAP, equipado con 29 MiG-23MLD (armados con R-24R y R-60M AAM) y cinco MiG-23UB se desplegó en Baghram AB, al norte de Kabul. Mientras que a los pilotos soviéticos no se les permitió participar en ningún tipo de combates aéreos, excepto en defensa propia, el primer encuentro se produjo muy pronto. El 19 de junio de 1986, el 9no Escuadrón PAF se encargó de establecer una CAP al NO de Zirat, en el área de Quetta y monitorear la actividad enemiga, pero no acercarse a la frontera más cerca de aproximadamente 50 kilómetros. Dos F-16As, volados por Sqn.Ldr. Hameed Qadri y Sqn.Ldr. Yousaf estuvo en la estación durante casi 40 minutos, cuando el GCI los envió para interceptar a dos contactos dentro del espacio aéreo pakistaní. Sin embargo, los objetivos se volvieron atrás y Qadri abandonó el ataque, solo para ser posteriormente dirigido hacia nuevos contactos. Esta vez, el compromiso fue rápido: Qadri interceptó con éxito y entró en el sobre detrás de dos MiG-23ML soviéticos. Sin embargo, al cerrar, no pudo deshacerse de su tanque de caída izquierdo debido a un mal funcionamiento técnico, que también le impidió disparar cualquiera de sus AAM. En consecuencia, Qadri ordenó a Yousaf atacar y atacar, pero, como estaba fuera del sobre, y ambos MiG-23 volvieron al espacio aéreo afgano, el ataque fue abandonado y ambos F-16 volvieron a su base.


Su-22 de la DRAAF fotografiado desde el suelo durante un ataque contra objetivos en el valle de Panjshir. Esta fue también la cantidad de refugiados afganos que vieron ese tipo de ataques durante sus ataques contra sus campamentos en Pakistán. (Colección Tom Cooper)

Muchas reclamaciones, sin explicaciones

Para el resto de 1986, no se reportaron enfrentamientos aire-aire adicionales. Teniendo en cuenta el hecho de que no había mucha actividad en el terreno, y de que los muyahidines ahora estaban provistos de MANPAD Stinger FIM-92A, el V-FA y la DRAAF estaban más bien comprometidos con la lucha dentro de Afganistán. En octubre y noviembre de 1986, no menos de 200 FIM-92A Stingers fueron desplegados con muyahidines dentro de Afganistán, y las pérdidas de las fuerzas aéreas soviéticas y afganas se volvieron casi catastróficas. El 200. SchAE, equipado con Su-25s, por ejemplo, perdió dos pilotos y cuatro aviones en dos días en la zona de Khost, un MiG-23MLD y un An-12B fueron derribados el 19 de noviembre, y uno de los últimos aviones restantes Il-28s de la DRAAF también fue derribado el 29 de noviembre sobre Bagram. El 19 de diciembre de 1986, un grupo de muyahidines atacó aviones directamente sobre el aeropuerto de Kabul y derribó un An-12B. Para el 21 de enero de 1987, cuando el Su-25 del teniente Pototschkin fue derribado, el 200. SchAE perdió tres aviones adicionales. Posteriormente, los soviéticos y el nuevo gobierno afgano bajo el Dr. Najibullah, se dieron cuenta de que ya no se podían llevar a cabo operaciones ofensivas a gran escala, porque no se podía garantizar un apoyo aéreo efectivo. En cambio, tanto el V-VS como la DRAAF estaban ahora comprometidos a operaciones de interdicción contra rutas de suministro rebeldes. Por lo tanto, con el final del invierno de 1987, los aviones soviéticos y afganos se volvieron muy activos en la frontera pakistaní, y lanzaron cientos de ataques con bombas y minas.

