sábado, 19 de enero de 2019

San Martín: El genio táctico al cruzar la cordillera

El genio de San Martín para enfrentar la cordillera

Revista Cumbres
Colaboración especial: Esteban Ocampo



En el bicentenario del impresionante cruce de los Andes liderado por el gran estratega americano, un repaso por la planificación y logística ideada para superar el gran obstáculo.

La inmensidad de la cordillera fue el escollo a vencer.

En febrero pasado se cumplieron 200 años del Cruce de los Andes que en 1817 condujo el General José de San Martín de Mendoza a Chile con el Ejército Libertador, a fin de dar batalla a los realistas en la búsqueda de la independencia continental como parte de su Plan Estratégico.

La campaña ha sido destacada en numerosas oportunidades como una de las hazañas más intrépidas, audaces y estratégicamente brillante de todos los tiempos.

Fuera del aspecto estrictamente militar y de sus connotaciones políticas de la época, es dable resaltar aspectos logísticos y de planificación, estrategias que San Martín ideó para dar batalla primeramente a la inmensa cordillera en las condiciones reales de hace 2 siglos.

“Se hace mucho hincapié en el cruce y la finalización con la batalla de Chacabuco, pero hay que hablar del cruce como campaña militar, algo específicamente preparado cuya consecuencia fue la liberación de Chile. Sólo así puede contemplarse el genio de un tal José de San Martín” explica el historiador Esteban Ocampo, uno de los integrantes de la campaña que este año recreó el cruce respetando fielmente las condiciones de la época. (Ver aparte)

Seis columnas

San Martín diseñó la campaña dividiendo al Ejército en seis columnas en un frente de 800 kms desde el Sur de La Rioja al Sur de Mendoza, por donde cruzó el grupo más austral.

Dos de esos pasos fueron principales por donde circuló el grueso del Ejército de 2.500 hombres. Los otros pasos fueron auxiliares con columnas no muy numerosas y con intención de distraer y dispersar a las fuerzas enemigas en misiones específicas -ya en Chile- para que no dispusieran de todo el poderío en la batalla de Chacabuco.

Una columna principal avanzó por la ruta de Uspallata bajo las órdenes del coronel Gregorio de Las Heras junto a la artillería al mando de Fray Luis Beltrán. El paso, accesible y bajo, era muy usado para el comercio en la época.

La otra columna importante fue por San Juan, la ruta de Los Patos por Valle Hermoso que se dividió en Ojo de Agua y Paso de Ortiz, donde pasó parte de la avanzada, y paso de Yaretas, por donde cruzó efectivamente San Martín.

Las rutas secundarias fueron la de Comecaballos en La Rioja con el Tte. Cnel. Zelada; Guana, al Norte de San Juan bajo órdenes del Tte. Cnel. Cabot; Portillo-Piuquenes, por el valle del Tunuyán desde el Fuerte de San Carlos a la orden del Capitán Lemos; y Planchón, al Sur de Mendoza por la zona del volcán Peteroa a cargo del Tte. Cnel. Freyre.

Uno de los tantos cauces que debieron vadear en la campaña andina.

Indumentaria

Los uniformes tradicionales eran de paño de algodón muy particular, un tipo de género lo suficientemente térmico para no ser muy caluroso en verano pero de buen abrigo en invierno. Por debajo de la casaca utilizaban una camisa de cuello alto y los oficiales además un chaleco.

En el caso del Regimiento de Granaderos recibieron unas chaquetas rojas cortas con piel de oveja llamadas “pellizas” que colocaban como abrigo por arriba de la casaca. También pantalones de paño negro de abrigo con refuerzo de cuero. La mayoría de los soldados llevaban ponchos cuyanos y capotes de paño con abrigado forro interior.

Los pantalones tenían un refuerzo de cuero para evitar el desgaste por el roce de la montura en el caso de los jinetes y en la botamanga para proteger la ropa de daño con los estribos.

Para mantener la temperatura de los pies cada soldado usaba “tamangos”, especie de cobertores de piel de cordero que se colocaban sobre los zapatos, comunes de cuero con hebillas, y en el caso de Infantería le llamaban botín a una polaina corta, de media caña o incluso por arriba de las rodillas, que iban sobre los zapatos.

Para sus manos llevaban guantes de paño, para sus cabezas con pañuelos cubrían la nuca y orejas, y por encima el “cubre cabeza”, gorra o sombrero, especie de boina que portaban en época de instrucción en el cuartel. En otras unidades eran birretes con manga que caía hacia uno de los hombros.

Los regimientos vestían tres uniformes: el de cuartel, el de campaña o combate, y el de desfile o de gala, este último el más vistoso. El que se usó para el cruce fue el de combate.

Por las noches se armaban carpas de paño reforzadas muy sencillas en menos de 3 minutos. Tenían cuatro parantes y dos vientos, uno adelante y otro atrás. En cada carpa entraban de 2 a 3 soldados y como camas usaban las monturas individuales, pellones y mantas, e incluso la silla servía de almohada. Se cubrían con el mismo abrigo de cada uno.

 
El primer gran desafío de San Martín fue vencer a la naturaleza.

Alimentación

Como alimento principal para afrontar el cruce de las altas cumbres, cada soldado llevaba un trozo de charqui que molían y cocinaban rápidamente en una especie de caldo valdiviano con mucha cebolla y ajo para el mal de altura. Eran comidas al estilo carbonada o guiso suculento que aportaban proteínas en cantidad importante con la simpleza de prepararla en pocos minutos para recuperar fuerzas inmediatamente.

El Ejército llevó además 700 reses en pie que faenaban conforme avanzaban las columnas. Así se dispuso de carne fresca a modo de asado o guiso.

Pan, galletas de harina, verduras, frutos secos y una ración diaria de aguardiente completaban la dieta para evitar los efectos de la altura y el frío, pues de eso se trataba el plan alimentario de la campaña, que además resultaba en comida sencilla y rápida de elaborar.

Logística

Cada columna en su itinerario de marcha tenía minuciosamente detallada cada jornada: los puntos que debían unir, extensión en leguas, disponibilidad de agua, pasto y leña, tipo de terreno y monte. Estos datos fueron útiles para que los baqueanos regularan la marcha y así llegaran a los puntos planificados.

Las instrucciones comenzaban con el siguiente texto: “Usted va a avanzar según la prudencia, su experiencia e inteligencia que dispone para dar cumplimiento a estas órdenes”.

Las comunicaciones a través de chasquis fueron también muy importantes. Se sabe que San Martín enviaba constantes mensajes a Las Heras para que apure o retenga la marcha en función de las tácticas. En el diario de Bernardo O’Higgins, vanguardia de ruta de Los Patos, constan esas comunicaciones que le va enviando a San Martín en la retaguardia.

El concepto central del plan para cruzar los Andes consistía en minimizar cualquier problema, error o imponderable al enfrentarse con la montaña. En 1816 el Gran General le confiesa por carta a Tomás Guido que lo que no lo deja dormir no es la oposición, lo que el enemigo pueda estar preparando al otro lado, sino poder pasar esta cordillera con 5.000 hombres, y después dar la batalla.

La llegada exacta y coordinada de las columnas el 8 de febrero de 1817 a Santa Rosa de los Andes fue fruto de la precisión en las comunicaciones y la eficacia en la planificación. Eso posibilitó el logro y derivó en el triunfo militar de Chacabuco. Cruzar la cordillera habiendo cumplido con los objetivos diseñados fue la mitad de la batalla ganada.

El grupo que ideó y concretó una recreación histórica del cruce sanmartiniano.

Una recreación fiel

Un grupo de personas que conforman el Escuadrón de Caballería Histórica cruzó en febrero pasado la Cordillera de los Andes emulando y homenajeando la gesta libertadora y exactamente en las mismas condiciones como lo hizo hace 200 años el Ejército que formó y condujo el General José de San Martín en 1817.

Sin ningún auxilio tecnológico, vestidos con igual indumentaria y durmiendo en carpas de época, el 3 de febrero de 2017 (vaya fecha) seis “recreadores”, un camarógrafo, tres baqueanos que transitaron por el lado argentino dieron el paso inicial desde la localidad sanjuanina de Tamberías para concretar un sueño y una hazaña que vienen planificando desde finales de 2015.

La preparación incluyó mucho entrenamiento personal, chequeos médicos constantes, práctica de cabalgatas, todo para poder afrontar de ocho a diez horas de marcha montada todos los días en alturas superiores a los 3.500 metros.

Utilizaron ropas confeccionadas con las mismas telas que usaron en el Ejército sanmartiniano, iguales carpas, mantas, utensilios como faroles, velas, sables, todo derivado de una profunda investigación histórica para reproducir la gesta de manera fiel.

Las monturas hicieron las veces de camas por las noches, y el mismo poncho de abrigo fue manta para intentar dormir en medio del implacable frío de la cordillera.

Pablo Zamprogno, Esteban Ocampo y su hijo Martín (10), Javier Madariaga, Guadalupe Strada y Daniel Gwaszdac son los integrantes de la Agrupación Recreadores del Escuadrón de Caballería Histórica. El itinerario fue aproximadamente el que realizó la columna liderada por el Tte. Cnel. Juan Manuel Cabot en 1817, por el Norte de la provincia de San Juan conocido como paso Guana. Tras seis días de travesía pasando por La Vega Grande, Los Azules, Los Esteros de la Mula y La Cuesta, llegaron al “Paso del Gordito” donde autoridades chilenas de Monte Patria y Ovalle los recibieron para cruzar la frontera. Luego vinieron Las Ramadas, Tulahuen, Huana, Monte Patria, Ovalle, Barraza y finalmente Coquimbo y La Serena, objetivo final de la gran empresa, siempre recibidos por los pueblos con gran algarabía y emocionado reconocimiento.

El objetivo de la iniciativa consistió en vivir el cruce de los Andes tal como lo vivieron los soldados de San Martín hace 200 años. El resultado, en la evaluación hecha por sus protagonistas, fue altamente satisfactorio y un motivo de mayor admiración por aquellos hombres que en 1817 acompañaron al Libertador.

RPG: FM Mara (Argentina)

Lanzacohetes antitanque de un solo uso Mara




Lanzacohetes antitanque MARA

El MARA fue un logro técnico significativo para Argentina, pero su desempeño es decididamente débil y está limitado


País de origen Argentina
Introducido al servicio 2005 (?) (Ver abajo)
Calibre 78 mm
Peso del cohete 2 kg
Peso total 4,2 kg.
Longitud (extendida) 1 m
Longitud (colapsada) 0.7 m
Velocidad de salida 170 m / s
Alcance de impacto 350 m (?)
Alcance del fuego efectivo (contra tanques) 200 m.
Penetración de la armadura 300 mm RHAe.



El MARA es un arma de cohete antitanque de un solo uso diseñada por CITEFA, y es fabricado por la fábrica de municiones Fray Luis Beltrán. Tiene la distinción de ser diseñado, desarrollado, financiado y producido en su totalidad en Argentina.



Los orígenes exactos del MARA no están claros de la literatura publicada, pero el programa se inició a mediados de los años 90, y los primeros disparos de prueba operacionales del arma se realizaron en 2005. Los requisitos de diseño eran que el arma tenía que hacerse con Los materiales y tecnologías simples y fácilmente disponibles, incorporan las capacidades de I + D que Argentina ya tenía disponibles, tienen un costo unitario más bajo que las armas extranjeras comparables, tienen una alta rentabilidad y ofrecen una capacidad antitanque personal para cada soldado en el campo. Algunas fuentes indican que el MARA también entró en servicio más tarde en 2005, pero dado el tiempo que lleva el programa para pasar de la aprobación al primer lanzamiento, lograr un estado completamente operativo durante el mismo año es altamente improbable; es más probable que el MARA haya alcanzado el estado operativo entre 2005 y 2010.



