jueves, 16 de junio de 2016

GCE: Los rojos y su calaña

Reflexiones y fotos de la España "roja"


Comentarios del historiador Juan Arráez Cerdá, respecto a un comentario inicial de un amigo catalán sobre que la guerra civil española había sido iniciada gracias al accionar de un componente muy organizado de la Falange y en los carlistas (milicianos voluntarios pro-monárquicos).

"Tu amigo catalán no tiene ni idea de lo que te ha dicho, cosa que me extraña a menos que sea una persona muy joven, dado que la educación "dirigida" que se está dando en este país tiende a falsear la historia de una forma que los que la ganaron la perdieron, los buenos son ahora los malos y los comunistas y anarquistas no eran mas que unos tiernos demócratas y liberales. Pero para algo existen los archivos y las hemerotecas.
La guerra podemos decir, sin temor a equivocarnos, que empezó en Octubre de 1934 cuando el Partido Socialista inició una sublevación armada contra el gobierno de la República con el fin de implantar el marxismo en España.En Asturias los combates fueron muy duros e intensos y para sofocar la sublevación hubo que traer a la Legión desde Marruecos. En las demás regiones no hubo prácticamente incidencia alguna, excepto de Cataluña, ya que aprovechando la ocasión se sublevó la Generalitat proclamando su independencia de España, pero con la sola salida de las tropas de la guarnición para proclamar el Estado de Guerra las aguas volvieron velozmente a su cauce.
Cuando todo acabó, el débil y obtuso gobierno se limitó a meter en la cárcel a los responsables y a indultarles al poco tiempo. Y así llegamos a 1936 en que el asesinato del diputado derechista José Calvo Sotelo, el día 12 de Julio, por miembros de la Guardia de Asalto y Pistoleros del partido Socialista al mando de un Comandante de la Guardia Civil hizo que el planeado alzamiento se concretase para el 18 de Julio y que el General Francisco Franco, que estaba dubitativo, se uniese el mismo. Por suerte, como luego se comprobó, se anticiparon por días al golpe que de nuevo los socialistas, que contaban con Cabos y Sargentos comprometidos en casi todas las guarniciones, se realizase.
En este país la derecha ha sido y sigue siendo cobarde, habla y protesta mucho, pero nunca pasa de ahí y jamás se ha jugado el tipo por su Patria.
Y así nos han ido las cosas.
En 1936 solo había dos fuerzas políticas que podemos llamar nacionales:la Comunión Tradicionalista y Falange Española de las J.O.N.S.
Los primeros eran muchos y estaban perfectamente organizados en los llamados Tercios de Requetes, siendo su mayor implantación en Navarra y el Pais Vasco, aunque igualmente tenían importancia en Andalucia y Valencia. Cuando el General Mola se alzó en Pamplona contó con varios miles de Requetes, perfectamente organizados y armados, lo cual fué decisivo no solo para afianzar el Alzamiento si no también para organizar las primeras unidades que salieron para combatir en el Pais Vasco y para avanzar hacia Madrid.
Por otro lado, los falangistas no eran muchos y la mayoría de sus dirigentes, incluido José Antonio Primo de Rivera, se encontraban encarcelados por el gobierno sin formación de causa alguna. No obstante
los falangistas castellanos salieron de Valladolid hacia Madrid y gracias a ellos se les cortó el paso a los republicanos en los pasos de Somosierra y el Alto del León.
Despues del Alzamiento todos esos derechistas de mierda se pusieron una Camisa Azul y en vez de ir al frente se dedicaron a la buena vida y a venganzas personales.Mas tarde, en Febrero de 1937, el General Franco
dictó el Decreto de Unificación y a la fuerza integró a los Requetes ya los Falangistas en un Partico Unico titulado Falange Española Tradicionalista y de las JONS. A partir de ese momento Falange Española dejó de existir.
Te diré que de los no mas de 10.000 falangistas que existían en julio de 1936 una gran parte habia muerto heroicamente en combate y que cuando Alemania invadió la Unión Soviética buena parte de ellos se alistaron en la División Azul para devolverle a Stalin la visita que sus huestes nos hicieron en 1936.
Y como ya me he explayado bastante, aquí te subo unas fotos que espero te gusten:



Es un blindado rojo capturado. Actualmente me da risa el que la gente se ofenda cuando al hablar de la guerra se denomina a los republicanos como rojos, olvidando que eran ellos mismos quienes así se denominaban.

 
Esto es lo que hacían los rojos: fusilar a la imagen del Corazón de Jesús sita en el Cerro de Los Ángeles, en las inmediaciones de Madrid.

 

Barricada o parapeto ante el Alcázar de Toledo, cuya caída fue anunciada a bombo y platillo por la radio y prensa rojillas en dos ocasiones. Lo cual, como es sabido, nunca consiguieron.
 

Siguiendo las teorías los rojos bolcheviques los rojillos españoles se dedicaron a blindar todo lo posible. En este caso un tren.
 

Dos putillas madrileñas con parte del botín saqueado en el Cuartel de la Montaña. Para lo único que sirvieron fue para infectar de sífilis y blenorragia a su compañeros milicianos


Esta es una de las primeras piezas Oerlikon de 20 mm. llegadas a manos republicanas. La foto en el frente madrileño de Guadarrama. 

1 comentario:

  1. Un artículo bastante acertado. Siempre se intenta desde la izquierda española mostrar a los sublevados como los malos de la película mientras que todos los que lucharon en el bando rojo-como ellos lo llamaban- se les suele mostrar como heróicos luchadores por la libertad cuando en realidad desde el primer momento los comunistas y anarquistas fueron los que predominaron en el Ejército Rojo.

    En especial es muy acertado la mención al golpe de estado del 34 perpetrado por el PSOE y los sindicatos para instaurar en España un régimen comunista que como todos los golpes que perpetra la izquierda se les califica con el mas romántico nombre de Revolución, golpe en la que los sublevados atracaron varias instituciones bancarias y jamás se encontró ni rastro del dinero.

    Sobran algunas denominaciones como lo de llamar putillas a las milicianas -a las que el mismísimo jefe anarquista Durruti despreciaba- y a las que llamaban las "ametralladoras" porque con la sífilis que propagaban causaban mas bajas en el bando rojo que las balas de los nacionales.

    Tampoco se suele mencionar las checas y torturas de los rojos con los prisioneros nacionales, checas en las que participaron activamente escritores como Rafael Alberti, hecho nunca mencionado en su biografía por cierto.

    Por suerte para España ganaron los menos malos.

    ResponderEliminar