En un vano intento de adelantarse a las ofensivas de primavera de los muyahidines, desde el 23 de marzo de 1987, la DRAAF y la V-VS comenzaron una serie de ataques en el área de Zhawar. Una de las primeras misiones emprendidas ese día fue volada por 12 MiG-21 de la DRAAF contra objetivos en el área de Terrimangal y Angoor Adda, pero, a fines de mes, los rebeldes reclamaron no menos de 50 aviones y helicópteros. Además, la PAF ahora operaba de manera más agresiva y, según fuentes rusas, sus F-16 incluso comenzaron a interceptar transportes soviéticos y soviéticos en el área de Khost. El 30 de marzo de 1987, por ejemplo, Wg.Cdr. Abdul Razzak y Sqn.Ldr. Sikander Hayat fueron dirigidos hacia dos objetos de velocidad lenta, que el GCI creía que eran aviones de reconocimiento ELINT cerrándose hacia la estación de radar cerca de Parachinar. Wg.Cdr. Razzaq no perdió tiempo en interceptar al enemigo, que en realidad era un transporte afgano An-26, en camino hacia Khost: "El vector dado por el controlador comenzó el flujo de adrenalina. Todas las acciones preparatorias terminaron en menos de 30 segundos. Los bandidos fueron reportados cerca de Parachinar; otras 30-40 millas tuvieron que ser cubiertas. Pronto el controlador informó que ahora solo un bandido estaba violando la frontera. El segundo se había alejado. Cuando compré el objetivo en la TD box a 3-4 NM, me di cuenta de que se trataba de un avión de movimiento lento y más grande. Pedí permiso para disparar, lo cual fue dado rápidamente. Con una tasa de adelantamiento de más de 200 nudos y una baja firma IR; la señal del rango mínimo estaba cerca de 4.000 pies. Efectivamente, no tenía más de 1,5 segundos de ventana de disparo disponibles. Todo funcionó como se anuncia y con solo presionar el botón, el misil estaba en camino. Cuando estaba rompiendo, vi que el misil impactaba al objetivo. Mi wingman también lanzó otro misil, que también impactó al objetivo. El avión enemigo se estrelló en las montañas cubiertas de nieve. "Según fuentes rusas, las 39 personas a bordo del An-26 fueron asesinadas.

Apenas dos semanas después, después de varios combates sin ninguna pelea, siguió la siguiente batalla aérea corta. En la madrugada del 16 de abril de 1987, dos F-16A del XIV Escuadrón, volados por el Sqn.Ldr. Badar-us-Islam y Sqn.Ldr. Khalid Pervaiz Marwat estaba en un CAP cerca de Thal. Varios minutos después de llegar a la estación, el GCI informó que había aviones enemigos dentro del espacio aéreo paquistaní, y los pilotos fueron interceptados. Saliendo del sol y a gran velocidad, Badar adquirió visualmente a los oponentes, varios Su-22 de la DRAAF, desde una distancia de siete millas y atacó: "Aunque más rápido, también estábamos escalando y tuvimos que perseguir a los objetivos durante un poco antes de que entraran en el rango de misiles. Durante la persecución, le pedí a mi piloto que vigilara los otros dos aviones que habíamos visto anteriormente. En el momento en que obtuve la retícula de misiles, disparé mi primer misil AIM-9L. Fue una experiencia única. Nunca había disparado un misil antes. Cuando el misil se salió de la barandilla, causó un ligero guiñada. Seguí mirando el misil con asombro, pero luego lo perdí y comencé a mirar hacia el objetivo. En un par de segundos, había un gran destello rojo alrededor del avión al que apuntaba. Comenzó a girar en espiral hacia el suelo en un giro a la izquierda. Me enganché al siguiente avión y disparé un segundo misil. El controlador nos informó que estábamos acercándonos a la frontera y que deberíamos interrumpir y regresar. Tan pronto como mi segundo misil salió de la vía férrea, rompí a la izquierda y le pedí a mi piloto que hiciera lo mismo. Durante el proceso miré por encima de la barandilla del dosel y vi otro gran destello en el área donde estaba mi segundo objetivo. Me zambullí y me dirigí hacia Bannu, comencé a buscar a mi compañero y volví a la base ". En su informe posterior a la misión, Sqn.Ldr. Badar-us-Islam afirmó haber derribado dos aviones. Sin embargo, después de examinar todas las pruebas, el PAF le otorgó solo uno, posiblemente porque el segundo Sukhoi se estrelló detrás de la frontera pakistaní: el afgano confirmó más tarde, que su teniente. Abdul Jameel expulsó con éxito y aterrizó de manera segura dentro de Afganistán, pero no dijo nada sobre la pérdida de otro avión ese día.


Un Su-25 "Grach" de la V-VS visto armado con bombas y cohetes no guiados mientras rodaba en BAM Baghram. El tipo demostró ser muy exitoso durante las operaciones en Afganistán, pero comenzó a sufrir pérdidas entre los Stingers y los interceptores pakistaníes en el período comprendido entre 1986 y 1988. A pesar de muchos informes, por el contrario, no se entregó ningún Su-25 a la Fuerza Aérea Afgana. (Avijatsija y Vremja)