El MARA es extremadamente similar en apariencia a la LAW M72 (ver la entrada en esa arma para más detalles), aunque sus proporciones difieren ligeramente. Aunque a diferencia de la LEY, los eslabones giratorios del sling en el MARA están ambos montados en la parte inferior del tubo exterior, eliminando la necesidad de que el usuario retire el sling de la cubierta del cañón cuando se prepara para disparar. La mayoría de los MARA están pintados de color arena o verde oliva, o en un patrón de camuflaje de las tierras secas, y tienen una plantilla blanca y calcomanías que incluyen guías de seguridad y el procedimiento de cocción.

La composición del MARA es comparable a la mayoría de las otras armas de cohete antitanque de un solo uso, con un tubo reforzado de fibra de vidrio, bozales de acero y tapas y miras de venturi, y varios componentes menores hechos de metal o plástico liviano.



Las miras utilizadas en el MARA consisten en un poste delantero y una escalera trasera similares a los usados ​​en la LAW M72. El rango de observación es inédito, pero probablemente similar al de la LAW (350 metros), debido al rendimiento similar del cohete MARA.



El cohete de 73 mm usado en el MARA es similar al cohete de 66 mm usado en la LAW M72. La ojiva también penetra en los mismos 300 mm de armadura homogénea enrollada (RHA) que el cohete LAW, a pesar de la ojiva más grande de MARA. El cohete también tiene una forma similar a la utilizada en el LAW , y tiene 6 aletas plegables que forman un grupo radial cuando el proyectil sale del tubo. Según se informa, el proyectil es bastante preciso y puede golpear constantemente un objetivo de un metro cuadrado a una distancia de 200 m. También se proporciona una ronda de entrenamiento para el MARA, y un tubo vacío se puede cargar con uno, según se informa, hasta cinco veces.



El funcionamiento de la MARA también parece ser el mismo que el de la LAW M72, aunque la eslinga permanece sujeta al arma. Según el fabricante, el MARA es operable dentro de un rango de temperatura de -20 ° C a + 50 ° C.



El MARA nunca se ha lanzado en combate, y debido a la atmósfera política actual relativamente estable en el sur de Sudamérica, es poco probable que se vea el uso del combate en algún momento en el futuro previsible. El único operador en la actualidad es Argentina, y debido al bajo rendimiento de MARA (y el tamaño y peso inusualmente grande para un arma de ese nivel de rendimiento), tampoco es probable que alguna vez logre ventas de exportación. El mercado está inundado con muchas otras armas de la misma clase que tienen una capacidad mucho mayor, la mayoría de las cuales probablemente también cuestan menos, debido al uso de excedentes.



En resumen, el MARA parece haber sido una desventura significativa. Probablemente se desarrolló (como con muchas otras armas en el mundo en desarrollo) simplemente como un "programa de empleos" para mantener a la enfermiza industria nacional de armas financiada, sin que el desempeño competitivo sea una consideración. Si bien ciertamente generó más negocios para CITEFA, serán los ciudadanos y los militares de Argentina quienes paguen el precio a largo plazo, ya que Argentina ahora está adquiriendo el arma antitanque AT4, y probablemente tendrá que hacerlo en cantidades adecuadas para reemplazar el Mara por lo tanto, para un arma indígena que en última instancia tiene el precio de dos, Argentina tendrá uno y será el AT4 diseñado por el extranjero.


Military Today

viernes, 18 de enero de 2019

Vehículos ametralladoristas centroamericanos

Blindados con ametralladoras en América Central

Small Arms Defense Journal



ARRIBA: En El Salvador, el AML-90 fue relegado para realizar escolta de seguridad a las unidades de artillería, con un UR-416 viajando a su lado, no con infantería mecanizada, pero con rondas adicionales, y proporcionando seguridad adicional con su ametralladora. (J. Montes)

La frase auto-ametralladora en español no se refiere a la evidente ametralladora automática, sino que es una traducción directa del francés "Auto Mitrailleuse Légère", traducido a "Light Machine Gun Car" (LMGC), y se refiere a una luz portador ametrallador blindado. La denominación francesa se aplicó realmente a su AML (para abreviar) Tipo-245, un vehículo diseñado y desarrollado para reemplazar el Daimler Ferret, para servicio principalmente en África. En español, el término es más amplio y generalmente se refiere a cualquier plataforma compacta de ametralladora "autopropulsada" y ligeramente blindada. El Daimler Ferret se había desarrollado como un reemplazo del Dingo WW-II, y ambos vehículos diseñados por los británicos encajan en el concepto original del LMGC.

Sin embargo, el término en América Central representa más un concepto que una realidad, ya que los ejércitos locales carecen de una plataforma de ametralladoras ligeramente blindada móvil realmente compacta, que no sea el uso de vehículos blindados de personal en esta forma. En realidad, ninguno de los países de América Central contó con un carro de ametralladoras como tal hasta que los británicos desplegaron Daimler Ferrets en Belice en 1973.

El ejército británico estuvo presente en esa nación centroamericana desde fines de la década de 1940 hasta 1994. La antigua colonia británico-hondureña se estableció formalmente y permanentemente a fines de la década de 1870, después de que la Compañía Británica de Honduras se convirtiera en el propietario predominante y emergiera como la propiedad de Belice. y Produce Company, consolidando su dependencia con Gran Bretaña. Aunque la independencia llegó finalmente en 1981, Belice se encontraba en ese momento ante una potencial invasión de su país vecino del norte. Guatemala reclamó todo el territorio (desde 1859) y amenazó repetidamente con usar la fuerza para apoderarse del enclave británico. En la Constitución de 1945, Guatemala reclamó el territorio como el departamento 23, y tres años más tarde desplegó tropas a lo largo de la frontera. El Reino Unido respondió desplegando dos compañías del 2do Regimiento de Gloucestershire. Nueve años después, una compañía del Regimiento de Worcesteshire fue trasladada a la frontera, pero nuevamente, los guatemaltecos no invadieron. Varios meses después, un pelotón británico intercambió disparos con un grupo que se hacía llamar Ejército de Liberación de Belice y lograba capturar a 20 sospechosos. En 1972, Guatemala amenazó con invadir una vez más, por lo que la guarnición británica fue reforzada, desplegando 8000 soldados, y varios barcos, para incluir un portaaviones. Cuando las conversaciones se interrumpieron de nuevo en 1975, la tensión aumentó y el Reino Unido desplegó tropas, una batería de cañones de campo de 105 mm, algunos Bofors de 40 mm y sistemas de misiles Rapier, seis Harriers y una fragata. Entre los refuerzos vinieron varios hurones para proveer defensa del perímetro del aeropuerto, seguridad y patrulla.


Se han proviso APV salvadoreños a los batallones de seguridad EMCFA (Sede de las Fuerzas Armadas), y podrían llevar el USOR M60DE4 con características mejoradas (J. Montes)

El Reino Unido había cedido la mayor parte del control político a los locales desde 1964, y solo retuvo la defensa, los asuntos exteriores, la seguridad interna y algunos otros asuntos internos. En junio de 1973, la colonia se conoció como Belice, y en 1975 se movió para otorgar la independencia, solo para ser prevenida por los gestos y las golosinas guatemaltecas. La tensión estalló una vez más dos años después. Belice finalmente se independizó en 1981, pero las fuerzas británicas en Belice permanecieron hasta 1994.

Entre 1977 y la salida de las fuerzas del Reino Unido, el ejército británico se desplegó en dos grupos de combate de infantería (sur y norte) (1). El cuartel principal, y el hogar de la sede de las Fuerzas Británicas de Belice, estaba ubicado en el Airport Camp (APC), adyacente al Aeropuerto Internacional. Aquí, el Reino Unido mantuvo a los Harriers y un vuelo de helicópteros Puma, mientras que los escuadrones rotativos de 3 Regimiento de la RAF proporcionaron defensa, tripularon los sistemas Rapier y los Bofors L40 / 70. Los elementos del Royal Armored Corps (RAC) y Royal Artillery Regiment (RAR) se basaron en el campamento de Holdfast, cerca del distrito de Cayo, capital de San Ignacio (2). Se entiende que el RAC desplegó solo el Scimitar / Scorpion CVR (T) rastreado, por lo que los Daimler Ferrets observaron que el campamento de aeropuerto de la Guardia parece haber venido con 3 Regimiento de la RAF; era probable que estos fueran modelos Mk 2/3, luciendo la típica torreta manual. Esta lucía una ametralladora Browning L3A2 (designación del Commonwealth para el M1919A4), con 2,500 cartuchos de municiones. El arma podría elevarse entre -15 grados y +45 grados y la torreta con un recorrido completo de 360 ​​grados.

El diminuto FV701 (Ferret) era un carro de armas ligeras blindadas compactas de 4 × 4, que mide solo 3.835 metros de largo, 1.905 m de ancho y 1.448 m de altura, y con un peso de combate de solo 4,210 kg (en su Mk1 / 1 variante). El primer prototipo fue producido en 1949 por Daimler Company, con sede en Coventry, y su producción comenzó en 1952. Su armadura blindada completamente soldada protegió contra fuego de armas pequeñas y astillas, y montó un Rolls-Royce B60 Mk6A, seis cilindros Línea de motor de gas refrigerado por agua. Este motor desarrolló 130 CV, proporcionando una velocidad de hasta 93 km por hora. El Mk1 / 1 mencionado era de diseño abierto, generalmente armado con una ametralladora Bren, con 450 disparos. La variante Mk1 / 2 (FV704) era algo más pesada, y el vehículo evolucionó hasta la variante Mk5, armado con los misiles antitanque de alambre Swingfire. El hurón era rápido y pequeño, apropiado para el entorno urbano, y también resistente para operar fuera de la carretera, con un peso de combate de unas 3,7 toneladas y un casco blindado con un grosor de entre 6 mm y 30 mm.


Aprendiendo a usar el J8 APV en Guatemala (US DoD Kaye Richey)

AML con el legado británico

Después de la guerra de 1969, el ejército salvadoreño se había estado preparando para librar una guerra convencional con Honduras. Por ello, alrededor de 1979, recibió unos 12 vehículos ligeros auto-ametralladoras, en la forma del Panhard AML-245. Desafortunadamente, estos eran de la variante H-90, que realmente no se ajustan a la definición de portadores de ametralladoras, ya que están equipados con el cañón D 921 F1 de 90 mm de diámetro liso y baja velocidad de GIAT Industries. El cañón dispara HEAT, HE, humo y cartuchos redondos. También hay una ametralladora coaxial de 7,62 mm a la izquierda del armamento principal. La torreta tiene un recorrido completo de 360 ​​grados, y la pistola puede elevarse entre -8 y +15 grados, pero tiene espacio para solo veinte proyectiles de 90 mm, en comparación con 56 proyectiles de mortero que podrían haber sido acomodados en la variante 60H / HE. En El Salvador fue relegado para realizar escoltas de seguridad a unidades de artillería, con un UR-416 que viajaba a su lado, no con infantería mecanizada, sino con rondas adicionales, y brindando seguridad adicional con su ametralladora. Mecánicamente, el AML-H90 demostró ser difícil de mantener, y al menos seis estaban fuera de servicio en 1988. Estaba equipado con suspensión de muelle helicoidal y frenos de tambor, sin asistencia hidráulica en los frenos ni en la dirección. Su motor de gas de 90 cv de Panhard Modelo 4 HD enfriado por aire demostró ser débil y era una preocupación constante. Cuando realmente funciona, el vehículo podría desarrollarse hasta 90 km / h, y tenía un alcance de 600 km. Su peso de combate era de 5,5 toneladas. Su casco era una armadura completamente soldada, con un espesor entre 8 mm y 12 mm. Dos fueron destruidos por los guerrilleros del FMLN, uno con fuego de rol y otro con un IED que lo pulverizó.

La AML se produjo con una torreta equipada con un mortero de carga de nalgas de 60 mm y ametralladoras de 7,62 mm y / o 12,7 mm (AML-60 y 60HE), y dos cañones de 20 mm (AML 60 S530). El cañón de 90 mm había sido elegido para luchar contra los Saladins de Honduras, no para luchar en el desarrollo de una guerra de contrainsurgencia en El Salvador. Como era de esperar, una AML armada con ametralladora habría sido mucho más útil que la variante H90 para operar en las estrechas calles urbanas o en las estrechas carreteras del entorno salvadoreño, donde la longitud del cañón resultó ser una desventaja, y donde un disparo sólido de su arma resultó de poca utilidad contra guerrilleros esquivos. El Ejército salvadoreño se daría cuenta de que lo que necesitaba era un vehículo capaz de combatir escaramuzas cortas y agudas, rápidas y ágiles, y más en línea con el concepto de Light Gun Car, que el torpe y poco confiable portador de armas.


El pequeño Ferret, como los desplegados en Belice por los británicos, con su pequeña torreta equipada con una ametralladora Browning L3A2 (J.Montes)

Irónicamente, la AML tiene sus orígenes en el mencionado Hurón. A medida que sucede, el ejército francés también encontró al FV701 una herramienta útil en África como vehículo de enlace, reconocimiento, patrulla y apoyo. Habían empleado unos 200 hurones en Argelia y querían colocar el diseño británico en producción bajo licencia. Sin embargo, la industria francesa presionó para construir su propia versión del hurón, con una potencia de fuego superior. Panhard construyó un prototipo en 1959 y entró en producción en 1960, y con los primeros modelos, equipado con un mortero Brandt de 60 mm cargado con una recámara y dos ametralladoras MAS AA-52 NF-1, llegó a las tropas en Argel un año después.

La AML dañada por el RPG se conserva en el Museo Militar Salvadoreño. El CIDET (Centro de Investigación y Desarrollo) del Ejército ha introducido un programa de actualización, adaptando los motores diésel de Nissan, pero mencionando que solo hay 9 cascos disponibles para la mejora, que incluyen el casco en el Museo Militar. Esto indicaría que hay dos cascos sin contabilizar. En cualquier caso, idealmente, el H90 sería reemplazado por una torreta similar a la desarrollada por el CIDET VCTA2, con una combinación de ametralladoras y cañones de 20 mm HS-404. Las torretas H90 redundantes, y cualquier otra que pueda obtenerse, podrían colocarse en el VCTA2. Esto devolvería al Panhard H90 más en línea con la máquina de luz.
concepto de coche arma.

Otra alternativa sería buscar acciones excedentes de la flota irlandesa de AML, que se retiró en 2013. Los irlandeses incorporaron 20 AML-H90 y 16 AML H60-7HB en 1975, seguidos de otros 16 AML H60-7CS. En 1999, todos los modelos 20 H90 y 16 H60-7 fueron revisados ​​y reacondicionados con motores diesel turboalimentados. Esos H60-7 tuvieron su torreta reemplazada por la torreta Ratel-20 de dos hombres. Está equipado con un cañón de 20 mm GI-2 (GIAT con licencia) fabricado en Sudáfrica con una ametralladora coaxial de 7,62 mm. El cañón de 20 mm tiene un alcance efectivo de 1.500 m. Estos vehículos están designados AML-20.


Disparando un M1919A6 desde el J8 APV en Guatemala (foto del Ejército de los EE. UU. por Kaye Richey)

El APV llega

La Maestranza Salvadoreña (Taller Militar) modificó un jeep CJ-8 a mediados de los años ochenta. El prototipo se usó como un banco de pruebas antes de poder implementar la producción. Se colocó una torreta sobre la cama. Este era un modelo de un hombre asistido mecánicamente, equipado con una ametralladora M2HB. Las placas frontales, traseras y laterales se montaron en un Jeep ligeramente modificado. La torreta se usó más tarde como base para el APC de Cashuat, pero el vehículo no fue confiable y se recalentó constantemente. Solo se construyó un prototipo que luego se transfirió al DM-1 en Chalatenango para ser usado en patrullas de caminos de corta distancia. Idealmente, el ejército salvadoreño podría haber adquirido excedentes de hurones para mejorar y desplegar.

En 2013, los Estados Unidos anunciaron el suministro de 42 J8 APV para equipar un nuevo batallón blindado asignado a la Fuerza de Tarea Tecún Uman. Otros 8 APVs llegaron en 2014 para abastecer a la FIAAT (Fuerza de Tarea de Interdicción Aérea, Antinarcótica y Antiterrorista), otra Fuerza de Tarea de Guatemala compuesta por helicópteros Huey-II, soldados, policías y un pelotón blindado de fichas. Se siguieron más para equipar otras fuerzas, y los EE. UU. Entregaron APV adicionales a El Salvador, a la nueva Policía Militar del Orden Público de Honduras (PMOP) y al Servicio Nacional Fronterizo de Panamá (SENAFRONT).

La variante APV se refiere al vehículo de patrulla blindado equipado con un cuerpo de acero balístico formado en caliente en un marco J8. En realidad, según JGMS, el cuerpo original del J8 se reemplaza por una celda blindada, cuyo nivel de protección está certificado por Beschussamt de Alemania para BRV 2009 / VR7 (balística) y ERV 2010 (explosión). La celda blindada proporciona protección balística a la parte inferior de la carrocería, el techo y la explosión lateral. La variante abiertamente blindada es ideal para misiones militares y de mantenimiento de la paz. JGMS indica que todo el cuerpo del J8 se reemplaza con acero balístico conformado en caliente con los contornos precisos del vehículo original. El vehículo tiene una VM V4 V (2.766 cc) V4, inyección directa, common rail, turboalimentado, motor diesel interenfriado con orificio y carrera 94 x 100 Potencia máxima 145 kw (194 bhp) a 3,800 rpm. El APV llena exactamente el concepto de la ametralladora armada patrullera.


La torreta GIAT del AML-H90 salvadoreño podría reemplazarse con una variante CIDET VCTA2, con una combinación de ametralladoras y cañones HS-404 de 20 mm, para devolverla al concepto de automóvil de ametralladoras ligeras. (J. Montes)

Finalmente, los centroamericanos pueden cumplir con el requisito de un vehículo rápido, ágil y ligeramente blindado que pueda proporcionar enlace, reconocimiento, patrulla y seguridad. El APV guatemalteco monta una ametralladora M1919. El Browning más común observado en las nuevas APV ha sido el modelo M1919A6 de edad avanzada, pero excelente, sin el stock y con su típico booster booster; A los que están montados en las APV se les extrae el bípode. Es un arma pesada (32 lbs - 15Kg), pero altamente confiable. Se han observado otros modelos con la versión M1919A4, que se distingue por el cañón más ligero (como el M1919A6), pero sin la ruptura del hocico. Se dice que los Brownings guatemaltecos se convirtieron a 7,62 × 51 mm, ya sea por el Servicio de Material de Guerra local, con kits provistos por Israel, o en realidad son modelos modificados Mk 21 Mod2 0 (ex-Navy). Los Mk 21 Mod 0 tienen el cañón, el perno y la cubierta de alimentación, y se agregan un buje de la cámara, un extractor de eslabones y un segundo trinquete de sujeción de la correa. Sin embargo, las variantes guatemaltecas carecen del ocultador de flash de seis pulgadas típico de estas variantes.

El APV salvadoreño luce un M60D, que es el M60 GPMG básico, modificado con empuñaduras de pala. Se monta en un soporte de clavija que se encuentra en la base del anillo de una torreta básica. El artillero puede girar la pistola en un arco frontal de fuego, y normalmente se monta una lata de munición de 50 cartuchos. El arma se dispara manualmente a hasta 550 disparos por minuto. US Ordnance ofrece un modelo mejorado, actualizado con los estándares M60E4 / Mk43. USORD indica que la M60D Enhanced "cuenta con una cubierta de alimentación de aluminio maquinada rediseñada con riel Picatinny M1913 integrado para el montaje de ópticas con láser y accesorios. Otro riel Picatinny M1913 delantero permite accesorios adicionales. Incluye características de seguridad ambidiestras y todos los componentes principales se intercambian directamente con otras configuraciones de M60 ”. Se sabe que EE. UU. Ha suministrado nuevos modelos M2HB al Ejército de El Salvador, pero no se sabe si también se han suministrado modelos M60D Enhanced. En esta marca, el ejército salvadoreño sufrió un revés en junio de 2014, cuando cuatro M60D fueron robados de la armería del Regimiento de Caballería.

Honduras ha suministrado su APV a la nueva Policía Militar de Orden Público. Normalmente montan un MAG-58 en el APV, aunque también están disponibles M60 GPMG. El SENAFRONT panameño, la policía fronteriza, usa un RPD para armar sus APV. Esta es una ametralladora ligera de 7,62 x 39 mm, normalmente utilizada como arma automática de escuadrón. Utiliza un sistema de pistón de carrera larga y un sistema de bloqueo propio del Degtyaryov. Dispone de barril fijo, y bípode plegable. Se alimenta desde la mano izquierda, y normalmente está equipado con un cargador de tambor de 100 tiros.


El APV J8 en detalle. (J. Montes)

Necesidad de coches de patrullas de ametralladoras ligeras

En mayo de 2011, Guatemala fue sacudida por el descubrimiento de 26 cuerpos decapitados en una ganadería en la región norte de Petén. Los informes hablan de docenas de comandos armados que asaltan el rancho en busca del dueño Otto Salguero. Estos fueron elementos de los carteles de la droga mexicanos que buscaron a Salguero para buscar venganza. Antes de esto, el gobierno reconoció haber asesinado al cuerpo picado de Allan Stowlinsky, asistente del fiscal de distrito, por su participación en la incautación de 500 kg de cocaína en Alta Verapaz, un bastión del Cartel de Sinaloa en Guatemala. Un año antes, Los Zetas habían invadido en vigor a Petén, cuando unos 80 elementos del cartel mexicano de la droga, montados en camionetas blindadas y vehículos utilitarios deportivos, ingresaron en las aldeas de El Chal, Sabanetas y Grano de Oro; desde allí, se trasladaron a Caoba, una encrucijada con la carretera Tikal, donde se enfrentaron con un bloqueo policial, hirieron a un soldado y destruyeron cinco cruceros de la policía y un vehículo militar. Cuando los narcos se retiraron, las patrullas del Ejército encontraron una camioneta Toyota y un Mitsubishi blindado abandonó aproximadamente 1 Km del primer encuentro, junto con rifles de asalto, municiones y equipo de comunicación. En cuestión de días, las autoridades habían incautado 6 vehículos. Los narcos habían venido desde Belice hasta El Naranjo, hacia México con unos 15 vehículos.