Pérdida de un F-16A de la PAF

En ese momento, ¡los primeros pequeños grupos de Mujaheddin, organizados por militares pakistaníes, estaban operativos dentro de la Unión Soviética! Los soviéticos advirtieron clandestinamente al gobierno pakistaní, que no fuera demasiado lejos, y tales operaciones se suspendieron. La situación en el aire a través de la frontera entre Pakistán y Afganistán, sin embargo, permaneció muy tensa, especialmente cuando los pilotos pakistaníes se volvieron audaces y volaron aparentemente en lo más profundo de Afganistán. En abril de 1987, el Comandante de la DRAAF, Teniente General. Abdul Kadir informó que, en el mismo año, los combatientes pakistaníes cruzaron no menos de 30 veces en el espacio aéreo afgano. Pakistán negó estas afirmaciones, pero muchos informes las confirmaron, especialmente el siguiente compromiso, que ocurrió el 29 de abril de 1987. Esa mañana, cuatro MiG-23MLD de los 120. IAP, dirigidos por el Teniente. Pochitalkin, estaba en una misión de minería de pastillas usadas por los muyahidines para el transporte de suministros desde Pakistán en el área de Djaware, cuando dos F-16A del 9º Sqn de la PAF los interceptaron. Los MiG volaron particularmente alto y rápido y dejaron caer sus CBUs desde una inmersión superficial. Según fuentes paquistaníes, mientras los MiG-23 estaban lanzando sus bombas, los F-16 se acercaron y dispararon un Sidewinder. Sin embargo, toda la formación del MiG-23 realizó un giro posterior a la huelga y comenzó a ascender, y según fuentes paquistaníes, después de este turno, el número 2 de la formación pakistaní, Tte. de Vuelo Shahid Sikander, voló frente a su líder y directamente frente al AIM-9L, que volvió a bloquear y anotó un golpe directo.

Según los rusos, mientras gira su formación, Lt.Col. Pochitalkin echó un vistazo y vio un avión en llamas, cayendo hacia la tierra. Llamó a sus camaradas y todos respondieron que todavía estaban en marcha y bien. Mientras tanto, Flt.Lt. Shahid Sikander expulsado relativamente del F-16A "85-720" profundo sobre Afganistán, pero aterrizó con seguridad en el área controlada por Mujaheddin y fue devuelto posteriormente a Pakistán, junto con un ala de su F-16 y un Sidewinder, todavía unido a su carril.


Par de F-16A de PAF durante el vuelo de entrenamiento (observe las municiones de adiestramiento de AIM-9L con dolor azul). El orgullo de la Fuerza Aérea paquistaní, los F-16, resultó invaluable durante las operaciones en la frontera afgana: fueron el único factor que impidió que los soviéticos y los afganos volaran aún más ataques contra los objetivos dentro de Pakistán. (Peter Steineman)

De acuerdo con los rusos, es muy probable que uno de sus pilotos derribó al F-16A en algún tipo de combate aéreo, pero nunca lo reclamó porque los combates con aviones paquistaníes estaban prohibidos. El problema con esta versión es que los MiG-23MLD no estaban equipados con ningún misil aire-aire al volar tales misiones, y que en ninguna cuenta soviética, rusa o ucraniana de esta batalla hay indicios del MiG- 23 pilotos que tenían alguna pista, como indicaciones de RWR, sobre los F-16 antes de ver a uno de los combatientes del FAP cayendo en llamas. Otras fuentes indican que el F-16 voló hacia la "nube" de unidades de bombas de racimo lanzadas por los MiG, y golpeó algunas de las minas / bombetas lanzadas por los MiG-23. El problema con esta versión sería que las CBU no se despliegan a la altura en que funcionaron los F-16 en ese momento, sino solo cuando se acercan mucho más al suelo.

El hecho es que este episodio es definitivamente bastante turbio: incluso de acuerdo con los laicos PAE de los PAF durante ese período de tiempo, los F-16 no han tenido nada que hacer dentro del espacio aéreo afgano. De hecho, posteriormente tales vuelos no fueron permitidos nuevamente. Pero, obviamente, los dos F-16 estaban allí y, por lo tanto, a pesar de que varias fuentes paquistaníes muy autorizadas afirman otra cosa, todo indica que los interceptores PAF operaban con frecuencia y agresividad dentro del espacio aéreo afgano.

Una pregunta permanece abierta: ¿qué debe hacer el n. ° 2 de la formación pakistaní frente a su líder (incluso si esto sucedió durante algunas maniobras) que está "bloqueado" (es decir, atacar aviones enemigos)? Los PAF F-16 operaban en "loose duce", por lo que uno no tenía nada que buscar en frente del otro. Pudo haber sucedido que el líder de la F-16-pair tuvo algunos problemas con su equipo, por lo que dejó su # 2 para atacar delante de él, luego resolvió sus problemas, bloqueó el objetivo equivocado y disparó. En teoría, esta "versión" podría ser confirmada por los informes de prensa de esa época, en los que los paquistaníes negaban por primera vez pérdidas de F-16, pero reclamaban una muerte contra un MiG-23; luego confirmó una pérdida, confirmó una muerte y confirmó un fratricidio; mientras que la versión final es un fratricidio, ningún MiG-23 se derribó ...

Aunque, según informes no confirmados, los FF 16 de FAP también han derribado dos helicópteros An-26 y cuatro helicópteros Mi-8 adicionales en el área Khost durante el mismo mes, y sus operaciones hasta ahora fueron muy exitosas; posteriormente, el comando superior paquistaní prohibió cualquier nueva incursión en el espacio aéreo afgano. En consecuencia, después de esta pérdida, los EER para los enfrentamientos con aviones de Afganistán y de la Unión Soviética se limitaron nuevamente a las interceptaciones de solo esas aeronaves, que operaban a mayor profundidad dentro del espacio aéreo pakistaní. No obstante, en agosto de 1987, el gobierno de Afganistán afirmó que los F-16 pakistaníes habían derribado a otros aviones An-26, esta vez a civiles a bordo, cerca de Khost. Hasta hoy, sin embargo, Pakistán nunca confirmó esta afirmación, y se desconoce si sucedió algo similar. De todos modos, pasaría mucho tiempo hasta el siguiente enfrentamiento entre aviones soviéticos o afganos e interceptores paquistaníes.

Boxeo de sombras

A fines de 1987, la situación de los soviéticos en Afganistán se estaba deteriorando rápidamente. Una gran cantidad de aguijones FIM-92A disponibles para Mujaheddin hicieron que las operaciones de la fuerza aérea soviética fueran un negocio complicado y arriesgado, obligando a sus volantes a mantenerse altos u operar de noche. Sin una potencia aérea eficiente, y al paso que perdieron aviones con Stingers, los soviéticos no pudieron controlar efectivamente las zonas rurales de Afganistán ni garantizar el flujo constante de suministros a varias guarniciones aisladas a lo largo de la frontera pakistaní. Como si esto no fuera suficiente, los disturbios se extendieron en la DRAAF y luego hubo una serie de deserciones o ataques directos contra los oficiales afganos. El 3 de octubre de 1987, dos tripulaciones afganas volaron sus helicópteros Mi-4 a Pakistán y aterrizaron cerca de Chihal. Aunque ambos helicópteros fueron devueltos a Afganistán, a sus tripulaciones se les concedió asilo político. Poco después, un Su-22s de la DRAAF intentó bombardear el Palacio Presidencial en Kabul. Como los interceptores MiG-23MLD del 168. IAP, que reforzó el 120. IAP en agosto de 1987 (elevando el total de MiG-23MLD estacionados dentro de Afganistán a 46) y también estaban estacionados en Bagram AB, se consideraron insuficientes para detener cualquier Ataques similares en el futuro, el V-VS se vio obligado a desplegar el 115 ° GvIAP, equipado con MiG-29, a la BAM Termez, en la entonces República Soviética de Turkmenistán, cuya única tarea era la defensa aérea de la capital afgana. Esta medida resultó efectiva: varias semanas después de que los MiG-29 llegaran al área de operaciones, no menos de cuatro Su-22 pilotados por pilotos afganos intentaron atacar la residencia del presidente de Afganistán, pero fueron interceptados por los MiG-29 soviéticos y todos derribado en minutos.

Cuando a fines de 1987 los muyahidines pusieron a Khost en estado de sitio, el V-VS también desplegó el 185. BAP, equipado con Tu-22M-3 para la BAM Marry-2. Las formaciones del tamaño de un escuadrón de este regimiento lanzaron una serie de ataques, cayendo hasta 200ts de bombas a la vez en la posición rebelde, y utilizando incluso 3.000kg de bombas pesadas FAB-3000. Debido a que los bombarderos operaban continuamente muy cerca de la frontera pakistaní, cuatro Tu-22PD del 341.DBAP, generalmente con base en Ozernoye, fueron desplegados en la BAM Mary-2. Los Tu-22PD estaban equipados con un potente equipo de interferencia, lo que resultó ser un éxito, ya que no se encontraron interceptores ni se registraron cerca de las áreas donde operaban los Tu-22.