Los Zetas se habían mudado a Guatemala desde 2007, estableciendo fortalezas en Nentón, San Mateo Ixtatán y Coatán Barillas. Luego en Cobán, Alta Verapaz. Un año después tuvieron fortalezas en la ciudad de Guatemala y Chiquimula y Zacapa, donde se enfrentaron con los Lorenzana, asociados con el Cartel de Sinaloa. Se sabe que operan desde Huehuetenango, con un bastión en La Democracia, al sur de Santa Ana Huista. En 2009, se descubrió un campo de entrenamiento militar en Quiché, seguido del descubrimiento de un almacén de drogas en Amatitlán. La ruptura entre el Cartel del Golfo y Los Zetas en 2010 muestra el camino hacia el cartel que conquista Guatemala, El Salvador y Honduras (3). Después de los terribles hallazgos, el gobierno guatemalteco ordenó el estado de sitio y el Ejército se mudó a Alta y Baja Verapaz. Las fotos del arsenal confiscado incluían docenas de ametralladoras MG 34. Solo en Coban City, las incautaciones obtuvieron 45 vehículos, 35 pistolas, 39 rifles de asalto y 23 MG 34 (4). Sí, el legendario Mashinengewehr 34 de la Segunda Guerra Mundial. Guatemala recibió cientos de estas armas en la década de 1950 a partir de entonces Checoslovaquia.


El APV J8 se ha suministrado a Belice, Guatemala, Honduras, El Salvador y Panamá (J. Montes)

En junio de 2012, el Ejército desplegó una nueva Brigada de Operaciones Especiales de la Selva en Petén, y la ayuda militar de los Estados Unidos llegó para establecer Fuerzas de Tareas Interinstitucionales a lo largo de las fronteras, además de unos 200 Infantes de Marina de los Estados Unidos. La Brigada de la Selva inició operaciones desde Subín, en el municipio de La Libertad, Petén, y se le encomendó la tarea de patrullar la frontera de 345 km con México. El núcleo de la Brigada es un batallón de la Selva de 500 miembros que opera específicamente desde San Andrés, San Francisco, La Libertad, Las Cruces y Sayaxché, junto con la tarea de proteger el Parque de la Laguna de Tigre. Los otros dos batallones de 500 efectivos se forman con Kaibiles, y el apoyo adicional proviene de la 1ª Brigada de Infantería de 1400 efectivos, por lo que el Ejército de Guatemala aumentó de unos 16,000 soldados a 23,000. En El Salvador, 6500 soldados desplegados para tareas de seguridad interna, y en Honduras, la nueva Policía Militar del Orden Público de 5000 miembros se ha estado organizando y desplegando.

En junio de 2014, las autoridades guatemaltecas confiscaron en una única redada de USD $ 1.8 millones y 22 kilos de cocaína, en San Pedro, municipio de El Naranjo, Petén. Estas confrontaciones abiertamente abiertas y audaces explican la necesidad de los portadores de ametralladoras blindados ligeros. La lucha contra el narcotráfico está lejos de terminar.

Teoría de la guerra: La guerra está imbricada en la sociedad humana


La minería de datos agrega evidencia de que la guerra está integrada en la estructura de la sociedad

Un nuevo estudio de guerras de más de 600 años muestra un conflicto a raíz de una ley matemática universal, lo que sugiere que el período actual de paz relativa podría ser más frágil de lo que muchos han pensado.

por Emerging Technology from the arXiv


La guerra es un tema de estudio detallado entre los historiadores, lo que refleja una esperanza general de que al aprender del pasado, podemos evitar errores similares en el futuro.

Muchos historiadores estudian la guerra en términos de los actores involucrados y las decisiones que toman. A menudo es posible describir cómo emergen las guerras de estas tensiones e identificar patrones de comportamiento que deben evitarse en el futuro.

Pero en los últimos años ha surgido otra forma más poderosa de pensar acerca de la guerra. En esta forma de pensar, la guerra es un fenómeno de red simple pero inevitable que está conectado a la estructura de la sociedad.

El pensamiento va así. La sociedad es una red compleja de fuerzas sociales, políticas y económicas que dependen de la red de vínculos entre los individuos y los países que representan. Estos vínculos se están reorganizando constantemente, a veces debido a la violencia y la muerte. Cuando el nivel de reorganización y la violencia asociada se elevan por encima de un nivel de umbral, describimos el patrón resultante como guerra.

Este enfoque científico de la red proporciona una nueva forma de pensar acerca de cómo evitar las causas de la guerra. Pero también plantea cuestiones importantes. No menos importante de esto es si este nuevo enfoque se basa en la evidencia: ¿el registro histórico proporciona una buena evidencia de que la guerra es un fenómeno de red?

Hoy recibimos una respuesta gracias al trabajo de Ugo Bardi en la Universidad de Florencia en Italia y un par de colegas, que analizaron una de las bases de datos históricas más grandes de conflictos violentos y dicen que sus propiedades estadísticas son totalmente compatibles con la teoría de la red. de guerra. "Nuestro resultado tiende a apoyar la idea de que la guerra es un fenómeno estadístico relacionado con la estructura de red de la sociedad humana", dicen.

Bardi y sus colegas comienzan con un conjunto de datos compilados por Peter Breche en la Universidad de Georgia Tech en Atlanta, que consiste en el número de víctimas mortales de guerra cada año entre 1400 y 2000.

El análisis es sencillo. Bardi y sus colegas consideran varios tipos de tendencias a lo largo del tiempo, tanto en los datos sin procesar como en los datos normalizados para la población mundial. Luego examinan las características estadísticas de estos datos.

Los fenómenos de red generalmente muestran una firma clara: los eventos siguen una distribución de la ley de potencia [nota del administrador: que siga ley de potencia implica que existen pocos conflictos con muchísimas bajas y muchísimos conflictos con pocas bajas relativas]. Este tipo de patrón surge en todo tipo de estudios de red, por ejemplo, el tamaño de los sitios web en Internet, que se conectan entre sí a través de una red compleja.

La mayoría de los sitios web están vinculados a una pequeña cantidad de otros sitios. Pero una pequeña cantidad de sitios web están vinculados a una gran cantidad de otros sitios. De hecho, la diferencia en popularidad varía en muchos órdenes de magnitud. Esa es una distribución de la ley de poder.

El tamaño de las epidemias de enfermedades, que se propagan a través de las redes sociales, sigue un patrón similar en muchos órdenes de magnitud. La gran mayoría de los casos de enfermedad son pequeños, pero un pequeño número es enorme y afecta a muchos millones de personas. Incluso el tamaño de los incendios forestales, que se propagan a través de la red de conexiones físicas entre árboles, sigue esta distribución de la ley de poder.

El hallazgo clave de Bardi y sus colegas es que los datos sobre conflictos violentos muestran claramente esta firma de ley de poder. La mayoría de los conflictos violentos involucran un pequeño número de muertes, pero un pequeño número involucra a muchos millones de muertes. "La guerra parece seguir las mismas leyes estadísticas que otros fenómenos catastróficos, como huracanes, terremotos, tsunamis, inundaciones y deslizamientos de tierra, cuya distribución sigue la ley de poder aproximada", dicen.



Eso es importante porque permite a los teóricos de redes estudiar la guerra utilizando las mismas herramientas matemáticas desarrolladas para una amplia gama de otros fenómenos de la red. También proporciona nuevos conocimientos sobre la naturaleza y las causas de la guerra.

Por ejemplo, los historiadores a menudo se centran en los eventos específicos que desencadenan la guerra. Pero este nuevo enfoque sugiere que el activador no determina el tamaño final de una guerra.

Una buena analogía es con los incendios forestales. El tamaño de estos incendios tiene poco que ver con la chispa que los inicia, sino que depende de la red de conexiones entre árboles, que varía con el tiempo.

De manera similar, el tamaño de una guerra tiene poco que ver con el incidente desencadenante, sino que depende de la red de tensiones políticas, sociales y económicas que existen en ese momento. Estos son notoriamente difíciles de medir. Es por eso que las afirmaciones de que una guerra puede librarse en términos limitados siempre deben ser recibidas con escepticismo.

Bardi y sus colegas utilizan este enfoque para explorar la idea de que la humanidad se está volviendo más pacífica y dicen que la evidencia no es convincente en este punto. "Hay poca evidencia que apoye la idea de que la humanidad está progresando hacia un mundo más pacífico", concluyen. Eso es porque las guerras se han vuelto menos comunes pero al mismo tiempo más destructivas.

El enfoque de Bardi y sus colegas no es en absoluto único ni nuevo. Varios otros investigadores han comenzado a ver la guerra de la misma manera en los últimos 20 años aproximadamente. Sin embargo, el nuevo trabajo es importante porque respalda el trabajo anterior al aplicarlo por primera vez en una de las bases de datos más grandes de conflictos violentos.

Este tipo de trabajo también arroja en perspectiva el significado del período de paz relativa desde la Segunda Guerra Mundial. El año pasado, Aaron Clauset de la Universidad de Colorado en Boulder realizó un estudio similar en una base de datos más pequeña de conflictos violentos y concluyó que la paz actual tendría que durar más de 100 años antes de que se pueda considerar una tendencia que refleje un cambio significativo.

De la misma manera, esto hace que la posibilidad de un conflicto mayor en el futuro sea incómodamente alta. Como lo dijo Clauset: "Los patrones históricos de la guerra parecen implicar que la paz larga puede ser sustancialmente más frágil de lo que creen los defensores". Una conclusión aleccionadora.

Ref: arxiv.org/abs/1812.08071 : Pattern Analysis of World Conflicts Over the Past 600 Years

Cazas tácticos: Programas PFI TPFI / LPFI (URSS)

Programas PFI TPFI / LPFI

Genezis



El primer trabajo en una nueva máquina de combate que podía competir con el caza F-15 Eagle de los EE. UU. comenzó en la Unión Soviética a mediados de los años sesenta. Condujeron a una serie de diversos estudios. En OKB Suchy, los diseños iniciales se centraron principalmente en un avión de combate Škval bimotor avanzado con alas cortas de ala cruzada con extremos de husillo y superficies de cola de pato. Sin embargo, el proyecto no recibió suficiente apoyo y pronto se detuvo.



El concepto de caza Sukhoi Skval

Después de que fue en 1969, McDonnell Douglas declarado ganador del F-X, estaba en la Unión Soviética creó un programa PFI (Perspektivnyi Frontovoi Istrebitel), que había conducido a nuevos anti-Eagle. Sus requerimientos eran muy ambiciosos. La idea básica era superar el desempeño de un competidor estadounidense en al menos un 10%. Esto significaba construir aviones multiusos ágil con una velocidad máxima de Mach 2,5 a nivel de un 1,500 kmh en el suelo, la capacidad para arrancar en pendiente 350 m / s, disponible 20 km, la capacidad para superar la congestión 9 G con un alcance máximo de vuelo de al menos 2500 km / h. Al mismo tiempo, se suponía que debía llevar una gran cantidad de armamento sofisticado, impulsado por un sistema de tirador avanzado. Se han creado dos equipos de desarrollo independientes en OKB Sukhoi. El primero fue trabajar en un avión T10-2 convencional, el motor F-15, mientras que el otro se centró en el super-concepto innovador T10-1.