En la primavera de 1988, la situación en Afganistán seguía siendo prácticamente la misma: Khost todavía estaba bajo asedio, pero los rebeldes no eran capaces de tomarlo, y esporádicos pero pesados ​​ataques aéreos soviéticos continuaron hasta la retirada de la Unión Soviética. fuerzas se inició. La primera guarnición en ir fue la de Barikot, que el 23 de abril de 1988 fue evacuado a Jalalabad. Los soviéticos esperaban que su retirada se pudiera llevar a cabo de una manera pacífica y bien organizada. Pero los rebeldes comenzaron una serie de ataques feroces contra Jalalabad que solo causaron aún más pérdidas. Durante mayo, contingentes soviéticos adicionales se retiraron del sur y sudoeste de Afganistán, pero, en lugar de volver directamente a sus hogares, una buena parte de ellos estaba ahora inmersa en nuevos combates en el área de Jaji, donde un grupo considerable de muyahidines se activaron. El 24 de junio, un grupo de rebeldes ejecutó un ataque bien organizado contra el campo de aviación de Kabul, destruyendo ocho Su-25 allí, y en los días siguientes, Bagram también estuvo bajo fuego de cohete repetido. Los soviéticos, sin embargo, iniciaron una operación masiva de reabastecimiento para el régimen en Kabul, y cientos de toneladas de armas, municiones y otros artículos volaron a Afganistán durante los meses siguientes. Además, desde finales de julio de 1988, los aviones soviéticos también comenzaron una nueva serie de redadas contra los campamentos dentro de Pakistán. Una de estas misiones, sin embargo, terminó en otra catástrofe.

Ala rota

En la tarde del 4 de agosto de 1988, una sección de Su-24 estaba en curso para atacar un campo de refugiados afgano cerca de Miranshah. Media hora antes del atardecer, sin embargo, fueron detectados por los radares paquistaníes, y dos F-16A del 14 ° Escuadrón, volados por Sqn.Ldr. Ather Bokhari (en F-16A 85-725) y Sqn.Ldr. Taufeeq Raja, fueron codificados para interceptar. Alcanzando una posición sobre Hangu a los pilotos pakistaníes se les informó que el enemigo volvía a Afganistán. Por lo tanto, los F-16 disminuyeron la velocidad y comenzaron lo que parecía ser otro CAP de varias horas durante la tarde. Sqn.Ldr. Bokhari luego continuó la historia. "Fui vectorizado en un rumbo de 300 grados, y el controlador informó que el objetivo estaba a 30 grados, 15 NM. Giré a la izquierda y llamé al contacto. El controlador de GCI claramente me dijo que siguiera adelante y disparara al objetivo. Logré un bloqueo IR frontal en una aeronave a 7 NM volando alto. Empezó a girar a la derecha a 6.5 NM, poniéndome a 3.5 NM. Apunté a los quemadores y cerré a menos de 2,5 NM del objetivo antes de que la zona de lanzamiento deseada (DLZ) comenzara a parpadear. Cuando se cumplieron todos los parámetros, disparé el misil y lo vi ir hacia el objetivo en la TD Box en el HUD. Luego vi una bola de fuego en la TD Box. Rompí a la izquierda a 120 grados, descendí a 5.000 pies y distribuí chaff y bengalas. Al mirar hacia atrás a la posición de las 8 en punto, vi bengalas a aproximadamente 3-4 NM y las confundí inicialmente con misiles. Todo detuvo mis latidos, pero mi controlador me aseguró que no había otros aviones en los alrededores. Luego tomé un pasaje seguro a casa ".

Según fuentes rusas, al ser atacado por un F-16, el líder de la formación Su-25, el coronel Alexander Rutskoy, inició un duro giro de 6.5G hacia la amenaza. Sin embargo, parece que Rutskoy posteriormente perdió la vista del oponente, que hizo un giro aún más difícil detrás de él en la oscuridad y fue derribado por un AIM-9L. Tras el impacto, el Su-25 se partió en dos, y los restos se encontraron a la mañana siguiente, pero la cabina estaba vacía. Por lo tanto, los paquistaníes organizaron una operación de búsqueda, y la noche siguiente Rutskoy fue capturado por la población local, que lo entregó a las autoridades. Curiosamente, el piloto ruso explicó posteriormente, que seguramente fue alcanzado por un misil guiado por radar, disparado desde el hemisferio delantero, y se negó a creer, que Bokhari usó solo un AIM-9L, disparado desde el hemisferio trasero. Sin embargo, no está claro por qué la formación soviética continuó su ataque después de ser interceptada por F-16: el objetivo no valía la pena el peligro al que se enfrentaban, y sus RWR en realidad deberían haberles advertido de la amenaza. Pero, teniendo en cuenta el hecho de que los tres miembros restantes de la formación de Rutskoy estaban mucho más cerca de la frontera afgana, parece posible que el coronel trató de defenderlos comprometiendo al F-16 y, por lo tanto, comprando un tiempo precioso. La pérdida de Rutskoy y sus Su-25, sin embargo, no fue la única mala noticia para los soviéticos en ese mes: apenas cuatro días después, otro piloto afgano desertó con su MiG-21 a Parachinar, en Pakistán. Igualmente, la táctica -o mejor dicho, la casi completa falta de maniobra defensiva- mostrada por la formación de Rutskoy aún no está clara, especialmente a la luz del próximo enfrentamiento entre aviones soviéticos y paquistaníes, que siguió apenas un mes después.