Proyecto alternativo de propuesta de superintegración de los propuesta de concepto de caza de concepto clásico de Sukhoi T10-1 y Sukhoi T10-2

De acuerdo con la versión más probable, el concepto de alas con transiciones vórtice, integrante del fuselaje, las góndolas de motor pareja se separó en la parte inferior de la quilla y dos colas surgió entre jóvenes ingenieros OKB MiG. En ese momento, sin embargo, el MiG no se debió principalmente a la salida MJ Gurieviča y muerte de A. I. Mikoyan ambiente incierto, lo que obligó a gran parte del personal con talento para ir a la competencia P. O. Sukhoi, que gobernaba las condiciones inusuales soviéticas de relaciones democráticas. Este concepto también ha comenzado a tratarse en el CAGI (Instituto Hidrodinámico Central), donde se ha dividido en tres áreas básicas de problemas, incluida la aerodinámica del viento, los enlaces integrales del ala del casco y el ala adaptativa. Solo en 1968 se aprobaron modelos de prueba durante más de 1,600 horas de voladura aerodinámica en túneles. El volumen de trabajo ha aumentado incluso después de que las primeras máquinas F-15A Eagle del programa F-X hayan comenzado a ingresar al servicio del consejo. Los diseñadores decidieron sacar sus aviones del bombardero futurista Izdeeli 200 T-4MS. El énfasis principal estuvo en el rango táctico y máximo, que fue 1.35 veces mayor en comparación con el F-15, lo que hace que la máquina tenga un suministro interno de combustible de al menos 9000 kg. Esto afectó el peso máximo de despegue en el rango de 25 a 30 toneladas. Para reducir la parte delantera, el fuselaje tenía que ser lo más bajo posible, de modo que la aeronave recibiera cuatro motores a reacción de pequeño diámetro. Aunque en términos de carga y carga, las características fueron excelentes, peor fue con la maniobrabilidad. En consecuencia, los diseñadores volvieron a un concepto más clásico con superficies de cola horizontales, pero conservando un alto grado de integridad del casco y el ala. Aquí, también, había varios diseños alternativos que variaban principalmente desde la parte delantera del casco con la cabina, la forma de las góndolas del motor y los conductos de aire de admisión. Por otro lado, tenían un ala ovalada con largos pasajes de remolinos o dos superficies de cola verticales. Tal concepto es ventajoso en el combate aéreo de maniobra cercana, ya que en un ángulo de elevación de más de 20 grados, la flotabilidad generada por el fuselaje es mayor que la flotabilidad generada por el ala. Las características básicas del próximo Sukhoi Su-27 fueron presentadas por un trío de ingenieros compuesto por Valery Nikolajenko, Vladimir Antonovich y Oleg Samojlovic.




Veinte modelos realizaron pruebas en túneles aerodinámicos alrededor de abril de 1970. Se midieron el coeficiente de elevación del ala y del casco, la flotabilidad, el par y las características de resistencia frontal. Al mismo tiempo, se han verificado varios conceptos de transiciones en remolinos largos o interacción de las superficies de la cola. Aunque el diseño con entrada de aire regulada en cuña para el motor no se resolvió, pero 15 años después se seleccionó para la serie MiG 1.42 / MiG-39 de la serie MFI. El equipo estándar de la nueva máquina consistía en seis misiles antiaéreos de corto alcance R-60 y dos misiles de rango medio K-25. No encontré ninguna información sobre el último disparo nombrado, por lo que es probable que su desarrollo no haya sido llevado a la fase operativa. El peso normal de despegue fue de 18 toneladas. La versión de la góndola del motor de dos círculos, que tenía un cono de entrada en el cono, también parecía interesante.









En el MiG, todo el trabajo estaba bajo el nombre completo de Miyabi-MiG-29. La propuesta resultante fue la más pequeña de todas las enviadas y su peso normal de despegue fue de 13.4 toneladas. Presentaba un ala redonda, una caja de entrada de aire al motor en una tropa y una superficie de cola vertical.



MiG-29 PFI Perspektivnyi Frontovoi Istrebitel, perspectiva táctica de combate propuesta

La OKB Yakolev eligió una estrategia diferente y creó rápidamente el diseño Jak-45 invertido con dos góndolas de motor separadas debajo del ala. Deberían tener unidades de propulsión R53F-300 con un empuje proyectado de 80.4 kN. Este diseño se derivó de Jak-47, que conservaba el mismo concepto aerodinámico pero era aproximadamente un 23% más grande. A pesar del aumento en el peso normal de despegue a 22,800 kg, que era casi nueve toneladas más que el Jak-45, el Jak-47 iba a ser armado con solo dos misiles de corto alcance y dos cohetes de largo alcance. Además, el rango se mantuvo sin cambios y sin tanques adicionales fue de 2500 km. Dos motores a reacción R59F-300, ubicados en góndolas cuadradas debajo del ala, proporcionaron la unidad. Un enfoque tan superficial parece haber sido el resultado de una serie de problemas que debían tratarse en Izdelji 82 (Jak-38) e Izdelliji 48 (Jak-141) en ese momento, por lo que no tenían posibilidades reales de manejar un gran número de nuevos enfoques necesarios para el desarrollo del avión de combate de cuarta generación.



Perspectiva táctica de caza propuestaYakovlev Yak-45 PFI (Perspektivnyi Frontovoi Istrebitel)

Hasta los 45 años, los ingenieros reprocesaron la versión con un despegue corto y un aterrizaje vertical. Entre 1973 y 1974, se establecieron una serie de aviones de combate de gran trayectoria altamente agresivos con radares potentes y cohetes antiaéreos. Dos motores Tipo 69 favorables con una unidad de empuje de 78.45 kN. Ninguno de ellos ha tenido éxito.



Propuesta de caza Yakovlev Yak MKI

En 1972, la Fuerza Aérea recibió cinco diseños diferentes de tres oficinas de diseño. El más avanzado fue el Sukhoi T10-1. Sin embargo, los oficiales del ejército pronto descubrieron que las especificaciones para el nuevo PFI eran tan ambiciosas que prácticamente no hay posibilidad de llenarlas con el único tipo de avión en su tecnología actual. Es por eso que el programa PFI fue el segundo mes más tarde, gracias al cabildeo intensivo de A. I. Mikojan, dividido en un luchador TPFI de servicio pesado y un avión de combate LPFI más fácil. Al mismo tiempo, la comisión rechazó ambas máquinas OKB Jakovlev. Al mismo tiempo, MiG presentó el diseño alterado de un luchador táctico ligero que ya aplicaba aerodinámica integral pero tenía dimensiones más pequeñas que el Sukhoi T10-1. Fue diseñado principalmente para el combate aéreo de maniobras cercanas a alturas medias.



Las especificaciones de combate pesado sirvieron mejor al gran motor doble, derivado del MiG-25. A diferencia de él, sin embargo, tenía un perfil modificado de las superficies del ala y la cola. También vale la pena mencionar la inusual superestructura del casco sobre el ala, que se distribuye de forma continua a lo largo de las líneas de los dos motores detrás de la cabina. Una alternativa a este era otro diseño con una superficie de cola vertical, que recuerda a la máquina americana Vigilant A-5.



Caza interceptor pesado MiG-29 TPFI denominado 1972


La propuesta MiG-29 TPFI es el modelo de combate pesado soviético

Después de la evaluación, el ganador del proyecto de quiebra TPFI fue declarado inequívocamente por el esquema prototípico Sugito 7A (T10-1) con dos motores de caja tipo góndola. Curiosamente, todavía han sido parcialmente encaminados a los lados, al igual que el caza estadounidense F-14. Sin embargo, con un avión tan grande, estaba claro que la maniobrabilidad requerida solo se lograría con un control de electropulso analógico con inestabilidad estática longitudinal artificial de la EDSU. Tal sistema ya ha existido y se ha incorporado al bombardero futurista Sucho T-4 Sotka. La poderosa computadora BCVM-80 proporcionó cálculos complejos de comandos para maniobrar superficies. Desde Sotka, también se utilizó un innovador sistema hidráulico de alta presión. y la experiencia adquirida en el mecanizado y soldadura de paneles de casco a gran escala. El principal constructor del Tipo T10 fue el conocido Nauma Semenovich Chernakov.


Sukhoi Sukhoi T10-1 TPFI esquema 7A perspectiva pesada táctico de combate interceptor avión avión soviético militar istrebitel

La máquina LPFI algo más fácil fue construir Mikojanovci sobre la base del diseño "Diablo" 9-11. Michail Waldenburg estuvo a la vanguardia del equipo de desarrollo. Era una máquina longitudinalmente estable estáticamente con dirección mecánica clásica y servo mecanismos hidráulicos. De las máquinas seriales posteriores de las versiones 9-12A y superiores, se distinguió principalmente por una nariz más corta, superficies de cola verticales más altas, superficies de cola horizontales inclinadas y una superposición de cabina simplificada.



MiG-29 LPFI 9-11 versión de preproducción modelo de propuesta de caza ligero

El primer prototipo MiGu-29 con el número 901 hizo su primer vuelo el 6 de octubre de 1977, dirigido por Alexander Fedot. Otros tres prototipos (902-904) seguidos por algunas modificaciones menores (como acortar el chasis delantero) siguieron. La máquina 903 se perdió después del incendio del motor el 15 de junio de 1978. Paradójicamente, su nuevo reemplazo no. 908 golpeó el 31 de octubre de 1980 el mismo destino. El esfuerzo intenso de OKB MiG no descuidó la atención de los recolectores "occidentales" que encontraron información fraudulenta y no siempre precisa encontrada en los archivos DIA en el archivo Ram-L 1977. En ese momento, el nombre real del Centro de Pruebas de Vuelo Zhukov era desconocido, y los servicios de inteligencia lo llamaron cerca de la ciudad de Ramenskoye. Cada otra máquina que apareció en las imágenes de satélite recibió el índice Ram: una carta de serie y un año. Durante los próximos dos años, se fabricaron nueve máquinas pre-seriales (917 - 925), la última de las cuales se convirtió en un modelo para la producción en serie. Los primeros combatientes entraron en funcionamiento en julio de 1983. Eslovaquia posee una flota MiGov 9-12A que reduce gradualmente, de los cuales 12 están modernizando actualmente el RSK MiG. Después de la primera manifestación en Finlandia en julio de 1986, recibió el nombre en clave de la OTAN Fulcrum.

jueves, 17 de enero de 2019

Espionaje e infiltración: Ninjutsu

Ninjutsu

Weapons and Warfare



Los orígenes del ninjutsu, ubicados aproximadamente entre 500 y 300 aC, están comúnmente vinculados (como lo son la mayoría de las artes de combate orientales) a las fuentes chinas. A menudo se hace mención de la interesante sección sobre métodos de espionaje que se recoge en el antiguo tratado The Art of War, escrito por el legendario general chino Sun Tzu. No existe un solo término en inglés que se pueda usar para definir con precisión este arte o ciencia, ni para describir con precisión a sus practicantes, el famoso ninja. Una traducción de ninjutsu podría ser "el arte del sigilo", que es un término comúnmente empleado en la doctrina del bujutsu. Esta definición, sin embargo, identifica solo una de las muchas características y funciones del ninjutsu: el ocultamiento, o la creación y perpetuación de un aura de misterio. Las funciones del ninja pueden ser representadas en general como las de infiltración en entornos hostiles, la realización de varios actos de sabotaje o asesinato, y la gestión de una huida exitosa una vez que se ha cumplido una misión. La infiltración de los centros y castillos enemigos, de hecho, dio lugar a una subespecialización particular del ninjutsu que se conocía como toiri-no-jutsu, mientras se deslizaba por las líneas enemigas en tiempo de guerra abierta o alerta militar se convirtió en una especialidad conocida como chikairi-no -jutsu. Las diversas acciones que se realizarían una vez que la infiltración se había logrado con éxito eran tan variadas como las propias circunstancias militares o estratégicas. Podemos dividir estos hechos o actos en tres categorías principales: primero, la recopilación de inteligencia por espionaje y todas sus actividades correlacionadas; segundo, asesinato, subversión, destrucción de las defensas enemigas; y tercero, la acción en el campo de batalla, incluidas las operaciones de combate en casi todas las formas, que van desde un encuentro abierto hasta una emboscada (ya sea contra una víctima indefensa o un señor fuertemente protegido).

Los ninjas, entonces, eran a menudo asaltantes que se contrataban como espías, asesinos, incendiarios, terroristas, para los grandes y pequeños señores de la era feudal japonesa. Cuando debían emprenderse ciertas tareas "de mala reputación", el guerrero obligado por el honor (que se esperaba que luchara abiertamente contra su enemigo de acuerdo con las reglas de su profesión) no solía ser el encargado de realizarlas. Las grandes organizaciones de familias ninja, que se especializan en tales tareas, estaban generalmente disponibles para el mejor postor.




Como espías, el ninja aparentemente hizo su primera aparición notable en el siglo VI, con un patrón de sangre real, el Príncipe Regente Shotoku (A.D. 574–622). Fueron frecuentemente contratados por los monjes combatientes de las montañas, el temible yama-bushi, que lucharon contra las fuerzas imperiales al final del período Heian y las de la clase militar en ascenso (buke). Los gremios de ninja fuertes se afianzaron firmemente en Kioto (que fue prácticamente gobernado por ellos durante la noche), y sus escuelas proliferaron hasta que hubo al menos veinticinco centros principales durante el período Kamakura. La mayoría de estos centros estaban ubicados en las provincias de Iga y Koga, y la concentración de estos combatientes peligrosos tuvo que ser destruida una y otra vez por varios líderes que buscaban obtener el control del gobierno central. Se informó que Oda Nobunaga había empleado cuarenta y seis mil soldados contra Sandayu en Ueno, destruyendo a cuatro mil ninja en el proceso. El último empleo impresionante de estos combatientes en el campo de batalla parece haber sido en la guerra de Shimabara (1637), contra cuarenta mil cristianos rebeldes en la isla de Kyushu.

Con el ascenso de los Tokugawa y su estado fuertemente policial, prácticamente todas las clases emplearon grupos de ninja contra miembros de otras clases, e incluso dentro de una clase, ciertos individuos contra miembros del clan que se oponían a ellos. Los ninjas también fueron utilizados en la red de espionaje construida por el shogun para controlar la corte imperial y los poderosos señores provinciales. Los ninja de la provincia de Koga, por ejemplo, eran conocidos en todo Japón como agentes secretos de los Tokugawa; y se dice que las bandas itinerantes de ninja han involucrado a grupos de guerreros en batallas locales, ya sea para suprimir el intento de sedición o para ampliar el control territorial del propio ninja. Los señores individuales y los miembros poderosos de otras clases, como los mercaderes, por ejemplo, también emplearon al ninja, quien les dejó un registro ininterrumpido de más de quinientos años de intrigas, interrupciones, asesinatos y otras formas variadas de desorden.

Las familias ninja eran microcosmos muy unidos, bien integrados en grupos más grandes (de acuerdo con el antiguo patrón de clan). Hubo líderes (jonin) que formularon planes, negociaron alianzas, estipularon contratos, etcétera, que los sub-líderes (chunin) y los agentes (genin) llevaron a cabo fielmente. Estos grupos formaron gremios más grandes con territorios individuales y deberes especializados, todos celosamente protegidos. Un hombre rara vez se unió a un grupo para convertirse en ninja; Generalmente tenía que nacer en la profesión. Las artes, las técnicas y las armas de cada familia, de cada grupo, se mantuvieron estrictamente secretas, generalmente se transmitían solo de padres a hijos y aún así con la mayor prudencia. La divulgación de secretos de ninjutsu a personas no autorizadas significó la muerte a manos de otros ninja del mismo grupo. Por lo general, la muerte también siguió a la captura, ya sea con la propia mano o con la de otro ninja, que solo dejaría un cadáver para que el captor lo interrogue.

Los libros y documentos (torimaki) relacionados con el patrimonio, las artes y las técnicas del ninjutsu, por lo tanto, se consideraron tesoros familiares secretos que era responsabilidad de cada generación preservar y transmitir a la siguiente. Contenían instrucciones sobre aquellas técnicas de combate con las que el ninja tenía que familiarizarse y que tenía que dominar (incluidas las artes marciales tradicionales del país: tiro con arco, lanza y manejo de la espada). A su vez, el ninja adaptó hábilmente el uso de estas artes para adaptarse a sus propios propósitos tortuosos. Utilizó un arco corto de fácil montaje, por ejemplo, en lugar del arco largo del guerrero, y también ideó métodos para reducir telescópicamente una lanza, con resultados asombrosos cuando repentinamente se extendió por completo. Los miembros del Kyushin ryu, una escuela de ninjutsu, se destacaron por sus métodos poco ortodoxos de usar una lanza (bisento). Las espadas y otras cuchillas variadas, finalmente, también se usaron en los extremos de varios polos plegables a los que se unieron cadenas para una rápida recuperación; a menudo, las cuchillas se proyectaban mediante manantiales ocultos, o simplemente se lanzaban a mano de acuerdo con las técnicas del shurikenjutsu. Los ninjas también eran maestros de las técnicas del iaijutsu, lo que les permitía arrojar espadas o dagas con velocidad cegadora. El Fudo Ryu, otra escuela de ninjutsu en el Japón feudal, fue considerado muy superior en el desarrollo de este tipo particular de destreza con cuchillas.



Sin embargo, el ninja también tenía una gama completa de armas especializadas para su uso exclusivo, cada una con su método de empleo particular y completamente desarrollado. Se incluyeron pistolas, cuchillos y ganchos, garrotes, varios clavos (toniki), nudillos de latón (shuko), una extensa variedad de cuchillas pequeñas (shuriken), incluyendo dardos, dardos, discos en forma de estrella, etc. en su arsenal. Los shuriken o "agujas" generalmente se guardaban en una banda que contenía hasta cinco misiles mortales, y podían lanzarse en rápida sucesión desde cualquier posición, luz y distancia variable. Las formas de lanzar los shuriken parecen haber sido agrupadas, logrando el estatus de un arte en toda regla (shurikenjutsu). Incluso los miembros de la clase guerrera estudiaron sus técnicas para poder usar sus espadas cortas (wakizashi), dagas (tanto) y cuchillos (como el ko-gatana y kozuka) con mayor precisión y efectividad a largas distancias. Shuriken también podría forjarse en un disco en forma de estrella con muchos puntos afilados que irradian desde un centro sólido. Llamadas a veces sacudidas, estas estrellas afiladas generalmente se lanzaban con un movimiento de látigo de la muñeca que las hacía girar hacia su objetivo, a menudo inadvertidas hasta que era demasiado tarde. Especialmente famosas fueron las cadenas o cordones con un peso giratorio en un extremo y una cuchilla de doble filo en el otro (kyotetsu-shoge), que el ninja sabía usar con una precisión implacable; también estaba el personal de bambú de aspecto inocente llevado por un peregrino aparentemente desarmado; el bastón ocultaba, sin embargo, una cadena con un peso en un extremo y un bloque de plomo en el otro.

La habilidad del ninja para penetrar fortalezas enemigas (casas, castillos, campamentos militares, habitaciones individuales, etc.) se basaba en su conocimiento de la psicología práctica, así como en su dominio de la más impresionante variedad de dispositivos de escalada (ganchos con cuerdas, escaleras flexibles) , zapatos especiales, puntas de mano, etc.), que también podría usar como armas. Además, generalmente llevaba tubos de respiración y pieles inflables para poder permanecer bajo el agua durante largos períodos de tiempo o cruzar fosos, lagos o pantanos de castillos con relativa facilidad. Químico experto (yogen) por derecho propio, el ninja a menudo usaba dardos envenenados, tubos de ácido, granadas de pólvora, bombas de humo, etc., adaptando hábilmente los antiguos descubrimientos chinos en química e invenciones en explosivos a sus requisitos particulares . Después de la llegada del portugués, incluso usó armas de fuego. Estas armas, además de las punteras que dejó caer detrás de él mientras escapaba, contribuyeron a su habilidad para evadir la captura al disminuir la velocidad, cegar, matar, paralizar o simplemente sorprender a sus perseguidores.

Entre los métodos de combate desarmados que dominó, el jujutsu, en su forma más utilitaria y práctica, predominó. Las escuelas de ninjutsu, sin embargo, también se especializaron en sistemas particulares de violencia que rara vez se encuentran en otros lugares. El ninja del Gyokku ryu, por ejemplo, era experto en el uso mortal del pulgar y los anilladores contra los centros vitales del cuerpo humano. Este método se conoció como yubijutsu. Los estudiantes de Koto Ryu fueron particularmente competentes en romper huesos (koppo).

Por lo que antecede, parece obvio que un ninja era un enemigo verdaderamente peligroso, hábil y preparado para hacer frente de manera eficiente y despiadada a casi todas las dimensiones posibles del combate armado y desarmado. Su control corporal general y su rango de posibilidades musculares a menudo era asombroso. Además de entrenar en las diversas artes mencionadas anteriormente, se dice que pudo escalar paredes escarpadas y acantilados (con la ayuda de ciertos equipos), controlar su respiración bajo el agua y su latido bajo el escrutinio del enemigo, saltar desde grandes alturas ( paredes, etc.), desengancharse de nudos y cadenas, caminar o correr largas distancias, permanecer quietos durante horas (incluso días, afirman algunos autores), mezclarse con sombras, árboles, estatuas, etc., así como personificar personas de todas las clases, pudiendo así moverse libremente incluso en áreas que estaban bajo estricta vigilancia. En este contexto, su conocimiento y dominio de la psicología práctica, como se indicó anteriormente, parece haber sido altamente desarrollado y se dice que incluyó juego de manos e hipnosis (saiminjutsu), habilidades que pueden haber constituido la base de varios de los ninjas. hazañas más sorprendentes.

Frente Oriental: La operación Barbarroja (parte 2)

/ k / Planes. Episodio 96: Barbarroja


/ k / Planes


Parte 1 | Parte 2



Preparación



Poco después de que la batalla de Francia llegara a una conclusión, Hitler autorizó la planificación preliminar para una invasión de la Unión Soviética. Incluso mientras la Alemania nazi negociaba abiertamente con los soviéticos, yendo tan lejos como para ofrecerles una posición en la alianza del Eje, se estaban preparando silenciosamente para una invasión, con el objetivo de conquistar una franja de territorio que abarcaba desde Arkhangelsk hasta Astrakhan. El 18 de diciembre de 1940, Hitler emitió la Directiva 21, autorizando oficialmente los preparativos para la invasión, que se conocería como Operación Barbarroja. Rumania, que recientemente se había visto obligada a ceder Besarabia a la URSS, y Finlandia, que había perdido a Karelia el invierno anterior, fueron incluidos en los planes, al igual que el estado títere de Eslovaquia. Las tres naciones se convirtieron en bases para las fuerzas alemanas, mientras se preparaban para ayudar en la invasión venidera.