F-16A 85-725 fue el plano con el cual Sqn.Ldr. Ather Bokhari derribó el Su-25 volado por el Coronel Rutskoiy, el 4 de agosto de 1988.

Shaheens merodeando

A las 06:06 AM del 12 de septiembre de 1988, dos F-16A del 14 ° Escuadrón, volados por Sqn.Ldr. Khalid Mahmood (en F-16A 85-728) y Sqn.Ldr. Anwar Hussain despegó de Kamra AB para establecer un CAP sobre el área de Nawagai. Alrededor de las 06:40 AM, el GCI los envió a interceptar dos contactos que estaban cerrando la frontera pakistaní en alto nivel en dirección este. Ambos F-16 pronto estuvieron en la posición correcta, pero los contactos giraron hacia el norte, volando paralelos a la frontera. De hecho, no solo había dos, sino un total de 12 MiG-23MLD de los 120. IAP en el aire esa mañana, ocho de los cuales estaban cargados con bombas y tenían la orden de atacar a ciertos objetivos en el Valle Kunar, mientras que cuatro - divididos en dos pares (Teniente. C. Sergey Bulin con Maj. N. Golisienko, y Maj. S. Petkov con 1. ° teniente V. Danchenkov) - actuaron como escoltas. Detectando cuatro contactos adicionales, el GCI rápidamente convirtió los F-16 hacia la nueva amenaza, y Sqn.Ldr. Mahmood adquirió un total de seis contactos, de los cuales cuatro en la formación avanzada fueron seguidos por otros dos que venían desde atrás. El único problema para los pakistaníes ahora era que los F-16 todavía estaban en el nivel de 3.500 metros, mientras que sus objetivos volaban a más de 10.000 metros, y el par posterior de los objetivos volaba mucho más rápido que los primeros cuatro aviones. De hecho, el GCI soviético detectó F-16 paquistaníes, y aconsejó a Petkov y Danchenkov que los bloquearan, mientras que el resto de la formación debía volverse hacia el oeste. Pero, los paquistaníes fueron más rápidos: cerrándose a una distancia de 12 km, Mahmood logró un radar de bloqueo, pero sus Sidewinder no lograron rastrear el objetivo, ya que los pilotos soviéticos contrataron sus medidas de contador de infrarrojos. Mahmood comenzó no menos que tres intentos de adquirir, pero no pudo hacerlo y, después de cerrar a una distancia de menos de tres kilómetros, intentó por cuarta vez. Finalmente, tuvo éxito y disparó un AIM-9L desde un ataque de conversión bajo a alto / izquierda a derecha y un ángulo de aspecto de 135 °. Su objetivo era MiG-23MLD "Bort 55", pilotado por el capitán Sergey Privalov, que se enfrentó a su IRCM. El Sidewinder se cerró, sin embargo, y explotó sobre su avión, enviando docenas de astillas calientes en las alas y el fuselaje. Toda la sección soviética ejecutó un giro hacia el Oeste ahora, con Privalov a remolque y Petkov y Danchenkov se unieron a la formación sin -como parece- tratando de atacar a los F-16 con sus R-24, mientras que Bulin y Golisienko cerraron desde el norte y Ciertamente trató de adquirir un candado. Sin embargo, Mahmood ya estaba ejecutando un giro en el puerto duro debajo de la formación enemiga, desplegándose directamente detrás de él y en una posición de ataque perfecta detrás de no menos de seis MiG-23MLD. Su radar inmediatamente logró otro bloqueo, pero Mahmood rechazó la cerradura y cambió a un autobloqueo, que automáticamente seleccionó sus dos misiles AIM-9P, considerados mejores para el ataque de popa. Cerrando a una distancia de tres kilómetros, el pakistaní disparó otro misil en el MiG-23MLD volado por el mayor Petkov, cuando el GCI lo advirtió de dos aviones soviéticos directamente detrás. Mahmood se involucró en la amenaza, pero no encontró nada allí, solo para darse cuenta de que el resto de la formación soviética ya estaba demasiado lejos para ser interceptada y casi sobre la frontera afgana. Para dos pilotos F-16 no quedaba nada más que regresar a su base.

Según informes paquistaníes, esta advertencia de dos aviones soviéticos detrás de Mahmood y Hussain fue causada por un controlador de radar, Sqn.Ldr. Irfan-ul-Haq, malinterpretando un desorden en su alcance. De hecho Lt.Col. Sergey Bulin y Maj. N. Golisienko estaban cerrando desde ese lado, sin embargo, sus radares Sapheer-23ML no fueron capaces de recoger los F-16 voladores inferiores (probablemente debido a un desorden en el suelo), negándoles así la posibilidad de atacar. con misiles R-24. Posteriormente se volvieron hacia el oeste y se unieron al resto de la formación. El MiG-23MLD "55" de Privalov logró volver a Bagram (aunque rebasó la pista y resultó gravemente dañado cuando la pata de la nariz colapsó), al igual que Petkov, cuyo avión no sufrió daños en absoluto. No obstante, después de un análisis de las bandas de radar y HUD, el PAF y un equipo de expertos estadounidenses afirmaron que, con toda probabilidad, los dos Sidewinder disparados por Mahmood encontraron sus objetivos. Posteriormente, se inició una búsqueda bastante masiva de los restos de ambos MiG, supuestamente encontrando a uno de ellos en el lado pakistaní de la frontera, y otro dentro de Afganistán. Según se informa, la recuperación de los restos del naufragio que cayó dentro de Afganistán no fue posible porque estaba dispersa en un área grande y minada, mientras que un pilón de misiles fue recuperado del avión que cayó dentro de Pakistán. Por lo tanto, Sqn.Ldr. A Khalid Mahmood se le acreditaron dos asesinatos (y el piloto afirmó que habría derribado a los seis MiG-23 con los que se enfrentaba, si no había una advertencia basada en una imagen de radar falsamente interpretada), mientras que los rusos dicen que no sufrieron ninguna pérdida en absoluto, y, de acuerdo con sus descripciones, la situación parecía más bien un intento de tender una trampa para los aviadores paquistaníes, que funcionaban, pero permanecían vacíos, debido a la incapacidad de adquirir al enemigo adecuadamente. La altura a la que la aeronave soviética operaba indudablemente indicaba que esto podría haber sido cierto, porque las operaciones en tales alturas podrían haber reducido los problemas con el desorden terrestre que tenía el Sapheer-23ML.

Compromisos finales

El deseo de los soviéticos de atrapar al menos a uno de los F-16 pakistaníes quizás fue influenciado por varias afirmaciones iraquíes, que sus MiG-23ML han derribado a los Phantoms, Tomcats y Tigres iraníes. Los soviéticos ciertamente querían mostrar sus capacidades y estaban ansiosos por participar. Un buen ejemplo de esto fue el caso cuando el 26 de septiembre de 1988, el mayor Vladimir Astahov y el capitán Boris Gavrilov interceptaron dos AH-1Js iraníes a unos 75 kilómetros al sudeste de Shindand y dispararon contra los dos, supuestamente utilizando misiles R-24. Sin embargo, este también sería el último enfrentamiento de interceptores soviéticos durante la guerra en Afganistán. En este momento, las tropas soviéticas ya se habían retirado de la mayor parte de Afganistán, y la DRAAF ahora estaba solo para luchar contra Mujaheddin, que tomó una ciudad tras otra. En tales circunstancias, el gobierno de Kabul tuvo bastante cuidado de no provocar aún más a los pakistaníes. No obstante, el 3 de noviembre de 1988, dos F-16 del Escuadrón 14, volados por el Sqn.Ldr. Ehtsham Zachariah y Sqn.Ldr. Khalid Mahmood (en F-16A 85-717), estaba en un CAP sobre el área de Kohat, el GCI les informó de seis contactos cerrando hacia la frontera, tres de los cuales entraron posteriormente en el espacio aéreo pakistaní, mientras que tres - probablemente escoltando a MiG-21 - permaneció en Afganistán. Ambos F-16 se apresuraron a atacar, acercándose al enemigo, cuando sus contactos de repente ejecutaron un giro de 180 ° y volaron hacia Afganistán, aparentemente después de ser advertidos por su GCI. Cerrándose a un rango de once kilómetros, Zachariah adquirió el objetivo visualmente y lo reconoció como un Su-22, volando a un nivel de casi 6.000 metros. Mientras que ambos F-16 todavía estaban en una escalada, los Sukhois ya estaban en camino hacia el oeste, pero luego, uno de los afganos regresó a la amenaza al mismo tiempo, cuando Zachariah experimentó algunas dificultades con sus Sidewinders. El Su-22 corrigió su ruta hacia el primer F-16, pero Mahmood fue rápido en contrarrestar este movimiento y en disparar un AIM-9L desde un alcance de aproximadamente cinco kilómetros en un pase directo. El misil impactó, soplando varios pedazos del Sukhoi, pero el avión continuó volando. Mientras Zachariah maniobraba para un ataque con arma de fuego, Mahmood disparó otro Sidewinder, esta vez desde un ángulo de aspecto de 150 - 160 °. El segundo golpe rompió el Su-22 en dos y el naufragio cayó unos 18 kilómetros dentro de Pakistán. El piloto. Capt. Abdul Hashim, expulsado y fue capturado por el ejército pakistaní.