Los esfuerzos de reconocimiento aéreo, encabezados por bombarderos Ju 86, He 111 y Do 217, comenzaron en septiembre de 1940, con el objetivo de cartografiar los aeródromos a lo largo de los distritos militares fronterizos. Volando a altitudes extremas, volaron unas 500 salidas hasta el 15 de junio de 1941, identificando 100 campos de aviación principales entre Murmansk y Rostov-on-the-Don. Los vuelos no pasaron desapercibidos para los soviéticos, mientras que muchos vuelos eran lo suficientemente bajos como para que los interceptores pudieran llegar fácilmente a la aeronave, una política de no provocación impidió que el VVS se opusiera a los intrusos. Aun así, dos aviones de reconocimiento terminarían cayendo en la URSS, incluido uno el 15 de abril de 1941 que aterrizó con un rollo de cámara intacto lleno de imágenes de aeródromos estratégicos. Los líderes de VVS señalaron que era probable que siguiera una ofensiva, pero las órdenes oficiales impidieron cualquier acción.



Mientras comenzaba el esfuerzo de reconocimiento aéreo intensivo, la inteligencia alemana estaba analizando las capacidades soviéticas. Los adjuntos en Moscú señalaron el mal estado del VVS debido a la reorganización (purgas incluidas) en curso, y las estimaciones del número total de aeronaves disponibles fueron sorprendentemente precisas: 7.300 en comparación con los números reales de VVS de 7.850. Sin embargo, había muchas piezas defectuosas de inteligencia. El OKL subestimó el tamaño de la industria soviética y rechazó los informes de miembros del agregado de Moscú que señalaban la capacidad masiva de las fábricas soviéticas. Mientras que la producción mensual real de aeronaves era de aproximadamente 3-4,000, OKL colocó el número en apenas 600 por mes. También subestimaron enormemente la capacidad logística del enemigo, tanto en términos de dependencia en el transporte aéreo como en el supuesto de que los suministros de combustible serían escasos para el VVS. Tal vez lo más deslumbrante de todo fue el análisis defectuoso de las fábricas soviéticas: la poca información que existía sobre las fábricas de los Urales se descartó, al igual que la idea de que los soviéticos podrían reubicar sus fábricas a través de los Urales frente a las fuerzas en avance.




En cualquier caso, las fuerzas del Eje se unirían y una fuerza impresionante. Para el 21 de junio de 1941, 3.8 millones de hombres se habían reunido en el lado occidental de la frontera soviética, divididos en tres Grupos de Ejércitos: Norte, Centro y Sur. Fueron apoyados por unos 3.000 tanques, 7.000 piezas de artillería y 2.770 aviones. Luftflotte 5, con sede en Noruega, intentaría interrumpir las operaciones alrededor de Murmansk, con Luftflotten 1, 4 y 2 apoyando los avances de los Grupos de Ejércitos Norte, Centro y Sur, respectivamente. Lejos de olvidarse, pero prohibido de preparar, los soviéticos tenían poco menos de 3 millones de hombres en los distritos fronterizos, justo en la línea de fuego, apoyados por 11,000 tanques y 8,342 aviones. Aún operando en condiciones de tiempo de paz, las aeronaves yacen en aeródromos alineados perfectamente como si estuvieran en exhibición. No se hizo ningún esfuerzo para dispersar u ocultar la aeronave, ni se autorizó tal esfuerzo.


22 de junio de 1941



A las 0330 del 22 de junio de 1941, un informe llegó a Moscú de una serie de ataques aéreos en el frente. 30 equipos de bombarderos cuidadosamente seleccionados habían llegado a lo alto de las fronteras en la oscuridad de la noche, cayendo en diez aeródromos de combate en el frente para comenzar sus ataques a las 3:00 de la mañana. Cuando cayeron las bombas, se abrió la artillería, lo que indica el avance de una fuerza de casi 4 millones de hombres. Al amanecer, llegó la siguiente oleada de bombarderos. 500 bombarderos, 270 Stukas y 480 cazas cruzaron la frontera, golpeando 66 aeródromos que contenían casi el 75% de los aviones de combate en los distritos fronterizos. Los bombarderos llegaron al objetivo para encontrar silenciosos los aeródromos, con aviones cuidadosamente alineados a lo largo de las franjas para destruirlos.



Esas unidades lo suficientemente desafortunadas como para ser atrapadas en estas primeras huelgas fueron casi aniquiladas. El 9º SAD perdió 347 de sus 309 aviones, mientras que el 10º perdió 180 de sus 231 y el 11º 127 de 199. El aeródromo de Pinsk sufrió la pérdida de 43 SB y cinco Pe-2, mientras que el asalto KG 3 solo perdió una. bombardeo. El campo de aviación de Korbin, la base de la 74.ª SHAP, sufrió la pérdida de 47 I-15, 5 I-153 y 8 Il-2 en estas primeras huelgas. Los aeródromos de combate fueron los más afectados por las primeras huelgas, el VVS apenas pudo reunir una respuesta. En ocasiones, un solo I-153 o I-16 se elevaría para encontrarse con los invasores, pero tal valentía nunca terminó bien. Fuera de la desesperación, varios pilotos recurrieron a embestir. El VVS reportó 19 incidentes de embestida aérea el 22 de junio, lo que resultó en el derribo de al menos dos bombarderos.



El Stavka estaba aturdido, y las órdenes tardarían varias horas en llegar al frente. 10 horas después de que comenzara el asalto, Pavel Zhigarev, el comandante del VVS, ordenó a cada bombardero en el aire que resistiera a los invasores. La primera incursión de este tipo se produjo en 1315, cuando las 27 SB del 130 SBAP se enfrentaron a las fuerzas alemanas al norte de Brest. Sin escolta y mal coordinada, los resultados fueron previsibles. Se encontraron con un fuego terrestre fulminante que dispersó su formación, permitiendo que cuatro Bf 109 penetraran en la formación. Soldaron y lanzaron sus bombas, pero fueron atrapados por 30 Bf 109 más mientras se alejaban, perdiendo finalmente 20 de sus 27 bombarderos. En todo el frente, la historia era similar. Los DB-3 y SB aparecían en oleadas sin escolta de caza, tratando desesperadamente de detener el avance de las columnas enemigas. Algunos volaron alto, lanzando bombas con poco efecto debido a un entrenamiento deficiente. Otros volaron más bajo, haciéndolos presa fácil para las defensas aéreas y los cazas alemanes.



Cuando el primer día de la Operación Barbarroja llegó a su fin, ambos bandos anotaron la puntuación. Los informes iniciales afirmaron que se destruyeron unos 1.489 aviones soviéticos. Un testimonio de la enormidad de la pérdida, incluso Goering se negó a creer los totales, y ordenó un recuento, solo para encontrar que el número aumentó a más de 2,000. En total, las dos oleadas de aviones infligieron pérdidas increíblemente altas en el VVS: a la primera ola se le acreditaron unos 1,800 aviones enemigos por solo dos pérdidas, mientras que la segunda oleada destruyó otras 700 por la pérdida de 33 de los suyos. Las pérdidas totales de la Luftwaffe en el día ascendieron a 24 Bf 109s, 7 Bf 110s, 11 He 111s, 2 Stukas, 1 Do 17 y 10 más. Los rumanos también informaron la pérdida de dos cazas PZL. P.37, dos bombarderos SM.79, cuatro bombarderos Blenheims, un bombarderos Potez 633, un caza IAR 37 y un IAR 39. La increíble disparidad en pérdidas no fue en absoluto debida a la inacción completa por parte de los soviéticos - informó el VVS unas 6,000 salidas se realizaron solo el 22 de junio, en comparación con las 2,272 de la Luftwaffe.


Grupo de ejércitos del centro



La semana que viene solo vio las cosas empeorar para los soviéticos. Solo un distrito - el Báltico (pronto rediseñado el Frente Noroeste) - tenía alguna apariencia de preparación para la ofensiva venidera, pero sus intentos desesperados de contraatacar fueron detenidos por KG 76 y 77 de Luftflotte. La Luftwaffe mantuvo la presión constante sobre los aeródromos enemigos. aunque muchos bombarderos ahora estaban siendo encargados de misiones de apoyo aéreo cercano. Aunque estas incursiones con frecuencia tuvieron éxito, fueron costosas. Por ejemplo, cuando KG 76 y 77 fueron enviados para detener el contraataque del Frente Noroeste, perdieron 22 de sus números en el campo de fuego. Incluso con tales pérdidas, todavía lo estaban haciendo mucho mejor que el VVS. Las redadas de bombarderos desesperados y mal organizados continuaron con resultados predecibles. Las formaciones de bombarderos VVS se sacrificaban regularmente mientras luchaban para detener al enemigo, sus bombas apenas hacían un impacto en el campo de batalla. Las pérdidas del 23 de junio fueron más parejos que el primer día de la invasión, pero aún claramente en favor de los alemanes: Erhard Milch informó que 800 aviones enemigos fueron destruidos ese día, mientras que los soviéticos reclamaron apenas 78 aviones hasta el momento en la guerra.



Aunque se materializaron más contraataques el 24 de junio, la situación apenas mejoró. La comunicación se estaba volviendo difícil debido a la falta de radios y la vulnerabilidad de las líneas telefónicas utilizadas, y la campaña aérea en curso continuó reclamando innumerables aviones soviéticos. Operando bajo la supremacía aérea completa, la Luftwaffe rompió un contraataque en Grodno. En el otro lado del frente, las incursiones de bombarderos no acompañados persistieron, con resultados predecibles. El 24 de junio finalizó con otros 557 aviones soviéticos destruidos, mientras que la Luftwaffe había sufrido solo 40 destruidos y 30 dañados. Aún recuperándose de las pérdidas, el Stavka reorganizó apresuradamente el frente. El Distrito Militar de Leningrado se convirtió en el Frente Norte, mientras que los distritos Militares Báltico, Occidental, Kiev y Odessa se convirtieron en los Frentes Noroeste, Occidental, Suroeste y Sur, respectivamente.


El 25 de junio, finalmente comenzaron las redadas de represalia organizadas en la frontera. Dirigidos a atacar aeródromos alemanes, terminaron con pérdidas previsiblemente altas, pero marcaron una de las primeras incursiones estratégicas reales que el VVS había lanzado. En Bielorrusia, la Luftwaffe apoyó las puntas de lanza de los 2º y 3º Ejércitos Panzer mientras pasaban a gran velocidad por el cuartel general del 4º Ejército soviético en Brest. Amenazados con el cerco, el 4º Ejército comenzó a retirarse, pero serían víctimas de ataques aéreos. La Luftwaffe golpeó el cuartel general en Brest Fortress, con Stukas de StG 77 golpeando ellos mismos el cuartel general y KG 3 nivelando fortificaciones con 1800 bombas SC. Cuando el 25 de junio llegó a su fin, las pérdidas por VVS fueron nuevamente dolorosamente altas en 351.



A pesar de los esfuerzos para escapar del cerco, el 2 y 3 Ejércitos Panzer cerraron con éxito la trampa en Minsk el 27 de junio. Luftflotte 2 ahora cambió su enfoque para suprimir y destruir el bolsillo. A escala estratégica, los bombarderos continuaron los ataques a las líneas de comunicación vulnerables, haciendo imposible la coordinación de las fuerzas del Frente Occidental. Mientras tanto, comenzaron las salidas de reconocimiento armado, principalmente voladas por Hs 123s, destinadas a detener el flujo constante de las fuerzas soviéticas que escapaban del bolsillo Bialystok-Minsk por la noche. Aun así, las tasas de despegue disminuyeron debido a una combinación de altas pérdidas en incendios terrestres y en una logística difícil. El número total de incursiones en todo el frente se redujo a unas 800 el 26 de junio, y el 28 de junio se redujo a 458. Al día siguiente, solo se realizaron 290 salidas.