Su-22M-4K de la DRAAF visto en el aterrizaje en la BAM Baghram en algún momento de 1986. El Tipo resultó popular entre los pilotos afganos debido a su buena carga útil y rango, y también resultoó el principal cazabombardero de la DRAAF. Sin embargo, no fue lo suficientemente ágil para luchar contra el Muyahedding altamente móvil entre las cadenas montañosas. (Avijatsija y Vremja)


En general, este fue el último enfrentamiento aire-aire serio en la frontera entre Pakistán y Afganistán, incluso después de que varios interceptores pakistaníes emprendieron varias otras interceptaciones, y varios pilotos afganos desertaron a Pakistán. Por ejemplo, en la noche del 20 al 21 de noviembre, Sqn.Ldr. Ather Bokhari supuestamente interceptó un Afghani An-26 cerca de Khost, cuando el transporte estalló repentinamente en el aire y se estrelló. El 8 de diciembre de 1988, un piloto de DRAAF desertó con su MiG-21MF a Miranshah, en Pakistán, y el 31 de enero otro An-24 se estrelló en la zona de Khost, después de ser interceptado por el Sqn.Ldr. Khalid Mahmood. En ese momento, a pesar de al menos dos ataques aéreos adicionales llevados a cabo por los Tu-22M-3 soviéticos, el futuro del gobierno afgano estaba sellado, ya que básicamente solo se mantenía el control del área alrededor de Kabul. Al igual que muchas unidades de tierra restantes, numerosas defecciones golpearon el DRAAF después: el 3 de julio de 1989, una tripulación de un Mi-24 desertó con su helicóptero a Pakistán y aterrizó cerca de Kica, tres días más tarde otro piloto voló su Su-22M-4K a Peshawar, y el 29 de octubre de 1989 un MiG-21 lo siguió a la misma base aérea paquistaní. Para todos los efectos, sin embargo, la participación directa de la Unión Soviética en la guerra en Afganistán cesó a fines de 1989, y posteriormente, este conflicto se convirtió en una guerra "civil" pura, con diferentes fracciones afganas luchando entre sí.




MiG-21MF y Su-22M-4K de la DRAAF vistos en la BAM Peshawar pakistaní, en octubre de 1989, después de que ambos aviones volaran volando por allí desertando pilotos afganos (US DoD a través de Tom Cooper)




Bibliografía

Agradecimiento especial a Mr. Tom N., Arthur Hubers, y Troung, por compartir información preciosa de sus archivos y su ayuda en la concreción de este artículo.

A excepción de la investigación de nuestros corresponsales y la nuestra, realizada en gran parte con la ayuda de inmigrantes y refugiados de Afganistán que viven en Europa, se usaron las siguientes fuentes como referencia para esta característica:
  • "Afghanistan: The Bear Trap; The Defeat of a Superpower", by Mohammad Yousaf & Mark Adkin, Casemate, 1992 & 2001, ISBN: 0-9711709-2-4
  • "Afghan Wars; Battles in a Hostile Land, 1839 to the present", by Edgar O'Ballance, Brassey's 1993 & 2002, ISBN: 1-85753-308-9
  • "Air Wars and Aircraft; A Detailed Record of Air Combat, 1956 to the Present", by Victor Flintham, Arms and Armour Press, 1989, ISBN: 0-853368-779-X
  • "Armour of the Afghanistan War", by Steven Zaloga, Wojciech Luczak & Barry Beldam, Concord Publications Company, 1992, ISBN: 962-361-909-X
  • "Heisser Himmel über Afghanistan", by Waleri Markowski (German translation by Dipl-Ing. Dieter Stammer), Tehnika-Molodoschi, Moscow 2000
  • "Pakistan Border Battles", World Air Power Journal Volume 10, Autumn/Fall 1992, ISBN: 1-874023 17-4
  • "Russia's War in Afghanistan", by David Isby (Colour plates by Ron Volstad), Osprey, Men-at-Arms Series No.178, 1986, ISBN: 0-85045-691-6
  • Website of Peter Steineman, top aviation photographer: http://www.skyline-apa.com.au/