El VVS apenas había estado inactivo todo este tiempo. El Frente Occidental VVS había cometido casi toda su fuerza de bombarderos supervivientes, incluidos los TBAP 1 y 3 (TB-3 arcaicos voladores) en las incursiones de bajo nivel en el cruce del río Berezina. Sin embargo, volando contra fuego pesado y los ases de JG 51, sufrieron unas 146 derrotas. Para el 1 de julio, el bolsillo de Bialystok se había derrumbado, y la VVS del Frente Occidental se había reducido a solo 374 bombarderos y 124 cazas de una fuerza inicial de 1,789. El foco ahora se trasladó al bolsillo de Minsk, donde se rodearon otros cuatro ejércitos. Aunque el 2º Ejército Panzer tuvo sus problemas debido a que superó a su apoyo aéreo, los esfuerzos concertados del II y VIII Fliegerkorps estaban afectando al enemigo.



Más allá del frente, continuaron los esfuerzos de interdicción contra las comunicaciones soviéticas y los ferrocarriles. Sin embargo, para sorpresa de los alemanes, la infraestructura soviética estaba demostrando ser bastante resistente. Las líneas telefónicas pueden haber sido fáciles de cortar, pero los soviéticos movilizaron a las cuadrillas rápidamente para reparar las líneas de ferrocarril y los puentes, por lo que era raro que los daños duraran más de 24 horas. Sin embargo, tales reparaciones rápidas no serían decisivas a corto plazo. El bolsillo de Minsk se derrumbó el 3 de julio y con él casi 300,000 hombres se convirtieron en prisioneros alemanes. Para entonces, el Frente Occidental VVS había registrado alrededor de 1,669 pérdidas a las 699 pérdidas de Luftflotte 2 (de las cuales 480 se debieron a la acción del enemigo). La disparidad en las pérdidas puede haber sido anochecer, pero eso fue poco consuelo para los hombres en el frente. Por el momento, el Frente Occidental VVS ya no existía como una fuerza de combate.


Grupo de Ejércitos Norte



Como el Distrito Militar Báltico / Frente del Noroeste había tomado medidas para prepararse para la invasión, sufrirían mucho menos que los otros distritos en las primeras huelgas de la guerra. Habiendo dispersado y camuflado sus aviones en los días previos a la guerra a pesar de las órdenes oficiales, habían comenzado la guerra con 1.211 aviones en cinco divisiones aéreas y 71 aeródromos. Sin embargo, sus pérdidas comparativamente leves aún eran paralizantes: 425 aviones fueron derribados y otros 465 fueron destruidos en tierra el 30 de junio. Todo esto se produjo mientras el Luftflotte 1 destrozó un contraataque, seguido por el 4º Ejército Panzer disparado. a Daugavpils (cerca de Riga) para el 26 de junio. De hecho, el avance fue tan rápido que varios campos de aviación tuvieron que ser abandonados frente al enemigo. Cuando III./JG 54 llegó a su aeródromo el 25 de junio, encontraron 86 aviones soviéticos no dañados.



Aunque el frente noroeste de VVS había sufrido pérdidas catastróficas, recibió un poco de refuerzo en forma de VVS KBF (Red Banner Baltic Fleet). El 29 y 30 de junio, se lanzaron tres ataques masivos con una fuerza de bombarderos VVS KBF y los restos de los bombarderos VVS del Frente Noroeste. Se dirigieron a los puentes y el aeródromo de Daugavpils, con la esperanza de neutralizar la JG 54 y evitar el avance del 4º Ejército Panzer. Al igual que con la mayoría de las redadas hasta este punto, las misiones no fueron acompañadas, lo que llevó a grandes pérdidas. La mayoría de las bombas perdieron sus marcas por un amplio margen, mientras que los cazas de la JG 54 aumentaron en número para interceptar a los bombarderos soviéticos. El fracaso de las redadas vio el arresto y reemplazo del comandante del Frente Noroeste de VVS, pero a estas alturas las fuerzas aéreas locales habían dejado de ser una fuerza de combate funcional.



Dado que el Frente VVS Noroeste ya no está disponible para defenderse contra el Grupo de Ejércitos Norte, el Frente VVS Norte, hasta entonces encargado de defender las bastante tranquilas regiones de Murmansk y Leningrado, fue enviado al sur para cubrir el Báltico. Al mando del general de división Alexander Novikov, el frente norte de VVS sería el único de los distritos militares fronterizos en reunir una respuesta coherente en los primeros días de la guerra. El 25 de junio, había ordenado una huelga que consistía en cinco regimientos de caza y doce bombarderos en las bases de la Luftwaffe en Finlandia. Cerca de 500 aviones pasaron el día golpeando 18 aeródromos finlandeses, capturando a las fuerzas del Eje con la guardia baja, y quizás más sorprendentemente, infligiendo daño real a los objetivos. Y todo esto tuvo un costo bastante bajo: solo se perdieron 23 bombarderos y 11 cazas.



Novikov continuaría estos ataques con intensidad variable incluso después de que el Frente Norte del VVS se expandiera para abarcar el Báltico. Desafortunadamente, el liderazgo de Novikov solo pudo llegar tan lejos. Si bien la insistencia en el uso de radios y escoltas de combate significó que las fuerzas del Frente Norte de VVS generalmente tuvieron un mejor desempeño, aún sufrieron una tasa de pérdidas insosteniblemente alta. De vuelta en el Báltico, las cosas siguieron empeorando. El Frente Norte VVS apareció por primera vez en números sobre el teatro el 5 de julio, a lo que Luftflotte 1 respondió con ataques de represalia en los aeródromos que reclamaban 112 aviones. La Luftwaffe retuvo la supremacía aérea, continuando su campaña de interdicción para aislar a Ostrov. Novikov continuó su campaña de bombardeos intensivos contra las puntas de lanza alemanas, pero estas redadas fueron rechazadas con grandes pérdidas.



El 7 de julio, los bombarderos de Novikov hicieron quizás su contribución más decisiva hasta ahora. Reconociendo la vulnerabilidad de los puentes sobre el río Velikaya, Novikov envió una gran fuerza de ataque que logró interrumpir la logística del 4º Ejército Panzer. Sin embargo, esto se produjo a costa de 42 bombarderos. En los primeros 10 días de julio, el Frente Norte de Novikov había volado aproximadamente 1.200 salidas y arrojado 500 toneladas de bombas. A diferencia de los esfuerzos de bombardeo VVS en otros lugares, estas redadas tuvieron un impacto significativo. El Grupo de Ejércitos Norte reportaba grandes pérdidas de equipos para ataques aéreos, particularmente entre la 1ª y 5ª División Panzer. Aunque varias unidades casi habían sido aniquiladas, el Frente Norte de la VVS había detenido al 4º Ejército Panzer antes de Leningrado, dándoles tiempo para construir defensas.


Grupo de Ejércitos del Sur



Quizás la tarea más grande de todas cayó sobre el Grupo de Ejércitos del Sur. Separado del Grupo de Grupos del Ejército y del Norte por las vastas marismas de Pripyat, el Grupo de Ejércitos del Sur tenía la tarea de conquistar Ucrania. Con el apoyo de Luftflotte 4, debían enfrentarse a los frentes suroeste y sur, con 1.901 y 962 aviones, respectivamente. Aunque la mayoría de estos aviones estaban estacionados en el frente el 22 de junio, se salvaron de los peores esfuerzos de bombardeo de la Luftwaffe en estos primeros días. Las fuerzas VVS en el sur estaban más dispersas que las del Frente Occidental y, en el Frente Sur, varios comandantes proactivos habían tomado medidas para protegerse de la invasión que se avecinaba. Tales esfuerzos significaron que el VVS en general pudo reunir cierta oposición seria a estas redadas al principio.



Desafortunadamente, estos esfuerzos solo pudieron llegar tan lejos. No había disposiciones para dispersar unidades a pistas de aterrizaje alternativas, por lo que la Luftwaffe simplemente tendría que regresar a los objetivos varias veces para aniquilar el VVS. Al tercer día de combates, el Frente Suroeste había perdido 237 aviones en tierra. Para el Frente Sudoeste y VVS ChF (Flota del Mar Negro), la situación fue algo mejor, ya que sus bases estaban en gran parte fuera del alcance de la Luftwaffe. Se colocaron defensas energéticas en Ucrania, con el tamaño del teatro que impide que la Luftwaffe garantice la supremacía aérea completa. Las unidades VVS estaban demostrando una agresividad sin igual incluso ante las horribles pérdidas. Se hicieron esfuerzos concertados contra posiciones fijas como baterías de artillería, campos de aviación y puentes decisivos, lo que frenó el avance del Eje.



En el Mar Negro, el VVS ChF había estado realizando su propia campaña aérea intensiva desde el estallido de la guerra. Desde el primer día de la guerra, los bombarderos habían estado volando desde Crimea a Rumania, golpeando los puertos de Constanta y Sulina. Estas redadas esporádicas tomaron por sorpresa al Eje, ya que Crimea había sido ignorada en gran medida en la planificación previa a la guerra. El bombardeo endémico de Rumania duraría hasta que los alemanes llegaran a Perekop, lo que obligó a una importante fuerza de combate a permanecer en Rumania durante algún tiempo para proteger las refinerías estratégicas. Estas incursiones se acercarían gradualmente al frente a medida que avanzaba el Eje, y finalmente trabajaban para apuntar a puentes decisivos cuando el enemigo avanzaba por Ucrania.



En el eje de Kiev, la Fuerza Aérea Húngara hizo una contribución decisiva, llenando el vacío dejado por una Luftwaffe poco extendida. Aunque en su mayoría son obsoletos, proporcionaron un refuerzo muy necesario para V Fliegerkorps, permitiéndoles detener un contraataque soviético y despejar el camino para el 1er Ejército Panzer. Sin embargo, los alemanes experimentarían la mayor resistencia en el aire hasta la fecha. Para el 1 de julio, KG 55 había perdido 24 He 111s, KG 51 un tercio de su fuerza y ​​KG 54 16 Ju 88s. Al igual que en Leningrado, el Frente Suroeste VVS había arrojado aviones al problema, independientemente de las bajas, deteniendo el avance enemigo lo suficiente como para que el Ejército Rojo estableciera una línea defensiva en Kiev.



Sobre Bessarabia, el VVS presentó una defensa aún más impresionante. El Frente del Sur voló salidas ofensivas hasta que la región cayó, llegando a eliminar a 11 Stukas el 12 de julio cuando el IAP 55 golpeó un campo de aviación. Durante este tiempo, la Fuerza Aérea Rumana voló 5.100 salidas, reclamando 88 aviones soviéticos por 58 pérdidas. JG 77, que apoyó a los rumanos, recibió 130 aviones enemigos, mientras que las pérdidas alemanas en la región fueron destruidas y 30 dañadas. Las pérdidas admitidas por el Soviet fueron de 204, pero al mismo tiempo los registros muestran que la caída de fuerza en el papel del Frente Sur de VVS de 826 a 358.